domingo 28/11/21
LABORAL | SECTOR BANCARIO

La reestructuración de la banca se ha cobrado ya 100.000 puestos de trabajo

Los ERE de BBVA y CaixaBank dan la puntilla a un sector cada vez más mermado desde la crisis financiera.

protestas CAIXABANK foto UGT 1
Fotos: CCOO y UGT

Desde la crisis financiera de 2008 se han perdido en España alrededor de 100.000 puestos de trabajo en el sector bancario según datos aportados por CCOO. La restructuración de la banca ha expulsado del mercado laboral a miles de trabajadores mientras la sangría continúa ahora con los brutales ajustes planteados por CaixaBank y BBVA.

El conflicto laboral en el sector va in crescendo. Desde hace semanas, los sindicatos están en pie de guerra. Movilizaciones, protestas y paros parciales como el vivido este martes en las plantillas del BBVA.

Se trata del primer paro parcial en BBVA desde los años ochenta. Así lo ha destacado CCOO, sindicato mayoritario en esta entidad, que asegura que "desde las históricas huelgas en el sector bancario en los años ochenta, no había habido un seguimiento de este tipo en el BBVA".

Centenares de departamentos y sucursales de la entidad con miles de empleados en toda España han parado su actividad durante una hora para reivindicar una negociación justa en el despido colectivo presentado por el banco que pretende reducir alrededor de 3.500 puestos de trabajo.

protestas BBVA foto CCOO 2

La negociación con los sindicatos llega a su recta final sin que haya habido avances significativos. A la espera de los mismos y cara a la reunión del próximo martes, CCOO ha convocado un nuevo paro parcial para el 31 de mayo de 9 a 11 horas, y advierte de que está dispuesta a "luchar al máximo" con una huelga el 2 de junio.

El sindicato reclama que se rebaje el número de despidos y que las salidas se produzcan de forma voluntaria y con prejubilaciones. En este sentido, pide que queden excluidos del ajuste laboral los empleados con discapacidad superior al 33% o enfermedad grave, o los que tengan a un hijo a su cargo con cualquiera de estas dos condiciones, así como víctimas de violencia de género.

También plantea que, en el caso de matrimonios o parejas de hecho, una de las dos personas quede excluida del despido; y que se refuercen los equipos de apoyo para cubrir cargas de trabajo, bajas médicas o vacaciones en lugar de recurrir a personal contratado por empresas de trabajo temporal.

CaixaBank, el ERE más salvaje en la historia del sector financiero

La secretaria general en la sección sindical andaluza de CCOO en CaixaBank, Mayte Pozo, afirmaba este martes que “estamos ante el ERE más salvaje que se ha vivido en la historia del sector financiero, con una intención de despido que afecta a 8.291 personas, de los que casi 1.100 corresponden a Andalucía, Ceuta y Melilla”. Además, según señala, de ellos, como mínimo, el 40% son trabajadores y trabajadoras menores de 52 años, porque “lo que se busca es abaratar los despidos”.

“El objetivo que busca la empresa no es un plan de reestructuración en pro del negocio y garantizar su solvencia a largo plazo, lo que buscan con esta lógica planteada es ir a otra fusión europea y esta vez puede ser que CaixaBank sea absorbida”, denuncia la dirigente. “Todos estos años, en CCOO hemos abordado acuerdos difíciles apostando por la viabilidad de la empresa y su necesidad de transformación, con acuerdos que han apostado por la digitalización, oficinas store con apertura de oficinas por la tarde y el mundo rural, que han generado beneficios en la cuenta de resultados”.

Y todo ello, denuncia el sindicato, “mientras las entidades obtienen beneficios millonarios, -4.786 millones en el caso de CaixaBank y 1.200 millones BBVA-, el presidente de CaixaBank se triplica el suelo, sus directivos se suben el salario un 20%, o BBVA reparte 158 millones entre el Consejo de Administración y sus directivos”.


El ERE de CaixaBank: un fraude social


En Andalucía se han perdido 12.000 empleos desde 2008

La secretaria general de Servicios de CCOO de Sevilla, Claudia Caus, ha criticado igualmente el “maltrato” que están sufriendo las plantillas, así como la precariedad y temporalidad que sufre cada vez más el sector, “se busca sustituir a las plantillas por App y fomentar la autogestión para eliminar puestos de trabajo”. “La plantilla está sufriendo presiones desmedidas”.

En Andalucía se han perdido 12.000 empleos desde 2008. “Esta cifra puede alcanzar los 15.000 empleos, de materializarse los ERE salvajes que están planteando CaixaBank y BBVA”, advierte el secretario de acción sindical de la federación de Servicios de CCOO-A, José Antonio Frejo.

A la pérdida de empleo hay que sumar el cierre de más de 3.000 oficinas bancarias en Andalucía, lo que supone un 44% de la capacidad que tenía el sector, “esa transformación está teniendo consecuencias tanto laborales como sociológicas, ya que se está produciendo la “exclusión financiera de una parte importante de la sociedad”, subraya el dirigente sindical.

protestas BBVA foto CCOO 1

En el caso de BBVA, la secretaria general en la sección sindical andaluza de CCOO en la entidad, Asunción Arias, ha calificado el proceso de “vergonzante e irrespetuoso”. “Se excusan en la digitalización de la empresa para llevar además de los despidos, una modificación de las condiciones de trabajo, precarizándolo y buscando una jornada partida que, en consecuencia, supone un empeoramiento laboral”. Arias ha destacado el caso de Córdoba, afectada por un 26% de los despidos, lo que implica que una de cada tres personas trabajadoras en BBVA, perderán su empleo.

CCOO-A ha hecho un llamamiento al Gobierno andaluz para que inste a las entidades financieras a que la transformación que está sufriendo el sector se base en acuerdos con garantías laborales y en salidas voluntarias, y a las entidades financieras para que “rectifiquen sus planteamientos de partida en los ERE presentados”.

El pasado 20 de mayo la plantilla de CaixaBank realizó concentraciones en toda España. En el caso de Andalucía tuvieron lugar en Sevilla, Granada y Málaga, “con un altísimo nivel de participación” y no se descartan futuras movilizaciones.

La reestructuración de la banca se ha cobrado ya 100.000 puestos de trabajo