sábado. 20.07.2024
rompe-con-los-estereotipos
Cartel campaña SATSE 'Rompe con los estereotipos'

9 de cada 10 enfermeras madrileñas denuncian estereotipos sexistas y retrógrados según una encuesta elaborada por el Sindicato SATSE en el marco de la celebración del Día Internacional de la Mujer. Los estereotipos sexistas y retrógrados vinculados con la profesión enfermera, especialmente con las mujeres, son denunciados por el 90% de los profesionales de la Comunidad de Madrid, que se ven víctimas comentarios, actitudes y comportamientos ofensivos y denigrantes que les perjudican a nivel personal y profesional.

PROFESIÓN 'DEPENDIENTE'

Al preguntarles por la imagen irreal más presente en el caso de las enfermeras, casi el 82% opina que aún se crea que es una profesión ‘dependiente’ de otro colectivo sanitario. En segundo lugar, es el de ser una profesión ‘vocacional y sin cuerpo de conocimientos propio’ (60%), seguido de ser ‘exclusivamente femenina’ (39%), ser una ‘profesión sexualizada’ (38%) y ‘no tener una formación universitaria de Grado’ (25%).

COMENTARIOS OFENSIVOS

El sondeo también muestra que el 53,59% de las enfermeras y el 54,64% de los enfermeros de Madrid han sufrido en primera persona o conocen a algún compañero que ha sido víctima de comentarios y comportamientos ofensivos y denigrantes basados en la imagen estereotipada y sexista de la profesión.

La encuesta recoge más de 2.000 comentarios personales de enfermeras y enfermeros consultados por SATSE, que constatan que aún persiste una importante falta de respeto y, en ocasiones, hasta desprecio, al minusvalorar a su profesión en sí y a las enfermeras por razón de género.

En concreto, los comentarios aluden a que, al hombre en muchos casos de manera sistemática, se le asigna socialmente un ‘status’ o categoría superior, y a la mujer se le siguen atribuyendo roles arcaicos y retrógrados, con expresiones como “tú no sabes, que venga un hombre que sí sabe”, etc.

De igual manera, los comentarios “sexualizados” siguen siendo comunes, desde el uso de términos como “niña” o “bonita” hasta otros muchos más hirientes, denigrantes y ofensivos que afectan a su intimidad. Unos estereotipos sexistas y retrógrados que suponen un retroceso en el desarrollo profesional de las enfermeras y enfermeros, según el 77% de los encuestados.

FALTA DE RECONOCIMIENTO SOCIAL

De otro lado, la práctica totalidad de los profesionales encuestados (93,7%) considera que no tienen el reconocimiento y visibilidad social que les corresponde por su responsabilidad, cualificación y competencia profesional.

Cuando se pregunta si la imagen de la Enfermería que se traslada a través de los medios de comunicación y otros ámbitos (cine, espectáculos, redes sociales, internet…) es acorde con las competencias y funciones dentro del sistema sanitario, la respuesta es abrumadoramente negativa, ya que el 92% de encuestados piensa que no lo es.

Apelativos de “niña” o “bonita”: enfermeras denuncian estereotipos sexistas y retrógrados