sábado. 02.03.2024
comision_parlamentaria_trabajo
Comisión de Trabajo, Economía Social, Inclusión Seguridad Social y Migraciones del Congreso de los Diputados.

“Reducir el desempleo hasta aproximarlo a los valores medios de la Unión Europea tiene que ser la gran tarea colectiva del conjunto de la sociedad española”, ha asegurado este lunes Yolanda Díaz en el Congreso de los diputados.

La vicepresidenta segunda y ministra de Trabajo y Economía Social compareció este lunes en la comisión parlamentaria del ramo para dar cuenta de las líneas de actuación que pondrá en marcha su ministerio en esta nueva legislatura.

La reducción de la jornada laboral será uno de los principales objetivos hasta alcanzar las 37,5 horas de trabajo a la semana con igual salario, lo que permitirá “mejorar la compatibilidad del tiempo de trabajo con el resto de los usos del tiempo, el reparto equilibrado de las tareas de cuidados, la formación, el ocio o la participación social”, ha asegurado.

La medida beneficiará a unos 12 millones de personas asalariadas del sector privado y, a juicio del Ministerio, contribuirá a mejorar la productividad y reducir la cultura del presencialismo en el puesto de trabajo después de 40 años de que la jornada se fijase en un máximo de 40 horas.

Entre los ejes fundamentales en los que se centrará el equipo de la ministra también se encuentra la tan polémica regulación del despido que fue aparcado en la anterior legislatura.

Tal y como ha planteado se impedirá el despido automático tras una invalidez sobrevenida y se va a adaptar a los términos de la Carta Social Europea para que la extinción de un contrato laboral repare los daños causados.

La hoja de ruta de Yolanda Díaz pasa asimismo por abordar la reforma del Estatuto de los Trabajadores que data de 1980 y adecuarlo a las nuevas realidades laborales con especial atención a las nuevas tecnologías.

En cuanto al desempleo asistencial, se mejorará la protección al ampliar la cobertura a colectivos como el de los menores de 45 años sin responsabilidades familiares, los eventuales agrarios o las personas trabajadoras transfronterizas de Ceuta y Melilla, la inmensa mayoría mujeres que vienen a trabajar a España, cotizan al desempleo, pero que hasta ahora están excluidas del sistema. 

Además, se incrementará la cuantía del subsidio y se eliminará el mes de espera en el acceso al subsidio, una medida fundamental para las personas desempleadas que se acogen a esta última red de protección.

La percepción del subsidio será compatible con el trabajo por cuenta ajena durante un periodo determinado para facilitar el acceso al empleo.

Medidas estas que decayeron con la no convalidación del Real Decreto-Ley 7/2023. “El Ministerio no renuncia a proteger a las personas que más lo necesitan y que por lo tanto volvemos a iniciar el proceso para volver a traer al Congreso una reforma que consideramos imprescindible, una reforma que será objeto de dialogo social con las organizaciones empresariales y sindicales” ha explicado Díaz.

Dicho decreto incluía disfrutar del desempleo con tan solo 10 peonadas, una medida fundamental para afrontar los problemas del campo.

El desarrollo del artículo 129.2 de la Constitución Española para avanzar en la democratización de las empresas, será otro de sus principales propósitos.

Trabajo quiere convocar cuanto antes la mesa de diálogo social para actualizar la legislación en materia de prevención de riesgos laborales, con especial atención a garantizar la salud laboral de dos actividades fuertemente feminizadas: los servicios de ayuda a domicilio y las empleadas de hogar.

La creación de empleo seguirá enfocada en la línea de incrementar el empleo de calidad impulsado en la última reforma laboral, así como el incremento de salarios y una mayor protección para las personas desempleadas.

 

Hoja de ruta de Yolanda Díaz: reducción de jornada y regulación del despido