lunes 29/11/21
med

Comencemos muy bajito con la letra de una canción: 'Te Cuento un Secreto' de India Martínez, que dice así…:

De noche duerme el alma
Se limpian las aceras
La gente, a medio vivir
Cruzando miradas ciegas

Es tan difícil creer
Que exista un universo fuera
Y esto le pasa a cualquiera
Aunque no lo quieras ver

Ríos de gente en las calles
Rodeada de gente que, en el fondo, están solas
Van quemando, así, sus horas
¿Y quién me escucha?

Sólo quiero saber si hay salida
Después de este miedo
Si se puede llegar a tocar
La ilusión con los dedos
Y he venido a sentir

Regálame un silencio para dos
Pero, regálame, también, tu corazón
Que, de desilusión ya tengo el bolso lleno
Regálame un la'ito en el sillón
Que, yo te pintaré la vida de color

Pues querido lector o lectora, te dejo plena libertad para pensar, para sentir, para ver más allá. ¿No es esto muchas veces lo que hacemos? ¿no es verdad que las partes en conflicto no ven que hay otro universo ahí fuera? ¿No sientes que muchas veces a pesar de estar acompañado estas solo? Solo quieren saber si hay salida a su problema y para ello nada mejor que darles ilusión de que es posible y tras el miedo, regalarles nuestro corazón de mediador. 

Si lo sientes, si vives así la mediación, sigue leyendo y… te cuento un secreto

Pero la pregunta es, ¿Se debe contar un secreto? Si tienes un secreto… ¿lo cuentas o no?


La actualidad de la mediación: ¿Crisis o avance?


Tener un secreto, a veces quema, como si guardáramos en nuestro interior la lava de un volcán. Se supone que, si guardamos esa información en nuestro interior, es porque alguien nos la ha confiado, o porque sabemos algo que debe ser guardado.

Si te puedo decir que “¿a mí me gustaría que me lo contaran?”

Y como todo lo que tiene relación con el ser humano, las posibles respuestas son tan variadas como seres humanos; es decir, que unos dirían que preferirían saberlo y otros que mejor no.

Vuestro esfuerzo supondrá tener la capacidad de ver más allá lo evidente, en eso consiste la mediación, para lo que nos hemos formado y os puedo asegurar que no hay mejor secreto que aquél que se grita a voces

Cada día estamos construyendo esta cultura del acuerdo. Seguimos construyendo la mediación.


Las redes sociales y la mediación


Psshhhh, bueno os voy a contar algunos.

En mediación os van a llegar casos muy difíciles, hay que estar preparados… porque no siempre es la primera opción acudir a la mediación, es más muchas veces tras demandas y reclamaciones, es entonces cuando piensan en otras alternativas

Hay que desaprender bastante de la profesión de origen… para aprender a mediar, como muestra un botón, no siempre es fácil saber que no debemos hablar de visitas, sino de “ir a ver” a tus hijos.

Hay que enamorarles… generar confianza entre las partes en conflicto y entre el mediador y las partes, así como confianza en el proceso de mediación, es un acto de conciencia y de atracción y no te olvides de…velar por que las partes puedan atribuirse el mérito de los acuerdos alcanzados. Ellos y solo ellos son los únicos protagonistas

Hay que hacer un viaje de regreso al futuro y preguntar “qué podemos hacer con lo que te ha pasado”, porque nuestra misión es ir a las cenizas del conflicto, para que nazca algo nuevo. Somos agentes de viajes hacia el futuro

Debemos hacer siempre una carta de navegación o un cuaderno de bitácora, también vuestra Rosa de los vientos

Os permitirá mentalmente una y otra vez viajar del pasado al futuro, aprovechando el presente.  Hemos de tener en cuenta que “una carta náutica es una representación a escala de aguas navegables y regiones terrestres adjuntas. Normalmente indica las profundidades del agua y las alturas del terreno, naturaleza del fondo, detalles de la costa incluyendo puertos, peligros a la navegación, localización de luces y otras ayudas a la navegación”. Ello nos servirá para ver las dificultades del proceso y preverlas. 


Cinco ventajas de la mediación que deberías conocer


Antiguamente, cuando los buques carecían de puente de mando cubierto, era costumbre guardar un cuaderno en el interior de la bitácora para preservarlo de las inclemencias. Es un libro en el que nos relata la vida o la experiencia de alguna persona en especial. También sirve en el desarrollo de un viaje para escribir en ella.

Y un mapa de las emociones o el tiempo que vais a tener mientras viajéis por el alma y el conflicto como si agentes de meteorología fuéramos.

La mediación NO es una alternativa. Alternativa es el arbitraje y además, ello presupone la existencia de unas vías principales y no es así, tiene un carácter complementario

La mediación NO ES Un método de resolución de conflictos, ya que induce a creer que se trata de eliminar el conflicto y muchas veces la supresión no es factible ni deseable

Lo que de verdad se trata es de gestionar y transformar el conflicto

El mediador NO ES UN 3º alejado del conflicto. El mediador trabaja como si fuera propio. El mediador asume la función de enlace, puente o canalizador. La confianza puede verse aumentada si es alguien conocido y respetado

Revela la posibilidad de triangular

La mediación NO Es un proceso informal. Puede haber Coexistencia de mediadores profesionalizados y voluntarios y lo que, si debemos decir, es que supone un proceso perfectamente estructurado. Se sabe como, cuando y de que forma vamos a trabajar el caso, pero se adapta a la historia

Y para terminar os cuento otro secreto… ¿Es un arte o una técnica?

Mediar es arte, porque el arte sugiere creación, originalidad e innovación; la técnica eficiencia, precisión y sistematización y no podemos aplicar siempre las mismas “recetas”, por lo que la mediación es una práctica artesanal.

Pero si te digo... que todo esto es un secreto y siempre negaré que te lo he contado.

Los secretos de la mediación… Lo que nunca te dijeron…