SERÁN PROCESADOS POR “REVELACIÓN DE SECRETOS”

Manifiesto de apoyo a los autores del documental sobre el Monumento a los Caídos de Pamplona

La fiscalía pide para ellos dos años de cárcel tras la denuncia interpuesta por el colectivo franquista Hermandad de Caballeros Voluntarios de la Cruz que depende del Arzobispado de Pamplona.

Los procesados Carolina Martínez y Clemente Bernad. (Captura de imagen tomada del vídeo 'A sus muertos')
Los procesados Carolina Martínez y Clemente Bernad. (Captura de imagen tomada del vídeo 'A sus muertos')

Los dos cineastas fueron denunciados por la Hermandad de Caballeros Voluntarios de la Cruz, la guardia pretoriana de los militares golpistas en Navarra

Clemente Bernad y Carolina Martínez serán juzgados los próximos 14 y 15 de noviembre por realizar un documental sobre el Monumento a los Caídos de Pamplona. La fiscalía pide para ellos dos años de prisión y una multa de 12.000 euros por un supuesto delito de “revelación de secretos” tipificado en el artículo 197.1 del Código Penal. La acusación particular eleva la petición a 2 años y 6 meses de prisión.

La causa se abrió a raíz de una denuncia interpuesta por la Hermandad de Caballeros Voluntarios de la Cruz, una organización de carácter franquista que se creó en 1939 por excombatientes requetés para “mantener íntegramente y con agresividad si fuera preciso, el espíritu que llevó a Navarra a la Cruzada por Dios y por España”, según rezan sus estatutos fundacionales.

Dicha Hermandad, propietaria de la Cripta del Monumento, viene celebrando misas los días 19 de cada mes para conmemorar el golpe de Estado en Navarra de 1936 (en el resto de España fue el 18) y en honor de los militares golpistas Mola y Sanjurjo cuyos cuerpos estuvieron enterrados en la Cripta del Monumento a los Caídos hasta su exhumación en noviembre de 2016 en cumplimiento de la Ley de Memoria Histórica.. El golpe en Navarra se cobró más de  3.500 víctimas.

Los dos cineastas procesados son los autores del documental “A sus muertos” que se proyectó en el marco de unas jornadas celebradas en enero de 2017 por el colectivo memorialista ZER bajo el título “¿Qué hacemos con el Monumento a los Caídos?”.  Este y otros colectivos vienen reclamando que se derribe el monumento de Pamplona cuyo nombre oficial es “Navarra a sus muertos en la Cruzada” y hace unos días lanzaron un documento respaldado por más de un centenar de firmas que rechazan que siga en pie por ser el segundo símbolo mayor vigente (después del Valle de los Caídos) en honor del golpismo y el franquismo.

XMjoACwliwYEJKd-800x450-noPad

Cara a este juicio, colectivos memorialistas han lanzado un manifiesto de apoyo a Clemente Bernad y Carolina Martínez.

Los firmantes consideran que la acusación que pende sobre los dos artistas “supone un nuevo y flagrante atentado contra la libertad de investigación y expresión”

Los firmantes del manifiesto consideran que la acusación que pende sobre los dos artistas “supone una manifiesta tergiversación de la legislación penal y un nuevo y flagrante atentado contra la libertad de investigación y expresión”, así como “una gravísima restricción de las libertades públicas y democráticas de nuestro país”.

Manifiestan que “no puede considerarse un delito investigar con fines de documentación artística el uso que, de un espacio público, el ominoso Monumento a los Caídos de Pamplona, hace una organización de tan dudosa cualidad democrática como es La Hermandad de Caballeros Voluntarios de la Cruz”.

Muy por el contrario -recuerdan-, “es el delito de apología del fascismo y exaltación de la violencia golpista como instrumento de acción política por el que la Fiscalía debería interesarse”. En este sentido, subrayan que “resultaría inconcebible que en algún país de Europa se tolerasen exaltaciones fascistas o neonazis en espacios público, o que se persiguiera a quienes investigan o reflexionan desde su trabajo artístico sobre tal tipo de acciones, consideradas abominables y delictivas por la comunidad internacional”.

Por todo ello, exigen a la fiscalía que retire la acusación contra los artistas ya que “criminalizar el trabajo de investigación sobre las víctimas de la pasada dictadura no solo refuerza el discurso de las asociaciones de exaltación franquista, sino que propicia peligrosamente el vaciado democrático de las instituciones del Estado”, subrayan.

LA CRIPTA ES UN ESPACIO PÚBLICO, DEFIENDEN LOS COLECTIVOS MEMORIALISTAS

Carolina Martínez y Clemente Bernad se han declarado en todo momento inocentes. El Monumento a los Caídos es un espacio público, que fue donado por el Arzobispado al ayuntamiento de Pamplona en 1997, pero en el preacuerdo, la Iglesia se reservó el derecho de la Cripta central tal y como quedó reflejado en una cláusula a la que ha tenido acceso Nuevatribuna y que señala textualmente que “la parroquia donante se reservaría para sí y, en todo caso, para el Arzobispado de Pamplona, el uso y disfrute a perpetuidad y mientras el edificio donado se mantenga en pie, de la Cripta central en la que podrá celebrar los actos de culto que tenga conveniente así como el uso y disfrute de la totalidad de las dependencias ubicadas bajo el arquerío lateral izquierdo del edificio donado, visto el mismo desde su frente o Plaza de Conde de Rodezmo”. Y añade: “Esta reserva tendrá, en favor del donante y del Arzobispado el carácter real inscribible en el registro de la propiedad”.

Y tanto que celebran actos de culto, lo vienen haciendo décadas. La Hermandad (cuyos miembros llegaron a contarse por miles en épocas pasadas) es una asociación canónica que depende directamente del Arzobispado y que oficia a modo de guardia pretoriana misas todos los meses en honor al régimen franquista: “Han patrimonializado el uso del monumento”, denuncian los colectivos memorialistas, frente a la Hermandad que sigue insistiendo en que el espacio es privado, hecho este en el que basa su denuncia por las imágenes del documental.


La personas interesadas en firmar el manifiesto pueden enviar su adhesión al correo electrónico [email protected] indicando su nombre y apellidos.

Ver íntegro el documental 'A sus muertos'