viernes. 24.05.2024
NUEVATRIBUNA.ES - 24.6.2010

...nosotros hemos debatido medidas de apoyo a los autónomos y a las PYMES" y como siempre echa la culpa al Gobierno: "El Gobierno no cumple los mandatos del Parlamento".

Soraya Sáenz de Santamaría ha estado esta mañana en la Cadena SER donde se le ha planteado varias veces la misma pregunta: ¿Están ustedes de acuerdo con que se abarate el despido? La respuesta no ha sido en ningún caso un sí o un no. La portavoz 'popular' se las ha arreglado para irse por las ramas con la excusa de tener que hacer antes una "reflexión de carácter general". Su mayor esfuerzo de concreción se ha producido cuando ha dicho: "Es necesaria una reforma que se contrate más y el empleo sea más estable, que haya más flexibilidad interna y que el despido sea el último recurso, que se puedan cambiar cosas y no haya que destruir empleo".

Sáenz ha insistido en que el PP tiene un plan aunque no lo conozca nadie más que ellos: "Tenemos un plan global, esto no se soluciona con medidas aisladas impuestas desde fuera, deben ser eficaces y justas. Hay que hacer un plan. Hay que ajustarse pero no a costa de los pensionistas. Desde 1997 se les actualiza el coste de la vida. Hay que hacer lo contrario de lo que hace Zapatero y dejar de gastar lo que no hay. Hay que hacer un ajuste fiscal y una nueva política. Me parece bien lo de Suiza, pero al final pagan los ciudadanos de sueldo normal. Hay que reformar muchas cosas, hay que hacer una apuesta por la educación y cambiar el modelo".

La gran pregunta es si Mariano Rajoy nos va a dar alguna sorpresa este viernes, cuando acuda al Foro Nueva Economía. "Hará una detallada referencia a lo que debe hacerse en economía y lograr la recuperación y salir reforzados", ha dicho su portavoz parlamentaria, que ha cargado las tintas en la crítica al Gobierno, sobre todo a la presidencia española de la UE: "Esta presidencia tenía margen, iba a Bruselas con el acuerdo con el PP y pactados los objetivos. Una manera cómoda de ir a una presidencia. Zapatero fue a marcar el guión y se lo han marcado a él, nos han dicho y controlado todo, no ha pasado a la historia, no se ha aprobado ninguna euro orden o directiva. Hemos hablado de rescates y de ajustes. Nos han ido marcando con fechas. No han exigido la reforma laboral y la han vigilado. Las economías europeas están muy relacionadas". En conclusión, el PP ha decidido atacar al Ejecutivo de Zapatero por seguir las indicaciones de Bruselas, independientemente de que países como Alemania, Inglaterra y Francia estén haciendo lo mismo: "Esos países voluntariamente lo han decidido. En mayo Zapatero se vio con Rajoy, le pedimos un plan y ZP dijo que no había que ajustar nada más y dos días después se lo dijeron en el Ecofin. Es que se lo mandaron en Bruselas. Eso es que te lo están marcando desde fuera, eso es un protectorado. Nosotros no apoyamos las formas. Ningún país ha congelado las pensiones, son ajustes variados, salvo Grecia y Dinamarca, no hay más congelaciones. Nadie".

Lo que los 'populares' no aceptan de buen grado son las críticas que se les hacen a ellos como las que proceden del ministro de Fomento, José Blanco, que les ha equiparado con las vuvuzelas por el ruido que hacen: "Le diría a Blanco que hay muchas crisis y no es momento de bromas, dicen muchas cosas, pero... el Gobierno es como el balón, nunca sabes por donde te va a salir. El ministro de Fomento tiene que insultar menos e invertir más. No es momento para que los españoles vean las gracietas del Gobierno. Me gusta que las instituciones se hagan respetar".

En cuanto a los frentes autonómicos que tiene abiertos el PP por los casos de corrupción que salpican a sus principales dirigentes regionales, la respuesta de Sáenz a si peligra su continuidad ha sido breve tirando a lacónica en el caso de Francisco Camps: "No decido yo, pero goza con la confianza de su pueblo". En el caso de Esperanza Aguirre, que se enfrenta estos días a nuevas acusaciones por el caso del espionaje, después de que la ex mujer de Sergio Gamón confirmara las actividades por las que se encuentra imputado su ex marido y señalara directamente a Ignacio González, ha seguido la misma táctica que la presidenta regional: "Se mezclan cosas personales, en esos temas de las rupturas matrimoniales prefiero no entrar". Es decir, que a pesar de la gravedad de las últimas revelaciones, que incluso le han costado el cargo al ex jefe de Seguridad de Aguirre, los dirigentes del partido se empeñan en reducirlas al ámbito de lo privado vinculándolas a una disputa de tipo personal.


Soraya Sáenz de Santamaría, instalada en el discurso de "ni sí, ni no,...