jueves 27/1/22


Es la segunda ciudad más grande de Uzbekistán. La Unesco declaró a esta ciudad de 2.700 años de antigüedad como Patrimonio de la Humanidad en el año 2001, y fue inscrita como Samarcanda - Encrucijada de culturas.

Se han encontrado evidencias de actividad humana en el área de la ciudad desde el Paleolítico tardío, aunque no hay evidencia directa de cuándo fue exactamente fundada Samarcanda.

Algunas teorías señalan que fue fundada entre los siglos VIII y VII antes de Cristo. Prosperando desde su ubicación en la ruta de la seda entre China y el Mediterráneo, Samarcanda fue una de las más grandes ciudades de Asia Central.

La ciudad es conocida por ser un centro islámico de estudio académico. En el siglo XIV se convirtió en la capital del imperio de Timur (Tamerlán) y es el sitio de su mausoleo el Gur-e Amir.

La Mezquita Bibi-Khanym sigue siendo uno de los monumentos más notables de la ciudad. El Registán fue el antiguo centro de la ciudad, la cual ha conservado cuidadosamente las tradiciones de los antiguos oficios: bordados, bordados de oro, tejidos de seda, grabado sobre cobre, cerámica, tallado y pintura sobre madera.

La Ruta de la Seda fue una red de rutas comerciales organizadas a partir del negocio de la seda china desde el siglo I a. C., que se extendía por todo el continente asiático, conectando a China con Mongolia, el subcontinente indio, Persia, Arabia, Siria, Turquía, Europa y África.

Sus diversas rutas comenzaban en la ciudad de Xi'an en China pasando entre otras por Karakórum en Mongolia, el Paso de Khunjerab, Susa en Persia), el Valle de Fergana en Tayikistán, Samarcanda en Uzbekistán), Taxila en Pakistán, Antioquía en Turquía, Alejandría en Egipto), Kazán en Rusia y Estambul, a las puertas de Europa, llegando hasta los reinos hispánicos en el siglo XV, en los confines de Europa y a Somalia y Etiopía en el África oriental.

Pasear por sus callejuelas, ver el bullicio y el colorido de sus gentes, los olores nos meten en un mundo nuevo y desconocido para todos nosotros.

¿Me acompañan a descubrir los tesoros de Samarcanda?


LA PLAZA DEL REGISTÁN

Es una de las plazas más magníficas del mundo, situada en el centro de la ciudad.  La grandeza y la belleza de esta plaza causan la sensación de estar en un mundo mágico y único que le hará inolvidable.

Existe la leyenda que dice que desde el inicio del siglo XV y hasta el principio del siglo XX, se llevaban a cabo las ejecuciones públicas en esta plaza para que la sangre se absorbiera mejor y no fuera visible pues la tierra estaba cubierta de arena.

La palabra Reguistán significa “lugar cubierto de arena”. Era el lugar donde se reunía la gente pues era el lugar donde se anunciaban los decretos reales, y antes de leerlos, se hacían sonar ruidosamente las trompetas.

A principios del siglo XV, aún no había ninguno de los monumentos únicos de la arquitectura medieval oriental que ahora le rodean desde los tres lados formando un hermoso conjunto arquitectónico.

Actualmente, el Reguistán es una enorme plaza que se encuentra pavimentada con ladrillos horneados y adoquines y en ella se encuentran el conjunto de tres magnificas universidades medievales que se encuentran incluidas desde el año 2001 en el Patrimonio Mundial de la UNESCO.

La construcción de las madrasas tuvo lugar en diferentes momentos de la historia.  La primera fue la madrasa de Ulugh Beg, erigida entre los años 1417 al 1420.  Fue realizada por orden del nieto de Timur, el gobernante y astrónomo Ulugh Beg.

Dos siglos más tarde, por orden del gobernante de Samarcanda Bahodir Yalangtush, se construyeron dos edificios monumentales más: la madrasa de Sher-Dor y la madrasa de Tilla Kari.

Cada uno de los tres edificios posee una decoración única, con filigranas talladas en piedra, que adornan las paredes y los portales. Las cúpulas azules de las madrasas están hechas de ladrillos horneados y en el exterior cubiertas con tejas esmaltadas, que brillan al sol, sin portar de qué lado alumbre.

La elegancia de los preciosos mosaicos de las madrasas de Ulugh Beg, las cúpulas de color turquesa y los majestuosos minaretes de Sher-Dor, la pintura de oro en las paredes de Tlla-Kari, nos deja con la boca abierta por su espectacularidad.

Desde finales del siglo XVII y la primera mitad del siglo XVIII, la ciudad sufrió una grave crisis.  La capital del kanato se trasladó a la ciudad de Bujará y la gran ruta de la Seda dejó de pasar por Samarcanda. La madrasa del Reguistán empezó a quedarse vacía.  Hubo incluso un período en el que la ciudad estaba casi completamente vacía y en la madrasa habitaban animales salvajes.

A finales del siglo XVIII, Samarcanda comenzó a recobrar movimiento gradualmente, y la vida en el Reguistán comenzó a bullir de nuevo. Reaparecen numerosas pequeñas tiendas y construcciones, y los maddahi que acompañaban su narración con gestos llenos de drama, glorifican a viva voz las hazañas de los santos y el heroísmo de los guerreros famosos de los tiempos pasados. El terreno de la plaza fue nivelado y pavimentado en el año 1875.  El Reguistán volvió a convertirse en el centro de la ciudad.

Dos veces al año se celebra un festival de música “Melodías de Oriente”, que reúne a grupos artísticos de toda Asia. En los días de la semana podemos contemplar talleres y tiendas con materiales artesanos.

Las madrasas son parte del legado del rey turco-mongol Tamerlán. Uno de los monumentos de Tamerlán lleva el proverbio “Si quieres saber sobre nosotros, examina nuestros edificios”.

El futuro virrey de la India, George Curzon llamó, en el año 1888, a la plaza del Reguistán “La plaza pública más noble del Mundo”. La plaza creció alrededor de la tumba del santo del siglo IX, Imam Muhammad ibn Djafar.

EL GUR-E AMIR

Es el mausoleo del conquistador asiático Tamerlán en Samarcanda, actual Uzbekistán.

04

Ocupa un importante lugar en la historia de la arquitectura islámica como precursor y modelo de las grandes tumbas de Humayun en Delhi y del Taj Mahal en Agra, construidas por los descendientes de Tamerlán, que dominaron la dinastía mogol del norte de la India.

Gur-e Amir significa en persa “Tumba del Rey”. Este complejo arquitectónico, coronado por una cúpula bulbosa de color azul celeste, contiene las tumbas de Tamerlán, de sus hijos Shahruj y Miran Shah, de su nieto Ulugh Beg y del sultán Muhammad. Mir Said Baraka, maestro de Tamerlán, también descansa en el mausoleo.

La parte más antigua del complejo fue construida a finales del siglo XIV por orden del Sultán Muhammad. Ya solo quedan los cimientos de la madraza y la khanaka, la entrada al portal y parte de uno de los cuatro minaretes.

La construcción del mausoleo comenzó en el año 1403, tras de la muerte espontánea del Sultán Muhamad, el heredero y nieto predilecto de Tamerlán. Timur había construido para sí mismo una pequeña tumba en Shakhrisyabz cerca de su palacio Ak-Saray.

Sin embargo, cuando Timur murió en el año 1405 al comenzar la campaña para conquistar China, los caminos hacia Shakhrisyabz estaban inundados, por lo que se decidió que fuese incinerado. Ulugh Beg, otro nieto de Tamerlán, completó su trabajo. Durante su reinado el mausoleo se convirtió en la cripta de la familia de la Dinastía Timúrida.

El portal de entrada está ricamente decorado con ladrillos tallados en varios mosaicos. La decoración del portal fue terminada por el habilidoso maestro Muhammad bin Mahmud Isfahani.

El mausoleo Gur-e Amir tiene una única cúpula. Es destacable su simplicidad en la construcción y la solemne monumentalidad de su apariencia. Es una construcción octaédrica coronada por una cúpula azul celeste.

05

La decoración de las paredes exteriores consiste en azulejos de color azul, azul claro y blanco, organizados de forma geométrica y epigráfica sobre un fondo de ladrillos de terracota. La cúpula de unos quince metros de diámetro y doce y medio metros de altura es de un color azul brillante con profundas escarapelas o rosetones y lunares blancos. Los profundos ribetes verticales dan una expresividad sorprendente a la cúpula.

Durante el reinado de Ulugh Beg, se abrió una nueva entrada al mausoleo.  Por dentro el mausoleo es amplio, de techos altos con grandes espacios a los lados y decoración diversa. Las paredes, en su parte inferior, están cubiertas con bloques de ónice colocados en forma de panel.

Cada uno de los bloques está decorado con dibujos detallados. Sobre el panel hay una cornisa con aspecto de estalactita de mármol. Gran parte de las paredes están decoradas con escayolas pintadas; los arcos y la cúpula interna están ornamentados con altos relieves de cartón piedra, dorados y pintados.

Las lápidas, con vistosas tallas que hay en el interior del mausoleo, indican la situación de las tumbas en una cripta que se localiza exactamente debajo de la cámara principal. Bajo el gobierno de Ulugh Beg se colocó un sólido bloque de jade verde oscuro sobre la tumba de Tamerlán.

Antiguamente esta piedra se había usado en un lugar de culto en el palacio del emperador de China y más tarde fue el trono de Kabek Khan que era un descendiente de Genghis Kan en Karshi.

06

Al lado de la tumba de Tamerlán descansan, bajo lápidas de mármol, sus hijos Miran Shah y Shah Rukh, así como sus nietos Muhamad y Ulugh Beg. El consejero espiritual de Tamerlán, Mir Said Baraka, también descansa aquí.

El Emperador persa y señor de la guerra Nadir Shah robó la piedra en el año 1740, pero se rompió en dos piezas y empezó a tener muy mala suerte. Sus consejeros le recomendaron que devolviera inmediatamente la piedra a su lugar.

La segunda vez que la piedra fue cambiada de lugar ocurrió en el año 1941, cuando un grupo de arqueólogos soviéticos abrió la cripta. El arqueólogo Mijaíl Guerásimov fue capaz de reconstruir la cara de Tamerlán a partir de los restos de su calavera.

Se pudo confirmar que se trataba de una persona muy alta para su época, pues medía 172 cm, y que pudo haber caminado con una pronunciada cojera. También se pudo investigar más en profundidad la información histórica disponible sobre el asesinato de Ulugh Beg y la autenticidad de las otras tumbas.

Sin embargo, el arqueólogo fue asimismo víctima de la maldición, ya que al día siguiente de haber abierto la tumba, Alemania invadió la URSS. La inscripción de la tumba dice: “Cualquiera que viole mi tranquilidad en esta vida o en la siguiente, será objeto de un castigo y miseria inevitables”. El esqueleto de Timur y el de Ulugh Beg, su nieto, fueron vueltos a inhumar con ritos islámicos completos en el año 1942.

Algunos consideran que el Gur-e Amir, el mausoleo de Ruhabad y el mausoleo de Aksaray pueden ser tres partes de un mismo conjunto basándose en su parecido.

Ruhabad construido en el siglo XIV, es un pequeño mausoleo y se ha dicho que contiene un mechón de pelo del profeta Mahoma. Hay una mezquita cerca de la puerta de la madraza. Las tres son muy similares.

El mausoleo de Aksaray construido en el siglo XV, aún no se encuentra restaurado, está ubicado en una calle tranquila al lado de Gur-e Amir.

EL OBSERVATORIO DE ULUGH BEG

07Este observatorio fue construido en la década de los años de 1420 por el astrónomo y noble timúrida, Ulugh Beg que es considerado como uno de los mejores observatorios del mundo musulmán de su tiempo.

Algunos de los famosos astrónomos islámicos que trabajaron en el observatorio fueron Al-Kashi, Ali Qushji y el propio Ulugh Beg. El observatorio fue destruido en el año 1449 y reconstruido en el año 1908.

El astrónomo Ulugh Beg construyó una madrasa en Samarcanda en el año 1420, que es conocida como Madrasa de Ulugh Beg. Se convirtió en un importante centro para el estudio de las estrellas e invitó a estudiantes personalmente escogidos a formarse y trabajar en ella.

Logró un gran prestigio y en su máximo apogeo tenía entre sesenta y setenta astrónomos trabajando. Se empezó a construir el observatorio en el año 1424, siendo completado cinco años más tarde. Beg puso a su ayudante Ali Qushji a cargo del nuevo Observatorio de Samarcanda.

Ali Qushji se mantuvo en el puesto hasta el asesinato de Ulugh Beg. Otros astrónomos notables que hicieron observaciones de movimientos celestiales en el observatorio fueron Qadizada al Rumi y Jamshid Kashani.

15

El observatorio fue destruido por fanáticos religiosos en el año 1449 y solo fue redescubierto en el año 1908 por el arqueólogo uzbeko-ruso de Samarcanda, Vassily Lavrentyevich Vyatkin, gracias a documentos que describían la ubicación exacta del observatorio.

Mientras trabajaba en la excavación, Vyatkin encontró uno de los instrumentos astronómicos más importantes del observatorio que era un gran arco que se usaba para determinar el mediodía. Una trinchera de aproximadamente dos metros de ancho fue cavada en un cerro a lo largo de la línea del meridiano, donde estaba colocado el arco.

Una base circular muestra un esbozo de la estructura original y la entrada a la sección subterránea restante del sextante Fakhri, ahora cubierto. El sextante tenía once metros de largo y tres pisos de altura, aunque se construyó subterráneo para protegerlo de los terremotos. Calibrado a lo largo de su longitud, fue el mayor cuadrante de la época con un radio de 40.4 metros.

El radio del arco del meridiano era según un astrónomo turco contemporáneo Abd Al Rahman Al Sufi de aproximadamente cincuenta metros y tenía la misma altura que la cúpula de Santa Sofía de Estambul. Era utilizado para la observación del Sol y la Luna y otros cuerpos celestes.

Junto con otros instrumentos como una esfera armilar y un astrolabio, los astrónomos que trabajan en Samarcanda podían determinar el mediodía de cada día según la altura meridional del Sol, la distancia al cenit y la declinación.

Los eruditos que utilizaban el observatorio habían actualizado las Tablas iljaníes hacia el año 1437. Estas tablas astronómicas estaban en uso desde mediados de la década de 1260, basadas en las observaciones del Observatorio de Maraghe. Fue el producto del trabajo de un grupo de astrónomos musulmanes que trabajan bajo su dirección en el observatorio de Samarcanda.

Las observaciones en Samarcanda dieron valiosas tablas de senos y tangentes y las Tablas Sultanianas, que listaban parámetros planetarios mejorados y coordenadas de 1.018 posiciones de estrellas.

Beg también determinó la oblicuidad de la eclíptica de la Tierra en 23.52, lo que sigue siendo la medida más precisa hasta la fecha.  Fue uno de los primeros trabajos que aportaban algo más que una actualización de los trabajos de Ptolomeo o Abd Al-Rahman Al Sufi.

09

De hecho, Ulugh Beg y sus estudiosos encontraron muchos errores en los trabajos previos, como explicaron en su prefacio sobre “Determinación de los lugares de las estrellas fijas en latitud y longitud”.

Estos descubrimientos y la investigación en el observatorio fueron muy importantes al permitir a los astrónomos pronosticar eclipses, calcular la hora del amanecer y la máxima altitud de un cuerpo celestial.

Las instalaciones permitieron a Ulugh Beg y su equipo calcular un año estelar de 365 días, 6 horas, 10 minutos y 8 segundos, solo un minuto más largo que los modernos cálculos electrónicos modernos. A pesar de que el observatorio fue destruido en el año 1449, el estudio astronómico continuó en Samarcanda setenta y cinco años más.

La entrada del observatorio ha sido modificada varias veces en años recientes.

El Museo del Observatorio de Ulugh Beg fue construido en el año 1970 para conmemorar el trabajo de Ulug Begh. Contiene tablas estelares de Ulug Beg y copias de las Tablas sultanianas. Las obras originales están en Oxford.

MADRASA TILYA KORI

Una de sus mayores atracciones es la Madraza de Tilla Kari, donde se estudiaba el islam.  Este edificio del siglo XVII es Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. El nombre de la madraza, Tilla Kari, significa obra de arte dorada y se entiende perfectamente el porqué cuando entras dentro de la cúpula principal de la mezquita.

Esta madraza fue construida entre los años1646 y 1660. Fue construida por orden del gobernante de Samarcanda y Yalangtubia Bahadura: según su plan, la madraza debía complementar la imagen arquitectónica de Registán.

Se eligió la parte norte de la plaza como lugar de construcción, donde en el siglo XV existía un caravasar Mirzoi, del que solo quedaban fragmentos de las murallas y de la Fundación hacia 1646. La construcción de la madraza Tillya-Kori duró casi quince años y se completó en el año 1660. Yalangtushbiy Bahadur mismo ya había muerto en ese momento, sin haber visto nunca la realización de su idea.

10

Tilla Kari está considerada como una incorporación perfecta desde el punto de vista simétrico y se ha convertido en uno de los iconos de la ciudad. Casi toda la superficie del interior de la cúpula está recubierta de oro y llena de detalles que atraen e miles de turistas al año.

Destaca su fachada ricamente dorada, gracias a la cual la madraza recibió su nombre.  Las superficies de sus muros y arco, así como la fachada de la madrasa fueron decoradas con oro aplicado por el método “kundal” que es una pintura policromada con pinturas adhesivas con detalles dorados en relieve de adorno. Esta madrasa fue construida específicamente para los estudiantes para que pudieran realizar sus oraciones diarias sin salir de la escuela.

El edificio de la madraza es de un piso, a diferencia de sus dos famosos "vecinos" de dos pisos. A pesar de esto, en su contexto, la madrasa Tillya-Kori no parece baja, debido a que la tarea compositiva se resolvió con éxito.

Las alas de la fachada principal de la madrasa son alargadas y redondeadas, de modo que encarna a la perfección el papel del elemento central del conjunto, y también realza la belleza de los otros dos edificios más monumentales de la plaza Reguistán.

11

Un gran terremoto de principios del siglo XIX destruyó el portal de entrada de la madraza, que en ese momento ya estaba inclinado. Desafortunadamente, la orden dada por Emir Haidar de llevar a cabo trabajos de restauración no ayudó a preservar el revestimiento de baldosas, el portal se reconstruyó sin él y el dorado no se conservó.

Pronto se perdió casi todo el revestimiento de la fachada y, en los años de la década de 1920, se hicieron varios esfuerzos para salvar los fragmentos supervivientes de la decoración. Después de varios años de trabajos de restauración, se restauró la madraza de Tillya-Kari, y en el año 2001.

SHER-DOR-MADRASSAH

La madrasa Sher-Dor o “Residencia de los Leones” fue llamada así debido al símbolo de poder representado en el portal en Samarcanda por los leopardos con el sol en la espalda y una gran esvástica, en la que “Señor Todopoderoso” está escrito en caracteres especiales árabes.

Se construyó en la primera mitad del siglo XVII. Su arquitecto es Abdul Jabbar y duró su construcción casi diecisiete años. Esta madrasa es una réplica de la madrasa de Ulugh Beg, pero con las medidas distorsionadas. Lo más probablemente es que fueran sus dimensiones desproporcionadas debido a las grandes cúpulas lo que provocó el colapso del edificio unas pocas décadas después de su construcción.

12

Todas las paredes de la madrasa están cubiertas con citas del Corán. Las fachadas exteriores y del patio están decoradas con gran imaginación. La magnificencia de los preciosos mosaicos, las cúpulas de color turquesa y el revestimiento de ladrillo vidriado atraen a muchos visitantes a ver las paredes de la madrasa.

Una multitud de flores rizadas decoran el pale de mosaico de los arcos del patio, formando un complejo patrón calado ornamental. El interior de las celdas, en contraste con la decoración externa, es asceta y austera. La habitación con blancas paredes lisas se divide en tres partes, una sala de estudio, una pequeña despensa y un lugar separado para dormir.

A principios del siglo XX, se iniciaron importantes trabajos de reparación, restauración e investigación arqueológica de la madrasa. Se repararon las hudjaras, la parte derrumbada de la bóveda de ladrillo del portal. También, se fortificó el mosaico tallado del tímpano y se desambló y se volvió a colocar el arco deformado del portal principal.

Todas estas obras se llevaron a cabo de acuerdo con las antiguas tradiciones de los maestros albañiles de la zona, según los cuales el desmontaje y la colocación de la bóveda se realizaban sin cimbrado.

La mampostería se completó en el año 1925. Posteriormente, se cambiaron las cúpulas y las bóvedas de las hudjaras, y se revistió las alas de las fachadas de la madrasa.  Entre los años 1960 a 1962, se restauraron los minaretes de treinta y un metros de altura de la fachada principal de la madrasa y un mosaico tallado del gran tímpano.

13

ULUGH BEG MADRASA

Fue construida por el nieto del Gran Tamerlán entre los años 1417 y 1420 y se convirtió en la más hermosa de todas sus creaciones. El edificio de la madrasa enfrenta a la plaza con su magnífico portal de arco con forma de flecha.

Además de las citas tradicionales del Corán, lo siguiente está escrito en el portal: “Sobre esta casa se puede decir, es una visión multilateral para las personas, un camino directo, misericordia para las personas con visión correcta.  El digno sultán, hijo de sultán, el fundador de este edificio de ciencia y beneficencia, es Ulugh Beg Gurgan, el partidario de la paz y la fe.  Que Alá mantenga el palacio de su gobierno, fortalezca sus fundaciones hasta el final de la existencia de su estado.  Viva verdaderamente bien en esta magnífica madrasa: ¡Que se sepa! Este edificio es el más excelente y el más alto de los lugares del mundo, el más perfecto de los edificios para el arte y el trabajo, establece los fundamentos de la ciencia y guía el camino a la salvación; la gente de la sharia y las fetuas vivían con él; por lo tanto, esta gran escuela se llama “los científicos viven en ella”.

La fachada principal de la madrasa, que da a la plaza de Reguistán, está resaltada por un magnífico portal. El decorado es de mosaico tallado, azulejos de mayólica y mármol tallado.  El revestimiento del edificio está decorado con inscripciones caligráficas de una manera asombrosa, que es de un perfeccionamiento artístico en su grado más elevado.

En las esquinas de las madrasa hay cúpulas altas y minaretes delgados. Sobre el arco de entrada hay un panel de mosaico con patrones geométricos. En el patio cuadrado está la mezquita, salas de conferencia y 48 hudjras, donde vivían los estudiantes.

Cada una de las hujras está dividida en dos habitaciones para dos personas. El primer piso de la sala está destinado para el aprendizaje, el segundo, para descansar. Las habitaciones estaban iluminadas con unas lámparas de aceite.

Fue una de las mejores universidades espirituales en el oriente musulmán en el siglo XV.  Aquí estudió Abdul Rahman Jami que fue un famoso poeta, científico y filósofo.

14

A pesar de su monumentalidad, el edificio parece ligero y elegante. Los detalles en relieve de las paredes pudieran generar la sensación de que ellas tienen un considerable grosor.  Un detallado ornato decorativo, azulejos azules y celestes en las paredes también contribuyen a la sensación de ligereza, y los delgados minaretes cilíndricos parecen dibujar el edificio en el eterno cielo azul de Samarcanda.

Se utiliza en la decoración principalmente tres colores característicos de los maestros de Samarcanda, el blanco, el azul y el celeste. La presencia de otros colores en el diseño habla de la participación en la construcción de maestros de otras regiones.

Grandes científicos dieron en esta madrasa sus conferencias como Kazy-Zade Rumí, Maulan Kashani, Maulan Kuschi y otros que hablaron sobre matemáticas, geometría, lógica, Ciencias naturales, astronomía, teología, el hombre y el alma del mundo.

El día de la inauguración de la madrasa, Haydi dio una conferencia en presencia de noventa científicos, pero nadie pudo entender este discurso científico, a excepción del propio Ulugh Beg y su maestro Kazy Zade Rumí, a quien los contemporáneos llamaban “el Platón de su era”.

Ulugh Beg que era un gran científico y educador, matemático y astrónomo, no logró detectar a tiempo el peligro que representaba su hijo Abd ul Latif que ordenó su asesinato el veinticinco de octubre del año 1449.

15

El cuerpo de Uligh Beg fue abandonado en el umbral de su modesta casa en las paredes de la madrasa. La justicia triunfaría, después de cinco meses y medio Abd ul Latif sería ejecutado, y sobre su tumba se escribiría la palabra parricida.

LA MEZQUITA BIBI-KHANYM

Es uno de los monumentos más importantes de Samarcanda. Fue una de las mezquitas más grandes y magníficas del mundo islámico en el siglo XV. A mediados del siglo XX, solo sobrevivía una gran ruina, pero la mayor parte de la mezquita fue restaurada durante el período soviético.

Después de su campaña india en 1399, Tamerlán decidió emprender la construcción de una mezquita gigantesca en su nueva capital, Samarcanda. Cuando Tamerlán regresó de su campaña militar en el año 1404, la mezquita estaba casi terminada. Sin embargo, no estaba contento con el progreso de la construcción e inmediatamente se hicieron varios cambios, especialmente en la cúpula principal.

Desde el comienzo de la construcción, se revelaron problemas de integridad estructural de la estructura. Se llevaron a cabo varias reconstrucciones y refuerzos para salvar la mezquita. Sin embargo, después de unos pocos años, los primeros ladrillos habían comenzado a caer de la enorme cúpula sobre el mihrab.

La escala de los planos de Tamerlán llevó las técnicas de construcción de la época al límite, y la integridad del edificio no se vio favorecida por la naturaleza apresurada de su construcción.

A finales del siglo XVI, Abdullah Khan II, el último Khan de la dinastía Shaybanid de Bukhara, canceló todos los trabajos de restauración en la mezquita Bibi-Khanym.

Después de eso, la mezquita se deterioró lentamente y se convirtió en ruinas roídas por el viento, el clima y los terremotos. El arco interior de la construcción del portal finalmente se derrumbó en un terremoto en el año 1897.

16

Durante los siglos, los habitantes de Samarcanda saquearon las ruinas en busca de material de construcción, especialmente el ladrillo de las galerías de mampostería junto con el mármol de las columnas.

En la época soviética se realizó una primera investigación básica para asegurar las ruinas. A fines del siglo XX, el gobierno de Uzbekistán comenzó a restaurar tres edificios abovedados y el portal principal.

El gobierno de la entonces República Socialista Soviética de Uzbekistán inició la compleja reconstrucción de la mezquita en el año 1974.  La decoración de las cúpulas y las fachadas se restauró y complementó en gran medida.

Durante estas restauraciones, se agregó una banda de inscripciones que revelan la Surat al-Baqarah del Corán al iwan del santuario principal de la mezquita. A partir del año 2016, el trabajo en la restauración de la mezquita estaba en curso.

La mezquita fue erigida por orden de Tamerlán entre los años 1399 y 1405. Posee los rasgos típicos de muchas construcciones medievales musulmanas, especialmente las composiciones de jardín.

La mezquita sigue el plan básico de la mezquita del patio. Sus paredes exteriores encierran un área rectangular que mide 167 metros de largo y 109 metros de ancho y corre aproximadamente de noreste a suroeste de la Qibla. Sin embargo, el tamaño del sitio vacío de galerías cubiertas era de solo 78 por 64 metros.

Al entrar en la mezquita desde el noreste a través del vasto portal del desfile que tiene 35 metros de altura llega al patio. Una cúpula monumental sobre una base cuadrada, de unos 40 m de altura, se eleva en el sitio opuesto del patio. La cúpula es la cúpula más grande de la mezquita.

Sin embargo, la cúpula no se puede ver desde el patio, ya que todo el edificio está cubierto desde el interior por el grandioso pischtak, que enmarca un Iwan monumental y profundamente incrustado.

El Iwan no permite entrar en la construcción subyacente que sostiene la cúpula; esto solo se puede hacer desde los lados. Otras dos cúpulas asociadas con los Iwan, de tamaño más modesto, miran hacia el centro de los lados largos del patio. Así, la mezquita Bibi-Khanym implementa el tipo arquitectónico clásico del “esquema Four-Iwan”.

17

Antiguamente existían galerías abiertas de 7,2 m de altura en el interior del patio. Su cubierta se formó a partir de la yuxtaposición de muchas bóvedas y cúpulas de ladrillo plano y pequeñas sostenidas por un bosque de más de 400 columnas y contrafuertes de mármol.

Se han restaurado cuatro minaretes en las esquinas exteriores del sitio. Otros cuatro minaretes más majestuosos que flanqueaban el arco del Portal de la entrada y el Pischtak del edificio abovedado principal aún no están terminados.

En el medio del patio se encuentra el pedestal de piedra, el enorme soporte del Corán, elaborado con bloques de mármol ornamentados. Esta vista notable se origina en la época de Tamerlán.

La enorme mezquita Bibi-Khanym con sus tres salas abovedadas, las galerías cubiertas y el patio abierto estaba destinada a reunir a toda la población masculina de la ciudad de Samarcanda para las oraciones conjuntas del viernes.

En la construcción de tres cúpulas de la mezquita Bibi-Khanym, sofisticada en la época de Timur, se aplicó una importante innovación: una construcción doble, donde la sala de la cúpula interna ni por la forma ni por la altura corresponde a la forma de la cúpula desde el exterior.

Hay un espacio hueco entre el techo interior y la cúpula exterior. Esta construcción de cúpula permitió que el salón principal de la mezquita se comprometiera con las proporciones y la estética del interior de 30 m de altura sobre el mihrab. Mientras tanto, la cúpula exterior de 40 m de altura del edificio principal podría diseñarse para una máxima impresión y visibilidad.

Este esquema se aplicó también a las estructuras de cúpulas laterales que permitieron hacer edificios modestos con estructuras en forma de torre de figuración con elegantes cúpulas exteriores en forma de melón y con nervaduras longitudinales.

Los interiores de la mezquita contienen dorados, imitando bordados de brocados locales. La mezquita Bibi-Khanym fue uno de los proyectos arquitectónicos más ambiciosos del período Timurid e influyó en la arquitectura de Asia Central, así como de Irán y Afganistán.

18

SHAH-I-ZINDA

Es una necrópolis en la parte noreste de Samarcanda.

El conjunto Shah-i-Zinda incluye mausoleos y otros edificios rituales de los siglos XI, XV y XIX. El nombre Shah-i-Zinda,  significa “El rey viviente” y está relacionado con la leyenda de que Qutham ibn Abbas, un primo del profeta Mahoma, está enterrado aquí.

Llegó a Samarcanda con la invasión árabe en el siglo VII para predicar el Islam. Las leyendas populares dicen que fue decapitado por su fe, pero no murió, tomó su cabeza y se fue al pozo profundo, el llamado Jardín del Paraíso, donde todavía vive ahora.

El complejo Shah-i-Zinda se formó durante ocho siglos, del XI al XIX y ahora incluye más de veinte edificios. El conjunto comprende tres grupos de estructuras: inferior, medio y superior conectados por pasajes abovedados de cuatro arcos llamados localmente chartak. Los primeros edificios datan de los siglos XI y XII.

Principalmente sus bases y lápidas se han mantenido hasta ahora. La mayor parte se remonta a los siglos XIV y XV. Las reconstrucciones de los siglos XVI al XIX no tuvieron importancia y no cambiaron la composición y apariencia general.

El cuerpo principal inicial, el complejo Kusam-ibn-Abbas, está situado en la parte noreste del conjunto. Consta de varios edificios. Entre ellos se encuentran el más antiguo, el mausoleo y la mezquita de Kusam-ibn-Abbas del siglo XVI.

19

El grupo superior de edificios consta de tres mausoleos enfrentados. El más antiguo es el mausoleo de Khodja-Akhmad, que completa el paso desde el norte. El Mausoleo es del año 1361, a la derecha, restringe el mismo paso desde el este.

El grupo intermedio está formado por los mausoleos del último cuarto del siglo XIV - primera mitad del siglo XV y se ocupa de los nombres de los parientes de Tamerlán, la aristocracia militar y del clero.

En el lado occidental destaca el Mausoleo de Shadi Mulk Aga, la sobrina de Timur. Esta cripta de una sola premisa con cúpula de portal fue construida en 1372. Enfrente está el mausoleo de Shirin Bika Aga, la hermana de Timur.

Junto al mausoleo de Shirin-Bika-Aga se encuentra el llamado Octaedro, una cripta inusual de la primera mitad del siglo XV.

Cerca de la escalera de varios escalones se encuentran los edificios mejor proporcionados del grupo inferior. Es un mausoleo de doble cúpula de principios del siglo XV. Este mausoleo está dedicado a Kazi Zade Rumi, quien fue el científico y astrónomo. Por lo tanto, el mausoleo de doble cúpula que fue construido por Ulugh Beg sobre su tumba entre los años 1434 al 1435.  Tiene la altura comparable con las cúpulas de los mausoleos de la familia real.

La puerta de entrada principal al conjunto girada hacia el sur se construyó en 1434-1435 bajo Ulugbek.

20y21

¿Has leído esto?

 

Samarcanda, una belleza única e irrepetible