lunes 26/10/20
La opinión de
Paco Rodríguez de Lecea
Paco Rodríguez de Lecea Escritor

Ni media tontería

La resurrección de las izquierdas es posible, pero harán falta esfuerzos coordinados, solidarios y precisos. Ni media tontería...

Maldiciones bíblicas

El muy honorable Puigdemont acaba de lanzar desde su celda en Neumünster el mensaje de que, estando preso, es (y somos todos los...

La resistible ascensión de los mediocres

Si la operación, definida en los medios nacionalistas como Opción C, se consuma finalmente, el ansiado viaje a Ítaca será patroneado...

Forges, adiós a un amigo

El mono de Forges no nos acompañará más por las mañanas. Es una pérdida mínima si se quiere,...

Después de la Asamblea

Una forma adecuada de recordar a Marcelino Camacho, de cuyo nacimiento acaban de cumplirse los cien años, es hacer memoria de lo...

Catalunya en crudo

El escenario no ha cambiado en sustancia, desde el 2015 ni desde el 155. Catalunya sigue en crudo, no se ablanda ni se macera...

Levitación

Una forma peculiar de levitar es la que está practicando Catalunya en Comú. Lo digo con pena, son los...

Monólogo de sordos

La idea de no pactar con el enemigo es bella en sí misma, pero cuando los pactos se hacen necesarios para impedir la...

Desigualdad ante la ley

La víctima de una violación en grupo durante los Sanfermines podría no tener derecho a protección...

El buen católico de mi bisabuela

En cuestiones de fe y costumbres, es necesaria una sana inflexibilidad para impedir que se cuele ningún desaprensivo en el...

Reescribir el relato

Quienes nos aseguraban alegremente que la independencia estaba a tocar, que no iba a pasar ninguna desgracia y no había que tener...

Queremos tanto a Iceta

La convocatoria de elecciones, siquiera sea en aplicación del odiado artículo 155 de una Constitución...

El rito de la humillación sexual

Weinstein & Spacey son la punta del iceberg, personas de elite mediática que han prescindido de la corrección...

Los fiscales convocan a la rebelión

Lamela y Maza van por lo derecho: garrotazo y tentetieso, y las posibles reclamaciones, al maestro armero Se diría que...