viernes 25/9/20

Los nacionalistas catalanes empuñan la bandera de Kosovo pero reconocen diferencias

Después de que la Corte Internacional de Justicia (CIJ) -máxima instancia judicial de la ONU- dictara que la declaración unilateral de independencia de Kosovo no violó el Derecho Internacional, los partidos nacionalistas se han apresurado a hacer lecturas de la resolución que en la mayoría de los casos pretenden llevar el agua a su molino.
NUEVATRIBUNA.ES / AGENCIAS - 23.7.2010

El presidente de la Generalitat, José Montilla, lo ha dejado claro esta mañana en declaraciones a Punto Radio: Cataluña y Kosovo tienen "pocas cosas en común", por lo que no se pueden establecer paralelismos entre ambas realidades. El presidente de la Generalitat ha recordado que "la situación trágica vivida en los Balcanes, la confrontación, la guerra civil y la existencia de un régimen opresivo como la Serbia de Milosevic no tiene nada que ver con la Cataluña y la España de 2010". Y ha negado que se puedan hacer analogías entre las realidades que se viven en ambos territorios, "a pesar de que a algunos les pueda interesar".

Ayer mismo, nada más conocerse la sentencia de la Corte Internacional de La Haya, todos los partidos nacionalistas catalanes instaron Estado español a "reconocer definitivamente al nuevo estado europeo". También vieron en la resolución un aval al derecho democrático de los pueblos de decidir su futuro, "una cuestión de plena importancia". Pero sobre la equiparación entre la situación de Kosovo y Cataluña cada uno hizo su propia valoración. Mientras que el responsable del área de relaciones internacionales de CDC, Carles Llorens, puntualizó que "las situaciones de Kosovo y Catalunya son completamente distintas ya que parten de contextos diferentes", el eurodiputado de Esquerra Republicana de Catalunya Oriol Junqueras aseguró que "cualquier proceso democrático permite analogías con otro proceso" y aventuró que "la ola de libertad también llegará a Catalunya". El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, consideró la sentencia un "precedente preocupante". Y citó a ERC: "Lo ha dicho públicamente Carod-Rovira, su modelo es Kosovo". Rivera animó al Ejecutivo a "ser tajante" en su negativa a reconocer la independencia de Kosovo.



Coincidiendo con este debate y con el que ha generado la sentencia del Tribunal Constitucional sobre el Estatut, El Periódico de Catalunya publica este viernes una encuesta que refleja que la fórmula que los catalanes consideran como la más conveniente para el futuro inmediato es la de más autogobierno dentro de una España federal. El 47% de los ciudadanos consultados eligen esa opción, frente al 28,7% que abogan por mantener la situación actual y solo el 16,2% que afirman que lo que a Catalunya le conviene en este momento es la independencia.

Sobre un posible cambio de actitud del Gobierno español hacia Kosovo, el ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos ha dicho ya que España seguirá sin reconocer la independencia, aunque ha admitido que "se abre una nueva etapa". "Es el momento de mirar al futuro", ha señalado Moratinos envuelto en cautela diplomática. El titular de Exteriores ha abogado por "abrir la perspectiva europea para todos los Balcanes" y se ha ceñido al contenido del comunicado de la Alta Representante de Política Exterior de la UE, Catherine Ashton, sobre la decisión de la CIJ. Para Moratinos esta declaración, que propone facilitar el diálogo entre Pristina y Belgrado "refleja la posición española", al haber "participado en su redacción".

Desde el PSOE se se han secundado punto por punto las palabras del ministro y desde el PP, su portavoz de Exteriores, Gustavo de Arístegui, ha considerado que por mucho que el Tribunal de La Haya la considere legal la independencia de Kosovo es "un error grave desde el punto de vista histórico, un disparate desde la perspectiva jurídica y es perfectamente contestable".

Estados Unidos, por su parte, se ha pronunciado sobre la lectura que pueda hacerse de la sentencia por parte de otros nacionalismos para negar que el visto bueno de la Corte Internacional de Justicia (CIJ a la independencia de Kosovo sea aplicable a otras regiones de Europa. Incluso el portavoz del Departamento de Estado norteamericano, Philip Crowley, ha afirmado que los servicios jurídicos de su departamento han redactado un informe que certificaría que la decisión tomada por la CIJ este jueves de considerar ajustada a la legalidad internacional la declaración de independencia de Kosovo no es aplicable a ningún otro caso similar.

Serbia perdió el control sobre Kosovo, un territorio con sólo un diez por ciento de población étnicamente serbia, tras la intervención armada de la OTAN en 1999. Tras la guerra la provincia estuvo administrada durante nueve años por la ONU, hasta que en 2008 Estados Unidos, Reino Unido, Alemania, Francia y otros países europeos reconocieron su independencia y se proclamó un Estado soberano.

Los nacionalistas catalanes empuñan la bandera de Kosovo pero reconocen diferencias
Comentarios