jueves. 22.02.2024
Real Academia de Ciencias Morales y Políticas
Real Academia de Ciencias Morales y Políticas. Foto: Ministerio de Ciencia e innovación

No es la primera vez que "nos cuelan", a las Reales Academias en los máximos órganos del Estado.

Mientras se estaba elaborando la Constitución de 1978, el presidente del Instituto de España (1978-86), el académico de la Real Academia de Bellas Artes, y de la Historia, Fernando Chueca Goitia, miembro de UCD, introdujo una enmienda que fue aprobada, sin ningún problema, para incluir a las Reales Academias en el artículo 62, dedicado a la Corona, que le atribuye, en el apartado j, el Alto patronazgo de dichas instituciones. Dicho artículo, ha levantado alguna polémica entre los juristas constitucionalistas, que dicen no les corresponde a las Reales academias estar en la Constitución, aunque estén vinculadas a la Corona, desde el siglo XVIII. 

Es el caso del artículo de Domínguez Nafria en el "Rey y el alto patronazgo" en el libro de Historia de la Monarquía, de José Antonio Escudero, volumen III 2008. Como ya hemos explicado en varias ocasiones, dichas Reales academias, perdieron, durante la II República, lo de Reales, en 1931 y fueron disueltas en 1936. 

Normal, era una República, y todo lo relacionado con la Monarquía y sus símbolos estaba condenado a desaparecer. 

Lo que ha pasado ahora, desde que hicieran un convenio de colaboración entre la Mesa del Congreso de los Diputados y la Fundación Nacional de Ciencia y Tecnología (Ministerio de Ciencia) a finales del 2021, se ha incluido en el Consejo Asesor, junto a otras instituciones de ciencia y tecnología, a las Reales Academias- Instituto de España.

Me llama mucho la atención que le des al enlace al logo que pone, pero no sale nada, mientras en los restantes logos se enlaza a las instituciones. Según ponen en la web del Congreso, esta iniciativa llamada "oficina C" elaborará informes científicos que le solicite la Mesa de los diputados, y que ya han publicado los primeros 4, que se pueden leer en dicha web.

No soy quien, para cuestionar que, para un asesoramiento de ese tipo, se tenga que crear una oficina, con su coste, pues se pueden solicitar informes externos, pero si soy quién para reclamar a dicha Mesa del Congreso, presidida por su Presidenta Maritxell Batet, que el logo de Reales Academias - Instituto de España, va contra la legalidad republicana, ya que dichas Reales Academias están mal definidas en su historia dentro del apartado 62j de la Constitución, olvidando que fueron suprimidas durante un periodo, por decretos de la II República (1931-39) por sus Presidentes.

Además, el Instituto de España, institución creada ilegalmente por el Dictador Franco, en 1937, para reunir a las reales academias, fue el germen del actual CSIC, al traspasar el patrimonio de la disuelta ilegalmente Junta para Ampliación de Estudios (JAE) a dicho CSIC por ley de 24 de noviembre de 1939, por lo que el Instituto de España, tiene que estar junto al logo del CSIC, a pesar de que actualmente dicho IE es un cascarón vacío, solo su hermoso edificio en la calle San Bernardo, junto a la antigua Universidad Central, tiene interés, y no es científico, sino arquitectónico.

En conclusión, no se justifica que, de nuevo, estas instituciones franquistas, que atacan al orden constitucional republicano, estén en una institución "democrática" de todos nosotras, como el Congreso de los diputados, igual que tampoco se mantenga en la Constitución Monárquica.

¡Hay que romper con el franquismo, definitivamente, y finalizar la Transición

La web del Congreso recoge las Reales Academias-Instituto de España como instituciones...