#TEMP
lunes. 15.08.2022
"PRECARIEDAD, PARO DE LARGA DURACIóN Y RECORTES"

¿Hacia una recuperación frágil y socialmente injusta de la crisis?

Un informe de la Fundación 1 de Mayo de CCOO sobre la evolución del mercado de trabajo en 2013 destaca que las políticas de austeridad están favoreciendo una recuperación frágil y socialmente injusta de la crisis.

trabajo

El año 2013 se cerró con una leve recuperación de la actividad económica, pero sin evidencia suficiente que permita confirmar su sostenibilidad; es más, existen indicios fundados sobre la fragilidad de esta recuperación. A juicio de la Fundación 1 de Mayo de CCOO, “las políticas de austeridad aplicadas en el marco de la nueva gobernanza económica europea están favoreciendo una recuperación frágil y socialmente injusta de la crisis en España, cuyos efectos más negativos están recayendo en los grupos más vulnerables de la población”.

“Este análisis debe matizarse incorporando la dimensión de género. La razón es que la población femenina ha registrado por primera vez un saldo neto negativo desde el inicio de la crisis”

El informe destaca que se sigue destruyendo empleo, con mayor intensidad en el sector público, mientras que el empleo por cuenta propia registra un leve aumento, debido a su condición de empleo refugio. Igualmente, en 2013 se observó un deterioro de la calidad del empleo, con un avance del empleo a tiempo parcial no voluntario, y un incremento del volumen de contratos temporales de menos de 3 meses de duración, que al final del periodo representan en torno al 20% de los asalariados con contrato temporal. También ha continuado la tendencia al aumento de las personas ocupadas subempleadas, hasta alcanzar los 2,4 millones, es decir el 15% del total de las personas ocupadas.

Otro capítulo del informe es el descenso de la población activa, lo que provocó una reducción de la tasa de actividad por primera vez desde el inicio de la crisis. La mayor parte de este descenso de la población activa corresponde a personas de nacionalidad extranjera. Ello se explica por la salida al exterior de antiguos inmigrantes, bien por su retorno al país de origen, bien por la emigración a otros países con mejores oportunidades de empleo. “Este análisis, precisa CCOO, debe matizarse incorporando la dimensión de género. La razón es que la población femenina ha registrado por primera vez un saldo neto negativo desde el inicio de la crisis”.

El desempleo aumentó en 2013, hasta alcanzar los 6 millones de personas y una tasa de paro del 26,4%, la segunda más alta de la UE después de Grecia. Continúa el crecimiento del paro de larga duración y de las personas que no reciben ninguna prestación social. Son ya 3,5 millones de personas, el 60% del total de población activa desempleada, que llevan un año o más sin trabajar, “un proceso especialmente grave, ya que va acompañado de un aumento del número de personas que no reciben prestación social alguna, y de un recorte de las prestaciones como consecuencia de las reformas del gobierno. El informe de la Fundación 1 de Mayo de CCOO exige un cambio de rumbo de las políticas tanto en la Unión Europea como en los distintos estados miembro.

¿Hacia una recuperación frágil y socialmente injusta de la crisis?
Comentarios