#TEMP
jueves. 30.06.2022
LA PATRONAL QUIERE “LIMITAR LA ULTRAACTIVIDAD”

UGT y CCOO no descartan otro paro tras los actos del '15M'

El sindicato prefiere ahondar en la vía del diálogo social, pero cree que las exigencias del movimiento ciudadano “convergen claramente” con las pretensiones sindicales.

El secretario de Acción Sindical de UGT, Toni Ferrer, ha asegurado que los sindicatos apuestan por "recuperar" el diálogo social con el Gobierno y CEOE, si bien no ha descartado la convocatoria de una nueva huelga general tras las concentraciones del 15-M.

"UGT y CCOO hemos convocado una huelga general y si hiciera falta convocaríamos otra huelga general", indicó Ferrer a los medios antes de participar en el Consejo Confederal que celebró este lunes UGT para analizar las elecciones del 22-M y la reforma de la negociación colectiva.

Por su parte, el secretario de comunicación de CCOO, Fernando Lezcano, ha asegurado que el sindicato que representa no tiene "encima de la mesa" la convocatoria de una nueva huelga general, aunque ha garantizado que valorará la iniciativa que sugiere el movimiento 15-M.

Ferrer quiso dejar claro que las centrales apuestan por el diálogo ante la "responsabilidad" que exige la crisis y el "drama" de casi cinco millones de parados. "Responsabilidad que se ejerce en la negociación y en la movilización", apuntó.

Después de que miles de personas salieran este domingo a la calle para protestar contra los recortes sociales, el líder sindical consideró que estas reivindicaciones "convergen claramente" con las pretensiones de los sindicatos, como la oposición al Pacto por el Euro Plus.

CEOE apuesta por “limitar la ultraactividad”

En cuanto a la reforma de la negociación colectiva, que se debe convalidar este miércoles, el sindicalista temió que pueda ser "empeorada" en su tramitación, al sospechar que algunos grupos parlamentarios intenten eliminar la ultraactividad que limita la reforma. "Esto sería algo completamente lesivo para los derechos de los trabajadores", afirmó.

En esta línea, el secretario general de CEOE, José María Lacasa, avanzó este lunes que la patronal hará llegar a los grupos políticos una "demanda urgente" para mejorar la capacidad de adaptación de las empresas a los ciclos económicos. Según reconoció, los proyectos de enmienda de la patronal intentarían "limitar la ultraactividad" o prórroga automática de los convenios, de forma "más cualitativa que cuantitativa", dijo, a fin de reforzar el convenio de empresas.

De cara a los acuerdos interconfederales que patronal y sindicatos deberían suscribir para rellenar las áreas que deja abierta la reforma de la negociación, como la determinación de los instrumentos de arbitraje, Lacasa aseguró que, pese a la ruptura de las negociaciones y el rechazo a la reforma, la CEOE apostará por "mantener vivo el diálogo social".

"No tiramos en saco roto las 100 horas que estuvimos en la mesa de negociación", dijo, para añadir que "es de esperar que en algún momento afloren en algo positivo".

A vueltas con el contrato único

Lacasa defendió además que la patronal propondrá en la mesa tripartita de la contratación el contrato único con indemnización de 20 días por año y un máximo de una anualidad, que la patronal madrileña CEIM incluyó en su propuesta sobre negociación colectiva antes de la ruptura de las negociaciones.

Según dijo durante la presentación de la última edición del 'Índice de Libertad Económica 2010', la patronal "no lo ha puesto encima de la mesa todavía" en este nuevo envite del diálogo social que se inició hace ya tres semanas, "pero lo va a plantear". Por el momento, adelantó que la próxima reunión prevista tendrá lugar el lunes 27 de junio.

Lacasa explicó que antes de presentar este contrato único, la patronal está trabajando "internamente" en una "modalidad contractual de carácter general" que compatibilice la "flexibilidad" que necesita la empresa y la "seguridad" que piden los trabajadores. "Esa es la oferta que vamos a plantear, pero que no se ha detallado", añadió Lacasa.

Por otro lado, el 'número dos' de la CEOE explicó que existen otros dos puntos "bastante hablados" en las negociaciones con sindicatos y el Ministerio de Trabajo, que son la contratación a tiempo parcial y un modelo que combine contratación y formación, como los existentes en Alemania o Francia.

La propuesta de CEIM fue señalada por Gobierno y sindicatos como parte detonante de la ruptura de las negociaciones. Además, el ministro de Trabajo, Valeriano Gómez, ha señalado que la mesa tripartita de la contratación no debe servir para replantear la estructura contractual existente.

UGT y CCOO no descartan otro paro tras los actos del '15M'
Comentarios