#TEMP
martes. 16.08.2022

Los gitanos, un 'problema' de toda Europa que ocupa y preocupa a los líderes europeos

Las expulsiones llevadas a cabo por Francia y la crisis diplomática sin precedentes que han desencadenado entre Bruselas y Paría marcan la cumbre extraordinaria que en principio se había convocado para abordar cuestiones relacionadas con la crisis.
> La bronca entre París y Bruselas
NEVATRIBUNA.ES / AGENCIAS - 16.9.2010

La situación de los gitanos es uno de los principales problemas que afronta la Unión Europea, aseguró hoy el presidente del Parlamento Europeo, Jerzy Buzek, al llegar a una cumbre comunitaria marcada por las disputas sobre las expulsiones de Francia. Buzek, en unas breves declaraciones al llegar a la sede del Consejo Europeo, dijo que la UE debe 'superar la exclusión social' y que tener una minoría 'rechazada' supone un 'gran problema' para Europa. El presidente de la Eurocámara, en tono conciliador entre la disputa que enfrenta a Francia y la Comisión Europea por las expulsiones de gitanos, recalcó que una de las funciones de la CE es ejercer como guardián de los tratados.

Las cámaras de televisión mostraron, en los momentos previos al inicio de la cumbre, cómo Sarkozy conversaba con muchos de los dirigentes comunitarios, y especialmente tuvo una breve conversación aparte con el primer ministro búlgaro, Boiko Borisov. No cabe duda de que la crisis diplomática entre la Comisión de los 27 socios comunitarios y Francia pesa como una losa sobre la cumbre extraordinaria en Bruselas, en la que participan los jefes de Estado o gobierno de la Unión Europea (UE) .

El pasado martes, la comisaria de Justicia del bloque, Viviane Reding, amenazó a Francia con abrirle antes de finales de este mes un expediente sancionador por presunta violación del derecho comunitario, por la política gala de expulsiones. "Es vergonzoso", comentó Reding al respecto. La comisaria reconoció que nunca pensó que tuviese que volver a ver una situación de este tipo en Europa desde la Segunda Guerra Mundial. Esta referencia indignó a las autoridades francesas

El presidente francés, Nicolas Sarkozy, y varios miembros de su gobierno se mostraron "sorprendidos" y contrariados por la reacción de la comisaria luxemburguesa y, según fuentes del Elíseo, el presidente galo había sugerido a Reding que "acoja a algunos gitanos en su país", Luxemburgo.

Ayer, varios líderes europeos como la canciller alemana, Angela Merkel, o el primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, criticaron el tono utilizado por Reding con Francia y su comparación con la Segunda Guerra Mundial. El propio Barroso puntualizó ese paralelismo, aunque subrayó que la idea de abrir un expediente a Francia por la expulsión de gitanos comunitarios cuenta con su respaldo.

Reding pidió ayer disculpas, que han sido aceptadas por el gobierno francés, que ha prometido la máxima cooperación con Bruselas en este asunto. Según ha explicado a los periodistas el secretario general del Partido Popular Europeo (PPE), Antonio López-Istúriz, el presidente del Ejecutivo comunitario, José Manuel Durao Barroso, ha trasladado al primer ministro francés, François Fillon, las excusas de Reding.

Desde enero de este año, Francia ha repatriado a cerca de 8.000 ciudadanos búlgaros y rumanos de etnia gitana. La semana pasada el Parlamento Europeo aprobó una resolución en la cual exigía a Sarkozy que frene "de inmediato" las expulsiones, algo que París no ha hecho.

Los gitanos, un 'problema' de toda Europa que ocupa y preocupa a los líderes europeos
Comentarios