domingo. 14.07.2024
NUEVATRIBUNA.ES / AGENCIAS - 30.6.2010

King, de 76 años, señaló en un comunicado que el cese de las emisiones de su programa Larry King Live no supondría su retirada del periodismo, dijo que seguiría colaborando con la cadena estadounidense en la cobertura de eventos especiales y justificó su decisión en que desea pasar mayor tiempo con su familia e hijos.

"Antes de comenzar el programa de hoy, quiero compartir una noticia muy personal con ustedes. Hace 25 años senté a esta mesa al gobernador de Nueva York Mario Cuomo en la primera emisión de Larry King Live. Ahora, décadas después, he hablado con los chicos de CNN y les he dicho que quiero poner fin al programa el próximo otoño y, afortunadamente, CNN ha aceptado", indicó King en el comunicado. "Estoy increíblemente satisfecho de haber entrado recientemente en el Libro Guinness de los Récord por haber tenido el programa de televisión se que ha mantenido durante mayor tiempo en la misma cadena y en la misma franja horaria", añadió.

El periodista dijo que no sintió ninguna presión de CNN para terminar su programa. Lo que sí podría haber tenido bastante que ver con su decisión es la caída de los niveles de audiencia.

Se estima que King ha realizado cerca de 50.000 entrevistas en radio y televisión en los más de 53 años de carrera. Ha entrevistado lo mismo a gobernantes que a estrellas de cine pero, llegados a este punto, King afirma que "es hora de colgar los tirantes". Su mensaje, dirigido a sus seguidores, fue difundido a través de Twitter.

King, nacido en Brooklyn en el seno de una familia de inmigrantes de Europa Oriental, dijo que realizaría algunos programas ocasionales para CNN. Recientemente festejó el 25to aniversario de programa, y se enorgullece por el hecho de que el Libro de Récords Mundiales lo incluya por tener el programa que más tiempo se había transmitido en el mismo canal y en el mismo horario.

King, ex locutor de radio, fue pionero en la televisión por cable. Una entrevista en su programa se consideraba un foro codiciado para cualquier persona que quisiera transmitir un mensaje a los estadounidenses. En sus entrevistas, King mostraba un lenguaje sencillo, y sus críticos sugerían que a veces no parecía suficientemente preparado. Sin embargo, quizás eso mismo permitía que sus invitados se sintieran cómodos y dispuestos a hablar.

Durante su última semana en antena, habló con Bill Gates, con el presidente Barack Obama y con Lady Gaga, lo que demuestra la diversidad de personalidades a quienes llegó a entrevistar en su programa.

King habló el martes a su personal, durante una entrevista telefónica, a la que describió como "quizás los 10 minutos más tristes de mi vida".


"Es hora de colgar los tirantes"