#TEMP
miércoles. 29.06.2022
AL MENOS HAN MUERTO 2.600 PERSONAS EN SIRIA

Una comisión de la ONU investigará los crímenes en Siria

El objetivo de esta comisión es investigar la violación de derechos humanos en Siria e identificar a los responsables con vistas a que sean juzgados.

La presidente del Consejo de Derechos Humanos de la ONU, Laura Dupuy Lasserre (d), y la alta comisionada de Derechos Humanos de la ONU, Navi Pillay (i), durante el consejo celebrado en Ginebra.

La presidenta del Consejo de Derechos Humanos de la ONU, Laura Dupuy Lasserre, designó hoy a los miembros de la comisión que investigará supuestos crímenes contra la humanidad en Siria, cometidos por las autoridades sirias para sofocar las manifestaciones pacíficas que comenzaron en marzo.

Los tres expertos que investigarán estos crímenes son el turco Yakin Erturk, la estadounidense Karen Abu Zeid y el brasileño Sergio Pinheiro, que ejercerá como presidente de la comisión, según se dio a conocer hoy en la primera jornada de la XVIII sesión del Consejo de Derechos Humanos en Ginebra, que se prolongará hasta el 30 de septiembre.

En su sesión especial sobre la situación en Siria, que tuvo lugar el 23 de agosto, el Consejo de Derechos Humanos resolvió establecer una comisión de investigación internacional e independiente sobre el tema.

En esta reunión, el embajador sirio ante la ONU, Faisal al-Hamwi, que calificó las acusaciones de violación de derechos humanos por su país como "sarta de mentiras", se mostró dispuesto a facilitar el trabajo y colaborar con la comisión.

El objetivo de esta comisión es investigar la violación de derechos humanos en el país y encontrar pruebas que demuestren crímenes contra la humanidad, así como identificar a los responsables con vistas a que sean juzgados por ellos.

Lasserre pidió a la Oficina del Alto Comisariado de Derechos Humanos que preste a la comisión de investigación la ayuda administrativa, técnica y logística que necesite para llevar a cabo su labor.

También pidió a las autoridades sirias que cumplan con su promesa de colaborar con la comisión y permitirles el acceso a los lugares que requieran.

Los resultados de la investigación tendrán que ser dados a conocer lo antes posible y en todo caso antes de noviembre de 2011.

Además, la comisión de investigación deberá presentar un informe actualizado sobre la situación de los derechos humanos en Siria en la XIX sesión que el Consejo de Derechos Humanos mantendrá en marzo de 2012.

Al menos 2.600 personas han muerto en Siria, según la ONU

Al menos 2.600 personas han muerto en Siria desde el inicio de las protestas contra el Gobierno, que estallaron en marzo, dijo este lunes la alta comisionada para los Derechos Humanos de las Naciones Unidas, Navi Pillay.

La información eleva en 400 la cifra previa estimada por funcionarios de Naciones Unidas. "Con respecto a Siria, déjenme apuntar que, según fuentes fiables sobre el terreno, el número de muertos desde el inicio de la revuelta a mediados de marzo de 2011 en ese país es ahora de al menos 2.600", sostuvo.

En tanto, un asesor del presidente sirio, Bashar al Assad, discrepó con el número de víctimas fatales entregada por la ONU al decir que 1.400 personas habían fallecido desde que comenzaron las masivas protestas.

"De acuerdo a nuestra información, 700 personas murieron en nuestro lado del Ejército y la policía y 700 en el bando de los insurgentes", afirmó Bouthaina Shaaban desde Moscú a través de un intérprete.

El Gobierno de Siria insiste en que las muertes en el país no se produjeron por la represión de sus fuerzas sobre los manifestantes, tal como señalan organismos internacionales y activistas, sino por supuestos enfrentamientos entre hombres armados y efectivos del Ejército.

Una comisión de la ONU investigará los crímenes en Siria
Comentarios