martes. 05.03.2024

Duran desata la ira al pedir el fin del PER

"Ya que la clase política no se destaca por sus aportaciones positivas, al menos pedimos que no hagan ocurrencias”, afirman los sindicatos, mientras el PP reivindica ahora el subsidio agrario, "absolutamente imprescindible", según Javier Arenas.
NUEVATRIBUNA.ES- 19.05.2010

Con la tijera en ristre, cualquier alusión a posibles recortes provoca cataclismos en la vida política española. Así sucedió hoy con, Josep Antoni Duran i Lleida, el líder de CiU quien recibió hoy un aluvión de críticas tras proponer que se revisen las subvenciones agrarias, que le llegaron además desde todo el espectro político y social andaluz y extremeño.

Duran pretendía con su propuesta que nadie se pusiera “nervioso” al escuchar su reflexión sobre “lo que significa el gasto del PER”, el Plan de Empleo Rural. Desde el inicio de la crisis, sólo es necesario tener 20 días cotizados para cobrar el subsidio, frente a los 35 días anteriores, según recordó Duran, algo que “no tiene sentido”, añadió.

Sin embargo, la invitación de Duran a “reflexionar serenamente” sobre el PER ha despertado el efecto contrario. Desde Andalucía y Extremadura, llovieron los reproches al líder catalanista, quien se mostró además dispuesto a apoyar una posible revisión general de todas las subvenciones, "las cosas que no se quieren oír” porque “duelen muchísimo", admitió.

El “dolor” del que advertía Duran se dejó sentir en pocos minutos, tanto en el campo político como el sindical. Incluso desde el Partido Popular se destapó la caja de los truenos ante la perspectiva de recortes en el subsidio. Así, Javier Arenas, presidente del PP andaluz, aseguró que Duran i Lleida ha cometido un "grave error" y defendió que el subsidio agrario es "absolutamente imprescindible en muchas zonas de Andalucía".

"Me parece una barbaridad recortar derechos a los parados antes de acabar con el despilfarro en las administraciones públicas", indicó el líder del PP andaluz, que se mostró convencido de que "el señor Duran i Lleida seguro que sabrá si hay que hacer esfuerzos en el presupuestos de la televisión pública de Cataluña".

La arremetida de los ‘populares’ se completó por parte de la portavoz parlamentaria del PP en la región, Esperanza Oña, quien lamentó que Duran i Lleida "no tiene las ideas muy claras" sobre en qué consiste el PER y recordó que en Andalucía hay ocho millones de habitantes y el PER lo cobran algo más de 200.000 personas.

NO RESUCITAR PROBLEMAS FANTASMAS

Por su parte, la consejera de Agricultura y Pesca, Clara Aguilera, reivindicó "más respeto" para Andalucía porque "ya está bien de insultarla" y exigió que "no se confunda a la ciudadanía". A su juicio, el Plan de Empleo Rural en Andalucía (PER) ha contribuido al desarrollo de pueblos de Andalucía y "de muchos territorios, incluido Cataluña", donde, según apuntó, "se han beneficiado de muchas ayudas similares al Plan de Empleo Rural de Andalucía".

También el presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, salió en defensa del subsidio y acusó al portavoz de CiU en el Congreso, Josep Antoni Duran, de realizar "un discurso frentista" al plantear la posibilidad de revisar el antiguo PER (actual Aepsa).

Para Fernández Vara, el hecho de plantear este asunto, supondría entrar "en una dinámica de confrontación" entre comunidades autónomas que, a su juicio, "es lo que menos necesita" España "en estos momentos".

"Podíamos entrar en una dinámica de suprimir y yo pediría que se suprimieran las ayudas a los automóviles, que les benefician a ellos, entre otras comunidades; pediría que se reduzca todavía más el precio de los medicamentos, que se fabrican allí en Cataluña", criticó el dirigente extremeño.

Al respecto, subrayó que Extremadura aporta "muchos millones de euros para que la gente compre los coches" que se producen en Cataluña, al igual que ocurre con la aportación extremeña a la industria farmacéutica catalana.

"Que decir de los medicamentos que todos los años cuestan a las arcas públicas de Extremadura en torno a los 350 millones de euros y una parte importante de eso va a parar" a Cataluña, apuntó Fernández Vara.

‘QUE NO TENGA OCURRENCIAS’

En el lado sindical, el secretario general de CCOO Andalucía, Francisco Carbonero, criticó la "demagogia" e "irresponsabilidad" de este dirigente político y consideró que Duran i Lleida es una persona que "desconoce absolutamente la realidad andaluza”.

Carbonero mostró su preocupación porque el Gobierno negocia con CiU "para lograr una mayoría parlamentaria que le permita un acuerdo sobre los ajustes anunciados que recaerán sobre los trabajadores y los pensionistas", algo que hace "aumentar la incertidumbre y no da más razones para mostrar su rechazo al recorte planteado por el Gobierno".

Por su parte, el secretario general de UGT Andalucía, Manuel Pastrana, defendió el mantenimiento del Plan de Empleo Rural (PER) y pidió a la clase política en general y en particular al portavoz de CiU en el Congreso, Josep Antoni Duran i Lleida que "no haga aportaciones ni tenga ocurrencias para salir de la crisis que siembren la cizaña entre los distintos pueblos de nuestro país".

Duran desata la ira al pedir el fin del PER