<---Taboola---> <---Taboola---> #TEMP
jueves. 08.12.2022

El plan de sanciones de Zapatero podría topar con la oposición de Gran Bretaña

El presidente español aboga por crear un gobierno europeo en asuntos económicos, que vele por el cumplimiento de los objetivos comunes que fijará la Estrategia 2020.
> La 'otra' presidencia europea
NUEVATRIBUNA.ES - 08.01.2010

Zapatero tendrá que enfrentarse a Gran Bretaña y los otros países más liberales de la Unión Europea, si quiere llevar adelante sus planes de sancionar a aquellos países que incumplan la llamada Estrategia 2020, el futuro programa económico que los estados miembros fijarán este semestre, coincidiendo con la presidencia de turno española.

El presidente español pretende promover un “gobierno” europeo en asuntos económicos con el fin de mejorar la coordinación de las políticas nacionales. Entre sus competencias, figuraría la de multar a los países que incumplan las metas fijadas por Bruselas.

Para el presidente español, el fracaso de la Estrategia de Lisboa –que marcó hace diez años objetivos concretos en materias como el paro o la inversión en I+D- se ha debido a “el cumplimiento era puramente teórico”, según dijo en un encuentro con la prensa europea celebrado ayer.

"El Tratado de Lisboa prevé más coordinación, y para que ésta sea eficaz debemos dotar a la Comisión Europea de nuevos poderes", señaló el presidente del Gobierno. "Si Europa quiere mantener su fortaleza económica y quiere competir y ganar prosperidad, debe unirse. Cualquier otra cosa es una pérdida de tiempo", resaltó.

Para lograr este objetivo, Zapatero defendió que la nueva estrategia económica "incluya medidas que actúen como incentivo y, si resulta aconsejable, medidas correctivas por lo que se refiere a los objetivos fijados en nuestras políticas económicas".

Sin embargo, según señala Yacine Le Forestier, de AFP, con los planes de Zapatero, “España corre el riesgo de exponerse a reacciones virulentas de Gran Bretaña y de los Estados más liberales” ante un programa que será visto como una intromisión en políticas nacionales.

"Sé que un cierto número de países están a favor de una mayor unidad económica, como por ejemplo Francia", aseguró el presidente español. El país galo ha defendido en los últimos años un “gobierno económico” con poder de decisión al menos en la zona euro; en contra de la posición defendida por Alemania que ve un peligro para la independencia del Banco Central Europeo (BCE), encargado de fijar los tipos de interés.

Según Reuters, Zapatero no quiso explicar qué tipo de medidas correctivas podía conllevar el incumplimiento de los objetivos, aunque sugirió que podrían afectar a los esfuerzos para fortalecer el mercado único de la UE, que tiene por objeto garantizar la libre circulación de capital, trabajo y bienes.

El nuevo plan económico, denominado provisionalmente 'estrategia 2020', se aprobará en una cumbre los días 25 y 26 de marzo y sustituirá a la fracasada estrategia de Lisboa, que se aprobó hace 10 años con la pretensión de convertir a Europa en la economía del conocimiento más competitiva del mundo en 2010.

El plan de sanciones de Zapatero podría topar con la oposición de Gran...
Comentarios