lunes. 26.02.2024
NUEVATRIBUNA.ES - 6.10.2010

Ante la constatación de estos hechos, la oposición que se aglutina en torno a la figura del ex presidente Lucio Gutiérrez ha optado por un cambio de estrategia consistente en denunciar que todo ha sido un montaje preparado por el propio Correa para reforzarse en el poder y tener el camino libre de obstáculos para impulsar sus iniciativas legislativas.

Esta es la información que ha difundido TeleSur, cuyo corresponsal en Ecuador, Christian Salas, asegura que los opositores 'estaban seguros con toda su planificación de que el golpe se iba a dar'', pero debido al fracaso ''aplican un plan que no estaba preparado que es ahora un ataque mediático (...) indicando que esto es un montaje (...) todo se derrumba cuando uno mira las pruebas''.

Esas pruebas a las que se refiere Salas son, por ejemplo, la grabación de la radio de la Policía Nacional ecuatoriana del pasado 30 de septiembre que revela que algunos de los agentes que participaron en la sublevación tenían la intención de asesinar al presidente. En ella, se escucha la voz de uno de los policías sublevados que insta a los agentes que se encontraban custodiando al mandatario en el hospital a matarlo. "Maten rápido a ese hijo de puta de Correa, que lo maten para que se acabe esto ya, que se acabe esta protesta (...). Mátenle, embósquenle, dispárenle".

Paralelamente, el diputado ecuatoriano Eduardo Zambrano, que pertenece al partido Alianza País de Rafael Correa, ha afirmado en declaraciones a TeleSur que los medios de comunicación privados de su país formaron parte de la conspiración detrás de la intentona golpista.

Según el diputado, hace más o menos un mes un grupo de siete asambleístas de oposición, viajaron a Estados Unidos, a la ciudad de Nueva York (noreste) para reunirse con instituciones internacionales, entre ellas la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP), que agrupa a unos 250 dueños de medios de comunicación privados, para preparar la conspiración.

Zambrano ha recordado que el canal privado Ecuavisa fue uno de los primeros que estuvieron en el lugar de los hechos instando a la población a saquear: ''Ecuavisa fue uno de los primeros canales de televisión que estuvieron narrando los hechos desde muy temprano, ellos se enfocaban en el tema sobre el saqueo (...) esto iba haciendo un bumerán para que estos criminales, delincuentes (...) salgan a tomarse parte de las propiedades privadas''.

En cuanto a la forma en la que los sucesos han afectado al Parlamento y a la prórroga del estado de excepción, Zambrano ha contado que "se agredió a asambleísta (...) asambleístas mujeres fueron prácticamente vejadas, golpeadas, maltratadas (...) ante estos hechos la actitud que ha tomado el Gobierno es positiva porque no hay garantías dentro''.

La oposición a Correa cambia de estrategia y dice que la revuelta fue un montaje