<---Taboola---> <---Taboola---> #TEMP
jueves. 18.08.2022

Estimado Sr. Feito, presidente de la Comisión de Economía de la CEOE. Me llegaron a través de diversos medios de comunicación sus declaraciones en el sentido de que debemos homologarnos con las economías más desarrolladas de Europa, la de los países del norte y, en ese sentido se debe quitar la prestación por desempleo a una persona que rechace un empleo aunque sea en Laponia.

Yo estoy de acuerdo con Usted, Sr. Feito, debemos homologarnos con las economías más fuertes de Europa. Es más estaría dispuesto a sentarme a discutir de ese aspecto concreto de las condiciones de pago de la prestación por desempleo. Pero para hacerlo quisiera que me respondiera a una serie de interrogantes que me gustaría plantearle.

Vamos a tomar como ejemplo uno de los países en los que se encuentra una parte de Laponia. Estoy hablando de Suecia.

Suecia es un país con poco más de 9 millones de habitantes, un 85% de los cuáles se concentran en la parte más meridional en una superficie que es poco más de un tercio de la española. Laponia ocupa la parte más septentrional con una superficie equivalente a Cantabria, Asturias y Castilla y León juntos y una población que no llega a los 100.000 habitantes. La tasa de paro en Suecia es del 8%, mientras que en la Laponia sueca roza el 17%.

En el Índice de Transparencia publicada en 2010, Suecia ocupa el 4º lugar con 9,2/10, mientras España está en el 30º con 6,2/10. Este índice se elabora a partir de al precepción de la ciudadanía sobre la credibilidad, la falta de corrupción y las buenas prácticas de las administraciones públicas, las empresas y las entidades financieras. ¿Está usted, Sr. Feíto, dispuesto a pedir a sus compañeros empresarios que mejoren su índice de transparencia para homologarnos con Suecia?

En el índice de productividad de ese mismo 2010, Suecia ocupaba el 6º con un 90,89/100, mientras que España ocupaba un modesto 39º lugar con un 58,57/100. Como bien sabrá Ud., Sr. Feito, entre otros factores determinantes de la productividad, ocupan lugar privilegiado la organización del trabajo y la reinversión de los beneficios empresariales.

Seguramente es plenamente consciente Ud., Sr. Feito, la organización del trabajo es potestad exclusiva de la empresa. ¿Está, en base a ello, usted dispuesto a animar a sus compañeros/as empresarios/as a mejorar sustancialmente en este aspecto para ir acercándonos a lo que hacen las empresas suecas?

Un parámetro de la reinversión de los beneficios empresariales lo marca en un país la inversión privada en I+D+i. En España esa inversión supone escasamente el 0,75% del PIB, mientras que en Suecia roza el 2,5%. ¿Estaría Usted, Sr. Feito, dispuesto a animar a sus compañeros/as empresarios/as a mejorar sustancialmente en este aspecto para ir acercándonos a lo que invierten las empresas suecas?.

Hablemos del sistema tributario. Las rentas del trabajo en España tributan el 75% de lo que tributan en Suecia, sin embargo las rentas del capital, solamente lo hacen en un 20%. ¿Estaría usted dispuesto, Sr. Feito, a plantear una reforma fiscal en España que vaya caminando paulatinamente a que las rentas del capital en España tributen el 75% de lo que tributan en Suecia?

Con ese importante aumento de la recaudación podríamos hacer que el gasto social de España que es del 21% del PIB vaya convergiendo con el 30% de Suecia, lo que hará entre otras cosas, que pasaríamos de tener un 10% de la población ocupada trabajando en sectores ligados al Estado de Bienestar al 25%, lo que aumentaría sustancialmente el empleo y facilitaría la movilidad.

Un dato más. En España solamente el 10% de los niños/as de 0-2 años tienen una plaza de Educación Infantil Pública, en Suecia el 60%. Por eso en este país la tasa de reposición está por encima de 2 hijos/mujer mientras que en España apenas supera el 1 hijo/mujer. ¿Estará conmigo Sr. Feito, que esta sí es una medida de fomento de la natalidad y no los 2.500 euros del Sr. Zapatero?

Una última cuestión, Sr. Feito. La negociación colectiva en Suecia es la piedra angular del sistema de relaciones laborales, tanto en los aspectos relativos a la actividad productiva que se basan en las negociaciones entre las grandes patronales y los grandes sindicatos sectoriales como en temas en los que participa, también el Gobierno como las pensiones o el seguro de desempleo. Por eso, la calidad del trabajo es la misma en Goteburgo, en Malmö, en Ystad o en Kiruna, la ciudad más importante de la Laponia sueca. ¿Coincide por lo tanto, Sr. Feito, en considerar como lo hago, yo, que las recientes declaraciones del Sr. Guindos que considera la negociación colectiva como enemiga de la competitividad no se ajustan a la verdad?.

En fin, si sus respuestas a mis interrogantes son afirmativas, nos ponemos en contacto usted y yo y hablamos de las características de la prestación por desempleo en España para que vayan convergiendo con las de Suecia.

Atentamente.

Laponia, Suecia, España
Comentarios