martes. 23.04.2024

Necesitamos tu ayuda para seguir informando
Colabora con Nuevatribuna

Francisco Nieto 

El fotógrafo estadounidense por excelencia de Magnum y National Geographic, Steve McCurry, es conocido por sus imágenes convincentes y evocadoras que capturan la experiencia humana y el espíritu de todos aquellos territorios que visita. Baste decir que su retrato de 1984 de Sharbat Gula, la niña afgana, es una de las fotografías más reconocibles del mundo, y todos hemos tenido la oportunidad de admirar una fotografía que se convirtió de manera automática allá por el 1985 en icono y símbolo de los refugiados.

Una poderosa colección de imágenes con inflexión espiritual que se extraen de la totalidad de los cuarenta años de carrera de McCurry viajando a todos los rincones del mundo

Ahora se nos presenta en una espectacular edición publicada por la indispensable editorial Blume una poderosa colección de imágenes con inflexión espiritual que se extraen de la totalidad de los cuarenta años de carrera de McCurry viajando a todos los rincones del mundo. Desde una mezquita en Afganistán hasta la Roca Dorada de Birmania; una ofrenda de Pascua en Paraguay pasando por un matrimonio de ancianos en Lourdes; desde la concentración de un monje tibetano en la India hasta la presencia de los evangélicos en el corazón de Estados Unidos, el autor de las fotos captura momentos penetrantes de devoción, lealtad, fidelidad y dedicación que asombran en su simplicidad y a la vez sofisticación. 

Existe un relato latente en cada una de las fotografías etéreas, memorables, idílicas, conmovedoras, dotadas todas ellas de un lenguaje transversal que todo el mundo logra entender. Reproducidas en colores deslumbrantes, estas fotografías honran el deseo universal de crear significado en medio de la vida cotidiana y ofrecen a los espectadores la oportunidad de conectarse con su propia espiritualidad, cualquiera que sea la forma que adopte.

Estas fotografías honran el deseo universal de crear significado en medio de la vida cotidiana y ofrecen a los espectadores la oportunidad de conectarse con su propia espiritualidad

Aquí no vamos a enumerar la poderosa colección de imágenes con influencias espirituales que se nos regala en este libro, pero para quien esto firma simplemente hacer mención a la que más me han gustado y a la vez inspirado. Ojalá coincida con la elección de todos aquellos que tengan la oportunidad de disfrutar de su lectura. Ahí van: una foto, capturada en 2010, que muestra elefantes y mahouts (personas que cuidan a los elefantes) en un santuario de rescate en Chiang Mai, Tailandia; En Kabul, Afganistán, se ve a un hombre abrazando a su perro junto a su taxi, que quedó destruido cuando el edificio cercano se derrumbó durante los bombardeos. La emotiva fotografía fue tomada por McCurry en 1992; la captura del tierno momento en el que una enfermera revisa los signos vitales de un hombre sin hogar en Los Ángeles, California; en Vietnam en 2007, una fotografía que muestra a la tía de un hombre enfermo ayudándolo con sus cuidados; El momento íntimo en el que una mujer limpia la lápida de la tumba de su difunto marido en Alemania Oriental en 1989, el año de la caída del Muro de Berlín y por último la bella toma de una pareja de ancianos que caminan hacia el Santuario de Nuestra Señora de Lourdes, una iglesia en Lourdes, Francia, capturada en 1988. McCurry señala al respecto de la foto que: "caminaron frente a un letrero que ponía relación y que era una perfecta metáfora de su amor".

No me digáis que no se os hace la boca agua...No os lo perdáis, que vale mucho la pena.

No hay una única explicación posible al fascinante repertorio de imágenes de este fotógrafo estadounidense nacido en 1950 en los suburbios de Filadelfia, considerado hoy una de las voces más emblemáticas de la fotografía contemporánea: de muy joven, después de varios años trabajando como freelance, McCurry realizó el primero de sus muchos viajes a la India, una aventura que emprendió con poco más que una bolsa de ropa y unos rollos de película. Desde entonces, ha creado imágenes asombrosas en innumerables países de los siete continentes.

Devoción. Amor y espiritualidad, de Steve McCurry