#TEMP
miércoles. 17.08.2022
PONE DE PLAZO EL FINAL DE LAS FIESTAS NAVIDEÑAS

Rajoy presiona a CCOO y UGT para la reforma laboral

Lo único que se ha sacado en claro de la primera toma de contactos con patronal y sindicatos ha sido el plazo para acometer la reforma laboral. Rajoy quiere un documento consensuado después de la fiesta de Reyes. El tiempo apremia y el nuevo año podría traer importantes sorpresas.

Mariano Rajoy sigue sin mostrar sus cartas pero sí su voluntad de diálogo con los agentes sociales. La ronda de contactos que este miércoles mantuvo el futuro presidente del Gobierno con patronal y sindicatos sirvió básicamente para poner encima de la mesa los asuntos que deberán abordarse con prontitud, en particular la reforma del mercado laboral, un tema al que el líder del PP quiere dar la máxima prioridad, tanto es así que pidió a Rosell, Toxo y Méndez, un documento consensuado para después de Reyes.

Rajoy esperará por tanto a tener ese documento para tomar las primeras decisiones. Sin embargo, no resulta fácil que CEOE, CCOO y UGT se pongan de acuerdo con tan poco margen de tiempo, con lo que cabe esperar que el nuevo jefe del Ejecutivo aborde de inmediato la reforma laboral al término de las vacaciones de Navidad. Lo que haga en ese momento, con o sin documento es todavía una incógnita, tanto para empresarios como para los representantes de los trabajadores.

El propio Juan Rosell reconocía en declaraciones a los medios después de reunirse con Rajoy, que el nuevo Gobierno legislará haya o no acuerdo en la mesa de diálogo social. Y eso después de que el líder de la patronal lanzará el martes la advertencia de que no se puede gobernar a golpe de decreto lo que le provocó más de un tirón de orejas de los sectores más ultras de la patronal.

Las incógnitas son muchas. Fuentes sindicales consultadas por este periódico aseguran que Rajoy no les planteó nada relacionado con el coste de los despidos y que incluso se mostró en contra de que imponer la figura del contrato único. “No se ha entrado en detalles, no se ha concretado nada”, afirman, tan solo la fecha límite de después de Reyes.

Así lo explicó públicamente el líder de CCOO, Ignacio Fernández Toxo que se mostró “optimista” con el resultado de este primer encuentro. Rajoy transmitió a los agentes sociales los asuntos que, a su juicio, debería estar sujetos a acuerdos: la negociación colectiva, la contratación, el absentismo, la solución extrajudicial de conflictos, las empresas de trabajo temporal y formación y sobre el papel de las mutuas.

También puso sobre la mesa cuatro prioridades. En primer lugar habló de la propuesta de la Europa a “dos velocidades”. Rajoy se mostró contrario a esta idea pero aseguró que si finalmente se produce hará todo lo posible para que España saque la cabeza, es decir que no se quede en el furgón de cola, con lo que esto pueda conllevar en ajustes y nuevos recortes sociales.

Rajoy también planteó como prioridad la reducción del déficit y la reforma del sistema financiero. Por su parte, los líderes sindicales volvieron a esgrimir las propuestas ya planteadas hace meses: reforma fiscal para incrementar los ingresos y sacara más rendimiento al ICO y a las cajas nacionalizadas para hacer fluir el crédito a empresas y familias.

Por su parte, el líder de UGT dijo no sentirse presionado por el plazo dado por Rajoy para lograr un acuerdo entre patronal y sindicatos. Cándido Méndez fue el último de los representantes de los agentes sociales en reunirse hoy con el presidente del PP.

Rajoy presiona a CCOO y UGT para la reforma laboral
Comentarios