lunes. 17.06.2024

Rusia anunció hoy un alto el fuego temporal a partir de las 10.00 hora de Moscú (07.00 GMT) para la apertura de corredores humanitarios que permitan la evacuación de la población civil en las ciudades de Mariúpol y Volnovaja, en el este de Ucrania.

"Hoy, 5 de marzo, se anuncia un cese al fuego a partir de las 10.00 hora de Moscú (09.00 hora de Kiev) y la apertura de corredores humanitarios para la salida de civiles de Mariúpol y Volnovaja", señaló el Ministerio de Defensa, según las agencias rusas.

La ruta Mariupol-Nikolskoe-Rozovka-Pologi-Orekhov-Zaporozhye ha sido elegida como corredor humanitario. Los corredores humanitarios y las rutas de salida se han acordado con la parte ucraniana.

Un día antes, el jefe del Centro Nacional para el Control de la Defensa de la Federación Rusa, el coronel general Mikhail Mizintsev, dijo que se había desarrollado una situación humanitaria catastrófica en la mayor parte del territorio de Ucrania con tendencia a empeorar. Según él, la situación más difícil se observa en Kiev, Jarkov, Sumy, Chernigov y Mariupol.

La oficina del presidente ucraniano Volodymyr Zelensky declaró que Ucrania estaba lista para garantizar la retirada y entrega de suministros humanitarios, las tropas ucranianas garantizarían el paso seguro por los corredores. Además, Ucrania solicitó al Comité Internacional de la Cruz Roja que ayude urgentemente en la creación de corredores humanitarios.

En el décimo día de la guerra continúa la presión sobre otras ciudades como Járkov o Kiev. En la capital ucrania, los ciudadanos aguardan el posible avance del convoy de vehículos militares de las fuerzas invasoras.

Zelenski ha criticado esta noche a la OTAN por dar “luz verde a los bombardeos” en el país, tras la decisión de la Alianza Atlántica de mantenerse militarmente al margen y no decretar una zona de exclusión aérea, tal y como solicita Kiev desde el inicio de las hostilidades. “Toda la gente que muera a partir de ahora lo hará también por vuestra culpa. Por vuestra debilidad”, ha acusado.

El viernes, el secretario general Jens Stoltenberg reiteró que la OTAN “no es parte del conflicto” y justificó el rechazo a impedir los vuelos sobre el cielo ucranio porque eso obligaría a derribar aviones rusos: “Acabaríamos en una guerra total en Europa”

Rusia anuncia un alto el fuego y la apertura de dos corredores humanitarios