viernes. 23.02.2024
NUEVATRIBUNA.ES - 11.12.2009

Comisiones Obreras y Ugt confían en que la manifestación convocada para este sábado en Madrid se convierta en “una de las mayores” de los últimos tiempos, y que sirva -según explicaron hoy los líderes de ambos sindicatos, Ignacio Fernández Toxo y Cándido Méndez- para reforzar su apuesta por un “reparto equitativo” de los costes de la crisis, en lugar de un recorte de derechos, en el proceso de negociación que, a partir de enero, desembocará en la sexta reforma laboral de la democracia, según confía el gobierno.

“La manifestación”, que partirá a las doce de la mañana desde Atocha para terminar en la Puerta de Alcalá en un acto presentado por El Gran Wyoming, y que contará además con actuaciones musicales y la lectura de un manifiesto, “persigue recuperar el diálogo social”, confirmaron hoy los líderes sindicales. “Es una manifestación para la negociación”, explicaron Toxo y Méndez en la presentación de esta convocatoria a la que se han adherido cerca de 350 organizaciones de todo tipo.

La respuesta de los afiliados de todo el país invita a pensar que va a ser una gran manifestación, “tal vez una de las mayores de las que hayamos convocado las organizaciones sindicales en el pasado reciente”, reiteró Toxo.

Para Méndez, “es lógico” que los sindicatos planteen esta manifestación en la antesala de una nueva negociación con los empresarios. “Servirá para dar una mayor proyección” a las propuestas en este sentido, añadió.

Los líderes sindicales admitieron que la manifestación pretende romper con la “actitud” de las organizaciones empresariales, y con una línea de pensamiento –“fundamentalmente mediático”, añadieron- que persigue recortar derechos de los trabajadores, socavar la protección social, reducir salarios e impuestos, así como rebajar las cotizaciones empresariales a la Seguridad Social –lo que pondría en riesgo “casi inmediato” las pensiones, concluyeron.

Para Méndez, la movilización de este sábado es una “afirmación masiva de carácter democrático, sindical y social para exigir un reparto equilibrado de los sacrificios que exige la crisis”, que busca “proteger” los salarios y el empleo; garantizar la protección social y abordar un cambio de modelo productivo que supere los graves desequilibrios actuales que explican “la brutal destrucción de empleo”.

En este sentido, Toxo explicó que la movilización buscará “reconstruir las bases de la negociación” sobre otros elementos. “Para ello se convoca esta movilización”, dijo.

Cerca de 350 organizaciones se han adherido a la movilización hasta el momento, entre las cuales destacan Attack, la federación de asociaciones de vecinos Giner de los Ríos, la Asociación de Mujeres Empresarias Amecoop, las asociaciones de la Guardia Civil AUGC y UGC, el Sindicato Unificado de Policía (SUP), la Unión de Actores, la Plataforma de Mujeres Artistas y el Movimiento contra la Intolerancia.

MOVILIZACIÓN LEGÍTIMA

“La inmensa mayoría” de los trabajadores se “identifica” con la estrategia de las organizaciones sindicales, afirmó Cándido Méndez, quien reivindicó su legitimidad para convocar una protesta que se apoya en los votos de “millones y millones de trabajadores” a través de procesos de elección “democráticos”, recordó.

Por su parte, Ignacio Fernández Toxo rechazó que la convocatoria de una huelga general sea una exigencia por parte del mundo del trabajo. “No veo esa demanda, que sí veo publicada en algunos medios”, recalcó, tras reafirmar el carácter “coherente” de la movilización convocada respecto a los “objetivos sindicales”.

Por otro lado, los líderes sindicales reclamaron al Gobierno que mantenga los estímulos sobre la economía que permitan “salir de la crisis cuanto antes” y criticaron la “visión política” que limita el crecimiento del déficit y de la deuda contenida en el Pacto de Estabilidad europeo (PEC).

Tras insistir en la necesidad de una mayor coordinación entre los gobiernos central y autonómicos, Toxo y Méndez reclamaron que los jóvenes canalicen las políticas activas de empleo en el futuro y avanzaron que la manifestación del sábado incluirá una pancarta en demanda de apoyo a este colectivo, uno de los más afectados por la crisis, junto a las mujeres y los inmigrantes.

Por último, Méndez criticó a quienes defienden un “recorte de los derechos de los trabajadores” bajo el pretexto de que España saldrá con “cierto retraso” de la crisis.

El acto del sábado, que será conducido por El Gran Wyoming, incluirá además de las intervenciones de los ya citados Toxo y Méndez, de los los secretarios generales en Madrid de ambos sindicatos, Javier López y José Ricardo Martínez, y concluirá con un discurso del secretario general de la confederación sindical internacional (CIS), Guy Ryder.

Además, las actrices Pilar Bardem y Asunción Balaguer leerán un manifiesto que contendrá las reivindicaciones sindicales, que se condensan en el lema “Que no se aprovechen de la crisis” que abrirá la marcha.

Los sindicatos prevén "una de las mayores" movilizaciones este sábado