jueves 23/9/21
RECLAMA SU “INMEDIATA PUESTA EN LIBERTAD”

Willy Meyer tacha de “pantomima” el juicio militar contra 24 saharauis del ‘Campamento de la dignidad’

Tras viajar a Rabat y asistido con problemas a la vista oral como observador, el responsable de Internacional y eurodiputado de IU señala que “estamos ante otra operación más del régimen de Mohamed VI enmascarada de juicio que podría resultar cómica de no ser porque los procesados se enfrentan a penas incluso de muerte”.

El responsable de Política Internacional y eurodiputado de Izquierda Unida, Willy Meyer, ha tachado de “pantomima” el juicio militar que se sigue en Rabat desde el pasado viernes, día 8, contra 24 presos políticos saharauis del campamento de Gdeim Izik, también conocido como ‘Campamento de la Dignidad’. Permanecen encarcelados en Marruecos desde la violenta disolución en 2010 de estas instalaciones a las afueras de El Aaiún, capital del Sahara Occidental ocupado.

Meyer, que asistió in situ no sin superar varias dificultades a la primera sesión de esta vista oral, ha señalado que “nos encontramos ante otra operación más del régimen de Mohamed VI enmascarada de juicio. Podría resultar cómica de no ser porque los saharauis procesados se enfrentan a penas muy severas, que pueden ser incluso de muerte para quienes han luchado simplemente por los derechos de su pueblo pendiente de descolonización”.

El eurodiputado y responsable de Internacional de IU hace un llamamiento a las organizaciones políticas y sociales españolas e internacionales para que “exijan la puesta en libertad de los 24 saharauis procesados en esta causa y se ponga fin así a la pantomima organizada por el régimen marroquí”

 

Esta es la cuarta vez que se intenta celebrar este juicio por parte de un tribunal militar marroquí. Ya se había suspendido en tres ocasiones anteriores: 13 de enero y 24 de octubre de 2012, y el 1 de febrero pasado, sin argumentar la causa legal del aplazamiento.

Meyer, que también es vicepresidente de la Comisión de Asuntos Exteriores del Parlamento Europeo, ha alertado sobre el “incremento de la violencia y la represión por parte de la fuerza ocupante marroquí contra la población saharaui en El Aaiún y en otros lugares de los territorios ocupados del Sahara Occidental”. Además, se ha comprometió a denunciar en el Parlamento Europeo estas últimas violaciones de los derechos humanos del pueblo saharaui, así como “este juicio ilegal que se desarrolla”.

Willy Meyer se desplazó el jueves 7 a Rabat, en el marco de una misión de observación, para acompañar a las familias y a los presos saharauis juzgados y presenciar el inicio del juicio. En ésta también participa el eurodiputado del Grupo Socialista Antonio Masip. Los presos saharauis están acusados de cometer asesinatos, pertenencia a banda criminal, profanar cadáveres y promover la anarquía en los territorios ocupados del Sahara Occidental durante la violenta disolución por parte de las fuerzas marroquíes -el 8 de noviembre de 2010- del campamento de Gdeim Izik.

“Desde Izquierda Unida no descansaremos hasta que salgan en libertad todos los presos políticos saharauis y se permita a este pueblo ejercer el derecho legítimo a su autodeterminación”, ha indicado

Esta misma semana, con anterioridad al viaje a Rabat, el Parlamento Europeo aprobó en sesión plenaria una enmienda firmada por Marie-Christine Vergiat y Willy Meyer del Grupo GUE/NGL (Izquierda Unitaria Europea-Izquierda Verde Nórdica) y tres diputados del Grupo Socialista a la resolución que concreta el mandato al XXII Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas. En ella se exige la liberación de todos los presos políticos saharauis, expresando la preocupación de la Eurocámara por las continuas violaciones de los derechos humanos en el Sahara Occidental y reclamando una solución justa y duradera del conflicto, basada en el derecho a la autodeterminación del pueblo saharaui, de conformidad con las resoluciones de las Naciones Unidas.

Durante su estancia en Rabat Willy Meyer se ha entrevistado con las familias de los presos para manifestarles su solidaridad en nombre de IU y de su grupo europeo, así como del Parlamento Europeo e informarles de la resolución aprobada.

El día del inicio del juicio, Meyer fue retenido durante cerca de dos horas bajo pretexto de los trámites de su acreditación. Después pudo incorporarse a la sala junto a una nutrida delegación de observadores internacionales para seguir la vista.

Atendiendo al llamamiento internacional para garantizar la presencia de observadores en el juicio realizado, entre otras, por la IAJUWS (Asociación Internacional de Juristas por el Sahara Occidental) y CEAS-Sahara (Coordinadora Estatal de Asociaciones Solidarias con el Sahara) también se desplazó a Rabat Julio Rodríguez Bueno, miembro del Consejo Político Federal de IU y presidente de la Asociación Paz Ahora.

Para el eurodiputado de IU, “la fuerza ocupante marroquí disolvió violentamente el ‘Campamento de la Dignidad’ de Gdeim Izik, en el territorio no autónomo del Sahara Occidental pendiente de descolonización. Los saharauis ejercieron su derecho a la legitima defensa frente a la fuerza colonial ocupante”.

“Marruecos –detalla- carece de toda jurisdicción sobre los territorios que ocupa en el Sahara Occidental. En cualquier caso, la investigación criminal se debería realizar contra los responsables marroquíes que dieron la orden de disolver un campamento pacífico”.



Willy Meyer tacha de “pantomima” el juicio militar contra 24 saharauis del ‘Campamento...
Comentarios