jueves 17.10.2019

Está en juego nuestra democracia

Los últimos nueve días he querido, mediante mi blog, acercaros todas aquellas propuestas que el sindicato ha trasladado a todos los partidos políticos con un único fin, que se comprometan a llevarlas a cabo. Y he querido dejar para el final la que, sin duda, marca lo que debe ser nuestro país.

El próximo domingo, a vuestro juicio, todas y todos vamos a ejercer un derecho que conseguimos después de muchos años de lucha y persecuciones. El establecimiento de la democracia nos volvió a permitir votar, como personas libres, para elegir a aquellos representantes que cada uno de nosotros creemos que pueden defender los valores de la democracia. Sin embargo, en los últimos años hemos hecho pasos hacia atrás en su calidad.

Las constantes reformas legales del PP en los últimos años, nos han hecho retroceder en derechos y libertades, criminalizando las huelgas, la libertad de expresión e, incluso, el derecho a vivir libremente de cientos de miles de inmigrantes. Se han ido recortando y coartando unos derechos que, mediante la Constitución, tenemos todas las ciudadanas y todos los ciudadanos. Y si no hacemos algo, esta situación puede ir a peor. Es necesario recordar que en esta campaña electoral ya hemos observado como la irrupción de la ultraderecha ha puesto en jaque algunas libertades que nos creemos son innatas al ser humano y que no lo son; son fruto de años de reivindicaciones, luchas y conquistas.

Es por esta razón que en estas elecciones generales no solo nos jugamos el futuro económico y social de nuestro país, sino también la calidad democrática del mismo. España no puede presumir de ser un país digno y democrático, si no revierte de forma inmediata medidas que han mermado nuestra libertad. Es necesario adoptar medidas precisas para construir un sistema económico más eficiente y sostenible, y una sociedad más democrática e igualitaria:

– Derogar la Ley Orgánica 4/2015, de 30 de marzo, de protección de la seguridad ciudadana (Ley Mordaza)

– Derogar el art. 315.3 del Código Penal, que criminaliza facultades esenciales para ejercer el derecho de huelga

– Exonerar a todos los trabajadores y trabajadoras procesados y/o condenados por participar en una huelga

– Derogar la Ley 41/2015, de reforma de la Ley de Enjuiciamiento Criminal

– Derogar la Ley 10/2012, de tasas judiciales

– Adoptar un plan integral para una justicia moderna, eficaz y de calidad

– Derogar la modificación de la Ley de Extranjería que permite el rechazo de inmigrantes en frontera, vulnerando convenios y tratados internacionales.

Este domingo está en juego nuestro futuro como ciudadanos y ciudadanas. Os animo a todas y a todos a ejercer vuestro derecho al voto. Debemos votar contra la desigualdad social, por la igualdad de derechos, la convivencia, la justicia social y, sobre todo, por la democracia y nuestras libertades.

Y el próximo 1 de mayo, saldremos a las calles para exigir a los partidos que vayan a gobernar que no lo pondremos fácil, y que no nos vamos a conformar con las palabras, sino que queremos hechos que respondan a nuestras propuestas y demandas, recordando que las personas son lo primero.

Está en juego nuestra democracia