domingo. 19.05.2024

"Goran Hadzic fue capturado esta mañana en la región de Fruska Gore", en la Voivodina (norte de Serbia), declaró Tadic durante una rueda de prensa convocada expresamente para el caso en Belgrado.

"Serbia ha cerrado su capítulo más difícil en la cooperación con La Haya y seguirá cumpliendo sus obligaciones internacionales", añadió. "La cooperación con La Haya era un problema para Serbia", pero desde la "constitución del Consejo de Seguridad Nacional han sido capturados (el ex presidente serbo-bosnio Radovan) Karadzic, (el ex comandante serbo-bosnio Ratko) Mladic y Hadzic y se ha establecido una metodología de investigación que ha dado resultados concretos", destacó.

Tadic, que negó categóricamente que las autoridades serbias conocieran de antemano el paradero de Hadzic, declaró ante los periodistas que espera poder aportar en breve los detalles sobre la investigación, sobre el escondite del detenido y sobre las personas que le han ayudado en los siete años en que ha estado oculto.

Poco antes, la radiotelevisión privada serbia B92 informó de que el ex presidente de la República de los Serbios de la Krajina -la autoconstituida entidad serbia en Croacia durante la guerra de 1991-1995- había sido detenido cerca de la localidad serbia de Krusedol, en Fruska Gore, y de que había sido trasladado a un centro de detención de Belgrado.

Cerca de Krusedol se encuentra el monasterio del mismo nombre y un cuartel del Ejército. Los medios de comunicación serbios ya habían especulado el pasado domingo que Hadzic había sido detenido precisamente en esta zona, pero la Fiscalía de Crímenes de Guerra lo había negado.

Se da la circunstancia de que el ex comandante serbo-bosnio Ratko Mladic, el penúltimo prófugo del TPIY, fue capturado en la misma región del norte de Serbia el pasado 26 de mayo.

14 CARGOS

Hadzic está acusado por el TPIY de 14 cargos de crímenes de guerra y contra la Humanidad. Según la Fiscalía del Tribunal de La Haya, Hadzic tenía control efectivo sobre la Policía y la seguridad nacional serbia, así como sobre diversas formaciones paramilitares vinculadas a dirigentes ultranacionalistas serbios como Vojislav Seselj y Zeljko Raznatovic.

Goran Hadzic, nacido en septiembre de 1958 cerca de Vinkovci (en la zona de Vukovar), está acusado de la persecución de ciudadanos no serbios por motivos étnicos, religiosos y políticos así como del intento de exterminio y del homicidio de "cientos de no serbios y croatas".

También está acusado de detenciones y malos tratos en los campos de concentración de Dalj y Erdut, en Croacia, y de Begejci, Stajicevo y Sremska Mitrovica, en Serbia, y de la destrucción y el saqueo de propiedades de no serbios en la región croata de Eslavonia Este.

Al término de la guerra, Goran Hadzic estuvo viviendo libre y abiertamente en Novi Sad, en la Voivodina, hasta el 13 de julio de 2004, cuando el TPIY presentó los cargos y trasladó a Belgrado la orden de arresto.

Fue entonces cuando Hadzic huyó inmediatamente de Novi Sad, con la ayuda de elementos nacionalistas de los servicios de seguridad serbios. Su fuga se mantuvo en secreto durante varios días. Una llamada telefónica, según B92, le dio el tiempo suficiente para huir de su vivienda familiar poco antes de que llegaran los agentes de Policía con la orden de arresto.

Posteriormente, el TPIY hizo públicas unas fotografías tomadas por una cámara de seguridad en las que se le veía huir de su casa, con una bolsa, en la misma tarde del 13 de julio.

Detenido Goran Hadzic, el último fugitivo del TPIY