#TEMP
sábado. 13.08.2022
VE CUESTIONADA SU HEGEMONÍA EN LA IZQUIERDA

La Fundación Alternativas aconseja al PSOE que recupere su credibilidad como "instrumento de transformación social"

Según los autores del estudio, dirigido por el periodista Joaquín Estefanía, en el contexto actual proliferan las "posiciones extremistas", y los socialistas deben demostrar que pueden "gestionar la complejidad".

PSOE

La Fundación Alternativas ha señalado que, por primera vez desde la Transición, el PSOE ve cuestionada su hegemonía en la izquierda y su 'turnismo' en el Gobierno con el PP. Para volver a ser alternativa de Gobierno y evitar que otras fuerzas políticas ocupen su espacio, le aconseja que recupere su credibilidad como "instrumento de transformación social".

Es una de las conclusiones del 'Informe sobre la Democracia en España 2015. Reformular la política', presentado este martes por la Fundación Alternativas, próxima al PSOE. Según los autores del estudio, dirigido por el periodista Joaquín Estefanía, en el contexto actual proliferan las "posiciones extremistas", y los socialistas deben demostrar que pueden "gestionar la complejidad".

"Para volver a ser alternativa de Gobierno, el PSOE necesita recuperar la credibilidad como instrumento de transformación social", señala el documento. Los autores le recomiendan mantener "tolerancia cero contra la corrupción", defender un modelo de financiación que permita restaurar la cohesión social y tener un proyecto de país que recomponga el modelo territorial y libere a las instituciones de su "colonización partidaria".

El informe dedica un apartado a los sindicatos y dice que se encuentran "en sus horas más bajas en más de tres décadas", con una caída de la afiliación, casos de corrupción y graves problemas económicos, además de haber "perdido protagonismo en la contestación social a la crisis" frente a las mareas y otros movimientos.

Rajoy ha "menospreciado" el impacto de la corrupción

Respecto al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, se afirma que se centró en la salida de la crisis económica y no se percató a tiempo de la depresión política y el "descrédito" del sistema político. Aunque a mediados de 2014 Rajoy recuperó la agenda de regeneración democrática, los autores del informe creen que finalmente esta "quedó en nada".

En este sentido, le reprochan haber "menospreciado" el impacto de la corrupción en el desafecto de los ciudadanos hacia las instituciones democráticas y no haberse adecuado a las exigencias de mayor transparencia y democracia interna en el PP.

Para la Fundación Alternativas, el Gobierno también debería haber aprobado un plan contra la pobreza. En lo que respecta a la cuestión catalana, considera que no tendría que haberse limitado a acudir a los tribunales frente a la declaración soberanista del Parlament y la posterior consulta del 9 de noviembre, desoyendo las propuestas de reformar la Constitución.

De Podemos se analiza el perfil de sus votantes, indicando que en mayo de 2014 --cuando se celebraron las elecciones europeas-- era "el partido de los activistas indignados", mientras que ahora es más bien "el partido de los grupos económicamente excluidos y frustrados por la falta de oportunidades".

Pérdida de calidad de la democracia

Por otro lado, el informe incluye una auditoría de la democracia en España realizada por un conjunto de expertos. Ponen una nota media de 5,2 sobre 10, similar a la calificación del año pasado pero notablemente peor que la del primer Informe, publicado en 2007.

Atribuyen la pérdida de calidad de la democracia a la crisis económica, las políticas de los gobiernos frente a la recesión, el deterioro de los derechos sociales y la corrupción. Sin embargo, añaden que otros aspectos han mejorado, como la "revitalización" de la sociedad civil gracias al uso de nuevas tecnologías y a unos medios de comunicación más plurales e independientes.

El estudio indica que, según el Centro de Investigaciones Sociológicas, el porcentaje de personas insatisfechas con el funcionamiento de la democracia en España alcanzó su máximo histórico en 2012, el último año en que se analizó esta cuestión. Había ido aumentando desde 2008 hasta llegar al 68% en 2012, casi 30 puntos por encima de la media del periodo 1983-2012 (40%).

Ningún país de Europa Occidental ha registrado un incremento tan abrupto en los últimos años, según se desprende de la Encuesta Social Europea. La Fundación Alternativas afirma que este aumento de la insatisfacción no se debe solo a la crisis económica, sino también a la intervención de instituciones internacionales y mercados en los procesos democráticos nacionales.

Igualmente, destaca que en 2012 la insatisfacción creció algo más entre personas con más ingresos y nivel de estudios, más interés por la política y menos dificultades económicas, que votan y simpatizan con pequeños partidos.

Otro de los temas que aborda el informe es el crecimiento de la desigualdad, ante el cual la opinión pública es "cada vez más sensible", por lo que se recomienda asegurar que las reglas del juego democrático garantizan iguales oportunidades para todos. España es, junto con Grecia, el país de la OCDE donde más ha descendido la renta de los más pobres desde el inicio de la crisis.

Mientras, desde 2011 se han aplicado políticas tributarias que han establecido una estructura fiscal "más regresiva", a lo que se suma la "captura del Estado por el mundo de a economía". Esto último, según la Fundación Alternativas, implica una menor calidad de la democracia y una pérdida de la capacidad del Estado para resolver el tipo de problemas que deben ser resueltos por la política.

"inflexión declinante" del soberanismo

En cuanto a la cuestión catalana, la principal conclusión es que la unidad del frente secesionista se quebró a partir de la consulta alternativa celebrada el 9 de noviembre de 2014, que supuso "su más notable éxito de convocatoria" pero al mismo tiempo marcó la "inflexión declinante" del soberanismo.

Asimismo, se destaca la "parálisis" del Gobierno central a la hora de "abordar el malestar catalán", con su expresión más clara precisamente en el 9N. "Por un tiempo", el Ejecutivo de Artur Mas, ERC y organizaciones independentistas consiguieron "centrar toda la actividad política catalana en una movilización pro referéndum" y hacer "olvidar la escasa tarea legislativa y la inane obra de gobierno del bloque del poder", dice el documento.

La Fundación critica también que desde el Govern se empezasen a crear "estructuras de Estado", presumiendo "abusivamente" que los catalanes quieren la independencia, y subraya la "soledad internacional" del secesionismo catalán. Por último, apunta a una dinamización de la tercera vía, entre la independencia y el centralismo.

La Fundación Alternativas aconseja al PSOE que recupere su credibilidad como...
Comentarios