<---Taboola---> <---Taboola---> #TEMP
jueves. 29.09.2022

Goldman Sachs, que se apunta a 'estrangular' a Grecia, colaboró en su 'maquillaje'

Uno de los grupos de inversión más grandes del mundo será investigado por la Reserva Federal (la FED) ante la presunción de que ayudó a Grecia a ocultar su nivel real de deuda pública.
NUEVATRIBUNA.ES - 25.2.2010

Según el diario The New York Times, en 2001 Goldman Sachs ayudó a Grecia a conseguir financiación por valor de miles de millones de dólares en los mercados sin que se registraran como deuda soberana, pues las transacciones se estructuraron como intercambios monetarios en lugar de préstamos. Es lo que se conoce como "swap de divisas", un contrato entre 2 partes -bancos o empresas- de dos países diferentes de tal manera que uno pide un crédito a un banco de su país y el otro al suyo, pero luego se intercambian los principales en las monedas correspondientes y a unos tipos de intereses prefijados. Se hace cuando las empresas de un país tienen dificultades para obtener créditos en moneda distinta a la suya. Es como un intercambio de créditos. Al vencimiento se deshace la operación, en la que juegan su papel los tipos de cambio presentes y futuros y los tipos de interés de las dos monedas.

El Financial Times también recoge la noticia y explica los antecedentes que han conducido a Grecia a su situación actual, con una crisis presupuestaria que ha hecho saltar el costo de sus bonos, ya que los inversores han puesto en duda su capacidad para pagar la deuda.

El caso es que Goldman Sachs parece que ayudó a camuflar parte de la deuda pública griega retirando mediante esta operación parte del saldo (se dice que de 1,6% puntos). A cambio, GS, que en ese momento necesitaba conseguir liquidez como fuera, obtendría los beneficios derivados del tipo de cambio que iba a fijar para el dracma griego con el euro, que podía prever o conocer con antelación, y de la caída de los tipos de interés al ingresar Grecia en la moneda europea. El dracma griego fue sustituido en enero del 2002 por el euro.

Se da la circunstancia de que esta semana hemos asistido a una dura embestida de los fondos de inversión contra la deuda pública griega, es decir que los mismos que le prestaron el dinero en 2001 "fuera de la mirada pública, ahora se han unido al bando de los especuladores contra Grecia y apuestan por una suspensión de pagos del país", según escribe The New York Times.

El diario informa de que en una declaración divulgada el domingo pasado, Goldman Sachs defendió las transacciones de 2001 y afirmó que habían tenido "un efecto mínimo" sobre la situación fiscal de Grecia. Por su parte, Eurostat, la agencia de estadísticas de la Unión Europea, indicó el jueves que el nivel de deuda de Grecia subirá después de que se tomen en cuenta los intercambios monetarios que se habían mantenido ocultos.

En 2009, Grecia registró un déficit del 12,7% del Producto Interno Bruto (PIB) y su gobierno ha prometido bajarlo al 3% en 2012.

Goldman Sachs, que se apunta a 'estrangular' a Grecia, colaboró en su 'maquillaje'
Comentarios