miércoles 26/1/22
BERLÍN MUEVE FICHA

Merkel y Sarkozy sellan un acuerdo sobre Grecia

Francia y Alemania acuerdan que la entrada de los bancos en la ayuda a Grecia sea voluntaria. Ambos países piden llegar a un acuerdo cuanto antes.

La canciller alemana, Angela Merkel, y el presidente de Francia, Nicolas Sarkozy, han mostrado este viernes su unidad respecto al nuevo paquete de ayuda a Grecia, que incluiría la participación del sector privado con carácter voluntario, según lo recogido en la denominada 'Iniciativa de Viena'.

El respaldo de Merkel a la 'Iniciativa de Viena' representa un cambio en la postura de Berlín"La 'Iniciativa de Viena'... es una buena base y creo que podemos avanzar a partir de este planteamiento", afirmó la canciller alemana en una rueda de prensa conjunta con el presidente francés.

El respaldo de Merkel a la 'Iniciativa de Viena representa un cambio en la postura de Berlín, que a principios de mes había enviado una carta a sus socios europeos en la que proponía un canje de los bonos del sector privado para ampliar su vencimiento y asegurar así el reparto de la carga con los bancos.

"Tenemos que avanzar a partir de este punto ahora, y creo que tiene sentido implicar al sector privado. Esto es importante para nosotros", insistió.

Respecto a las informaciones publicadas este jueves de que Alemania quería esperar hasta septiembre para cerrar un acuerdo sobre la nueva ayuda a Atenas por las divergencias sobre el papel del sector privado, Merkel subrayó que no tiene sentido establecer un calendario específico sobre la ayuda a Grecia y la implicación del sector privado, y afirmó que "cuando más rápido se llegue a una solución mejor".

Por su parte, Sarkozy enumeró los cuatro requisitos que deben cumplirse para garantizar la implicación del sector privado en el segundo rescate de Grecia: que sea voluntario, que evite crear un incumplimiento de las obligaciones ('credit event') de deuda, que tenga el respaldo del Banco Central Europeo y que el acuerdo sea cerrado con rapidez.

"Queremos ir tan rápido como sea posible sin fijar una fecha concreta. Septiembre no es tan rápido como sea posible, podríamos tener otras preocupaciones en agosto y estamos en la segunda mitad de junio; ustedes saben lo quiero decir", añadió.

Trichet reitera sus advertencias

Por su parte, el presidente del Banco Central Europeo (BCE), Jean Claude Trichet, ha reiterado que "no es aconsejable" adoptar cualquier tipo de medida respecto a la ayuda a Grecia que incluya un incumplimiento de sus obligaciones ('credit event') o un 'default selectivo'.

"Estamos diciéndoles muy claramente (a los políticos) que deberían evitar cualquier coacción, incumplimiento de las obligaciones, 'default selectivo' o 'default'. Nuestra posición es clara", insistió Trichet en una entrevista concedida a 'The Times'.

En este sentido, el presidente del BCE remarcó que la posición del BCE sobre este asunto es "pública" y recalcó que tampoco es "aconsejable" incluir la participación del sector privado en el programa de ayuda a Grecia "de forma obligatoria".

"En cualquier caso, es su decisión, y después nosotros adoptaremos todas las decisiones apropiadas respecto al Eurosistema en línea con nuestras obligaciones estatutarias", añadió.

Merkel y Sarkozy sellan un acuerdo sobre Grecia
Comentarios