#TEMP
sábado. 02.07.2022

"Ningún asesino podrá desbaratar el proceso de paz"

El primer ministro británico, Gordon Brown, ha condenado los "cobardes" ataques que se produjeron la pasada noche en una base militar del Ulster, que dejaron dos soldados muertos y cuatro personas heridas.
AGENCIAS - 8.3.2009

Brown advirtió de que "ningún asesino podrá desbaratar el proceso de paz que tiene el apoyo de la amplia mayoría de la gente de Irlanda del Norte". El episodio ha supuesto la primera baja de miembros del Ejército de Reino Unido en la provincia desde 1997, por lo que Brown se comprometió a "incrementar los esfuerzos" para garantizar que la estabilidad de zona que abrieron los acuerdos de paz tras décadas de conflicto "dura y perdura". "Puedo asegurar que llevaremos a esos asesinos ante la justicia", declaró.

Después de que en las últimas semanas los propios servicios de Inteligencia británicos hubiesen elevado a "severo" el nivel de riesgo de los grupos disidentes del IRA, el primer ministro de Reino Unido subrayó que la "primera prioridad" de su Gobierno "ha sido siempre la seguridad de la gente de Irlanda del Norte".

Por ello, prometió "hacer todo lo que esté al alcance del poder para asegurar" que el Ulster está "a salvo y seguro" y aprovechó también para trasladar sus "primeros pensamientos y condolencias" para los familiares de las víctimas, tanto los de los dos soldados muertos, como los de los cuatro heridos, dos militares y dos civiles, los dos repartidores de pizza".

Además, reconoció que "el país en su conjunto está en impactado y furioso ante la maldad y la cobardía" del ataque en la base de Massereene, en el condado de Antrim, en el que se vieron afectados, según recordó, "soldados que estaban sirviendo a su país y civiles que simplemente estaban desempeñando sus tareas ordinarias".

"Ningún asesino podrá desbaratar el proceso de paz"
Comentarios