<---Taboola---> <---Taboola---> #TEMP
sábado. 01.10.2022
"HEMOS GANADO, HEMOS GANADO"

La izquierda 'toma' la Bastilla para celebrar la victoria

La simbólica plaza de la Bastilla, donde Mitterrand celebró en 1981 la primera victoria de la izquierda fue escenario de la gran fiesta celebrada por los partidarios de Hollande.

"Hollande presidente, Hollande presidente", retumbaba en una plaza abarrotada de gente

Los simpatizantes de izquierda en Francia celebraron este domingo en las calles del país la victoria del socialista François Hollande en las elecciones presidenciales frente al conservador Nicolas Sarkozy. "Hemos ganado, hemos ganado", se podía escuchar a lo largo de toda la tarde en la parisina calle de Solferino, sede del Partido Socialista (PS), donde los militantes de esa formación agitaban banderas nacionales entre el júbilo y la impaciencia, a la espera de que se confirmara el triunfo de su candidato.

Una vez que la victoria de Hollande se hizo oficial con las estimaciones de resultados, a falta de conocer el escrutinio definitivo, los militantes empezaron a descorchar botellas de champán para celebrar el ascenso de un socialista al Palacio del Elíseo, 17 años después de la salida de François Miterrand.

Mientras tanto, la simbólica plaza de la Bastilla, allí donde Mitterrand celebró en 1981 la primera victoria de la izquierda en unas elecciones presidenciales iba recibiendo simpatizantes de Hollande, de izquierda y ecologistas para preparar una fiesta que se espera se prolongue hasta altas horas de la madrugada. "Hollande presidente, Hollande presidente", retumbaba en una plaza abarrotada de gente y en la que la Policía tuvo que cerrar la estación de metro por motivos de seguridad.

Escenario electoral habitual de las celebraciones de izquierda, el fervor en la Bastilla contrastaba con la soledad de la también parisina plaza de la Concordia, allí donde los simpatizantes de Sarkozy habían planeado celebrar la victoria de su candidato, si éste era capaz de dar la sorpresa y renovar por otros cinco años de mandato.

Lejos de París, en la plaza Gambetta de Tulle, la pequeña ciudad del departamento de Correze en donde Hollande es diputado y donde pasó toda la jornada electoral, cientos de personas se habían concentrado desde media tarde delante del estrado donde se había preparado una tribuna para el discurso del líder socialista. Ante la mirada de unos 600 profesionales de los medios de comunicación, los partidarios de Hollande celebraron en su feudo electoral la victoria del socialista.

La izquierda 'toma' la Bastilla para celebrar la victoria
Comentarios