<---Taboola---> <---Taboola---> #TEMP
martes. 06.12.2022

Unicaja y CajaSur se fusionan

Es la segunda operación de este tipo emprendida en el plazo de una semana por Unicaja que hace unos días acordó su fusión con la Caja de Jaén, en un proceso dominado por la primera de ambas entidades que tiene un peso 35 veces superior al de la segunda.
NUEVATRIBUNA.ES / AGENCIAS - 20.7.2009

Unicaja y CajaSur alcanzaron hoy un acuerdo para la integración de ambas entidades, según indicaron fuentes financieras, que precisaron que ese acuerdo "está hecho", aunque no precisaron más detalles sobre los términos de dicha operación de fusión.

El acuerdo ha sido cerrado por los presidentes de Unicaja, Braulio Medel, y de Cajasur, Santiago Gómez Sierra, que almorzaron en el restaurante Oriza de Sevilla donde se fraguó el pacto que ahora debe ser aprobado por los respectivos consejos de administración. En esa reunión se trazó la hoja de ruta del proceso, de forma que antes del 3 de agosto se han comprometido a mantener una nueva reunión para que sobre el 14 de agosto cada caja pueda celebrar un consejo de administración para formalizar la fusión.

Fuentes cercanas al proceso expresaron la "satisfacción" de ambas partes por el acuerdo alcanzado entre las dos cajas, que "requerirá de una modificación de la Ley de cajas andaluza" y que será comunicado y presentado al Banco de España en una visita que está previsto realizar este martes por parte de ambos presidentes.

Esta futura caja, la sexta de España, sumará unos activos superiores a los 50.000 millones de euros, y la operación requerirá de ayudas económicas del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) y del Fondo de Garantía de Depósitos, aunque se trate de "una solución privada, tomada entre dos entidades dentro de un clima de normalidad". No obstante, este principio de acuerdo aún no ha sido presentado ante la Junta de Andalucía, que esperará a que haya algún tipo de comunicación oficial de ambas entidades para un pronunciamiento oficial.

LOS TÉRMINOS DEL ACUERDO

En cuanto a los términos de este acuerdo, están pendientes de pulir pero contemplan la gran parte de condiciones planteadas por CajaSur, entre ellas que la nueva caja tendrá domicilio social en Málaga, aunque habrá una cosede operativa en Córdoba "que será cabecera del negocio de la nueva caja en lo que se refiere a Córdoba y el resto de Andalucía occidental, menos Cádiz". Asimismo, se presta una especial atención a mantener la vinculación de la obra social a Córdoba y al Cabildo Catedralicio, de forma que se creará una vicepresidencia ejecutiva en la nueva caja vinculada a la obra social.

Sobre el papel de la Iglesia y las entidades fundadoras de CajaSur en la nueva caja, aún está por definir el papel de la Diputación de Córdoba, mientras que el Cabildo cordobés "tendrá un peso ponderado, el que le corresponde la suma de las dos cajas", lo que se corresponderá con dos consejeros en el consejo de la nueva caja. También se creará una fundación específica dentro de la nueva caja, vinculada especialmente al Cabildo y a Córdoba, a la que quedarán adscritos una serie de inmuebles y activos de CajaSur.

De esta forma, las entidades fundadoras tendrán un peso en la nueva caja del 18 por ciento en los órganos de gobierno, de las que un 10 por ciento lo tendrán las cinco entidades fundadoras de Unicaja y el ocho por ciento restante las fundadoras de CajaSur.

LAS CONDICIONES DE CAJASUR

Precisamente la reunión de hoy había girado en torno a una serie de condiciones previas que la caja cordobesa pone como requisitos. La primera, "que se garantice la continuidad" de sus empleados en la caja resultante de la fusión a tres, y que la economía de Córdoba y su provincia no se resienta por la fusión, es decir "que Córdoba no pierda" el gran respaldo financiero que para su actividad productiva supone ahora la acción CajaSur, lo que incluía la cuestión del control sobre la Fundación CajaSur y su Obra Social y Cultural.

En cuanto a la tercera condición puesta por la caja cordobesa, tiene que ver directamente con la llamada "singularidad" CajaSur, es decir, que se tenga muy en cuenta "el papel de la Iglesia (Cabildo Catedralicio de Córdoba) como entidad fundadora" de CajaSur. Esto significa que la Iglesia quiere conservar "lo que en justicia le corresponde", es decir, mantener como propio determinado patrimonio, de manera que no pase a formar parte del patrimonio común de la nueva caja que surgiría de la unión a tres que se pretende. Ello implica, también, mantener un determinado grado de representación para el Cabildo Catedralicio en los órganos de gobierno y control de la entidad resultante de la fusión a tres.

Unicaja y CajaSur se fusionan
Comentarios