#TEMP
viernes. 01.07.2022

Un empresario subvencionado por la Comunidad de Madrid deja en la calle a 36 trabajadores discapacitados

CCOO ha denunciado la desaparición del empresario, Juan Arenzana, y los abusos a los que sometía a sus empleados.
NUEVATRIBUNA.ES / AGENCIAS | 4.2.2009

CCOO denuncia la desaparición de un empresario, Juan Arenzana Jove, tras cerrar el Centro Especial de Empleo Proserma (Alcalá de Henares) dejando en la calle a 36 trabajadores con discapacidad, 4 con discapacidad física y 28 con discapacidad psíquica.

Este empresario comunicó a sus trabajadores el despido el mismo día del cierre, el pasado 24 de diciembre. CCOO, que ha tramitado las demandas de los afectados, denunció la situación a la Consejería de Empleo. El pasado 29 de enero Arenzana fue citado a una reunión de conciliación y no apareció.

Además del empresario, han desaparecido los ordenadores de la jefa de personal, donde figuraban los datos de los trabajadores y las facturaciones. Los afectados no han recibido carta de despido, ni han cobrado la paga de Navidad ni el salario de diciembre.

En la misma nave se encontraba además de Proserma otra empresa propiedad de Juan Arenzana, Manipulados S.A, con catorce trabajadores fijos y cinco temporales, que también ha sido cerrada. Tanto Proserma como Manuipulados se dedicaban a manipular y retractilar para las revistas Vogue, FHM, DT, Bravo y Micro Mania.

El sindicato también denuncia que los empleados trabajaban en unas condiciones durísimas, con temperaturas bajo cero en invierno y por encima de 50 grados en verano. Se les cambiaban los horarios constantemente y sin comunicación previa. Carecían de jabón,toallas, botas de seguridad, ropa de trabajo etc Comían en la acera, encima de las máquinas, y se sentían acosados, despreciados y anulados por sus jefes. Les prohibían ir al baño. Si la empresa no recibía encargos, les descontaban la caída de la facturación del sueldo o bien les reducían las vacaciones.

La empresa recibe subvenciones de la Comunidad de Madrid que cubren el 50% del salario de los trabajadores. La Consejería de Empleo y Mujer, responsable de la autorización y ayudas a Proserma, no ha realizado ningún seguimiento de la situación.

CCOO exige que se pongan en marcha mecanismos de control e inspección de este tipo de empresas protegidas y medidas sancionadoras que impidan la impunidad de empresarios sin escrúpulos que ejercen prácticas de estas características hacia un colectivo de trabajadores muy vulnerable.

Un empresario subvencionado por la Comunidad de Madrid deja en la calle a 36...
Comentarios