viernes 25/9/20
EL ACUERDO AFECTA A 1.500 CONVENIOS COLECTIVOS Y A TRES MILLONES DE TRABAJADORES

Los sindicatos salvan la negociación colectiva gracias a un acuerdo de mínimos con la patronal

Ignacio Fernández Toxo (CCOO) dice que la prórroga de convenios es "un parche" para la "avería" generada con la reforma laboral y Cándido Méndez (UGT) destaca que el acuerdo permite "sortear" el "abismo" que ha supuesto la reforma del Gobierno pero que habrá que seguir negociando "convenio a convenio".

El secretario general de Comisiones Obreras (CC.OO.), Ignacio Fernández Toxo, ha opinado que la prórroga de los convenios caducados, acordada por las patronales y los sindicatos, "no deja de ser un parche" para "una avería que ha generado el Gobierno con la reforma laboral".

Ha señalado que este acuerdo sobre la 'ultraactividad' es una "buena noticia", Toxo también ha sostenido que la negociación colectiva es "una pieza muy importante" en España que, "lejos de debilitarla, que es el sentido que tiene la reforma laboral, debería reforzarse"

Así lo ha indicado este jueves en una rueda de prensa, que ha tenido lugar, en la Facultad de Ciencias Sociales y del Trabajo de la Universidad de Zaragoza, antes de impartir la charla 'Acuerdo para el empleo y la protección social'.

En este sentido, ha mencionado que en los convenios y en su negociación "hay respuestas a las necesidades de las empresas y de la economía, y compatibles con el interés concreto de cada trabajador".

Este acuerdo, que van a suscribir CC.OO. y UGT con la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE) y Confederación Española de la Pequeña y Mediana Empresa (Cepyme), pretende evitar que decaigan los convenios colectivos a partir del 8 de julio, fecha en la que muchos de ellos cumplen un año de la 'ultraactividad' que marca la reforma laboral para los caducados.

En concreto, el preacuerdo establece que las partes podrán convenir, antes de dicha fecha, ampliar el periodo de negociaciones hasta que se pacte un convenio nuevo o marcarse un periodo máximo de 'ultraactividad' que puede ser de meses o de años.

Si no hubiese acuerdo antes de cumplirse este nuevo plazo o si antes una de las partes considera bloqueadas las negociaciones, se recurrirá a una mediación obligatoria --una intercesión para lograr un acuerdo-- o se podrá acordar recurrir a un arbitraje voluntario, en cuyo caso se producirá un laudo vinculante.

"La idea es que a un convenio le suceda otro convenio, bien porque haya acuerdo o bien porque en ausencia del mismo las partes vayan a la mediación o arbitraje", ha subrayado el dirigente de Comisiones Obreras. De esta forma, ha asegurado que el "otro contexto", es decir, la falta de convenios firmados, dejaría a los trabajadores y a las empresas "en una posición muy débil".

Así, Ignacio Fernández Toxo ha recalcado que "en una situación de crisis algunas empresas cortoplacistas pueden pensar en una posición de ventaja al no tener convenio, pero se estaría incubando un proceso de fortísima conflictividad".

También ha informado de que hay entre 1.400 y 1.500 convenios colectivos paralizados, que afectan a unos tres millones de personas, aunque "hace unos días han llegado a un acuerdo en el metal de Cataluña, que son 180.000 personas, y en estas últimas semanas se han empezado a firmar bastantes".

"Ahora este acuerdo, que vamos a suscribir, tiene que trasladarse a todos los ámbitos donde todavía están paralizados los convenios para que tenga efecto. Espero que haya correspondencia entre lo que firmamos con lo que luego suceda en las empresas y en los sectores", ha apostillado el secretario general.

Méndez destaca que con el acuerdo alcanzado se ha "sorteado ese abismo" pero el "puente" hay que transitarlo "convenio a convenio"

Ha afirmado que el acuerdo alcanzado con la CEOE y Cepyme por su sindicato y CC.OO, es el "puente" que permite "sortear" el "abismo" en la negociación colectiva que ha supuesto la reforma laboral" al imponer la pérdida de la 'ultraactividad'

Por su parte, el secretario general de UGT, Cándido Méndez, ha afirmado que el acuerdo alcanzado con la CEOE y Cepyme por su sindicato y CC.OO, es el "puente" que permite "sortear" el "abismo" en la negociación colectiva que ha supuesto la reforma laboral" al imponer la pérdida de la 'ultraactividad'.

Méndez ha realizado estas manifestaciones en la localidad vizcaína de Baracaldo, a la que se ha desplazado para participar en el XI Congreso de UGT Euskadi. En su discurso, Méndez ha hecho alusión al acuerdo alcanzado con CEOE y Cepyme y ha indicado que evita el "abismo" en la negociación colectiva porque consigue "tender un puente para sortear el impacto de la reforma laboral" que "impone" la pérdida de la 'ultraactividad'.

El dirigente de UGT ha afirmado que derechos acumulados durante años no "pueden ser "eliminados de un tajo", como "impone" la reforma laboral. Por ello, ha indicado que, con el acuerdo alcanzado, se ha "sorteado ese abismo", pero el "puente" hay que transitarlo "convenio a convenio". Méndez ha indicado que este acuerdo afectará a 1.500 convenios y a tres millones de trabajadores.

El líder sindical ha añadido que este pacto tiene valor si se cumple el "triple vértice" de salarios, precios y beneficios, con el objetivo último de salvaguardar el empleo. A su juicio, con este acuerdo, la patronal "acepta", si se incluyen "en el apartado correspondiente", que hay que desistir de la flexibilidad externa, de los despidos y apostar por la flexibilidad interna para preservar el "máximo nivel de empleo".

Méndez ha subrayado que el sindicato va a seguir por este "camino" frente al que ha "impuesto" el Gobierno, que "no funciona". A su juicio, los seis millones de parados son "la descalificación más absoluta a la estrategia del Gobierno" y la "reafirmación rotunda de que eso no funciona ni funcionará".  

Tras rechazar que el problema en España se deba a que existe mucha economía sumergida, ha afirmado que está también "archidemostrado" que el problema tampoco se debe a una "rigidez" del mercado laboral.

En su opinión, la reforma laboral es una "verdadera picadora" para el empleo y ha rechazado la "mentira" de que no existan alternativas a las actuales políticas, que priorizan el recorte del déficit, con su consiguiente "coste" en el número de desempleados.

Méndez, que ha advertido del riesgo de sustituir el actual modelo social por otro "mezcla del anglosajón y el neoesclavista", cree que hay que buscar otras fórmulas distintas "a la triple A de la austeridad". La alternativa, a su juicio, es la solidaridad ,el estímulo para la creación de empleo y la búsqueda de fórmulas distintas al actual modelo productivo.

Los sindicatos salvan la negociación colectiva gracias a un acuerdo de mínimos con la...
Comentarios