#TEMP
viernes 20/5/22

Esperanza Aguirre y la patronal vuelven a escenificar su buena sintonía

ISABEL G. CABALLERO
Al presidente de la CEOE, la jefa del Ejecutivo madrileño sigue pareciéndole una dirigente “cojonuda” tal y como dijo hace unos meses cuando fue pillado por un micrófono indiscreto.
NUEVATRIBUNA.ES 19.10.2009

No era la primera que Esperanza Aguirre y Gerardo Díaz Ferrán se profesaban en público mutuo afecto. El pasado mes de mayo –antes de la ruptura del diálogo social-, un micrófono indiscreto pilló al presidente de la Patronal diciendo que la presidenta de la Comunidad de Madrid era “cojonuda” y que el principal problema de la grave crisis económica por la que pasa el país habían sido los años de Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero.

Con palabras distintas pero mensajes similares, Aguirre y Díaz Ferrán volvieron a tener la oportunidad de escenificar su más que buena sintonía y compartir sus críticas contra el Ejecutivo socialista.

Con motivo de la firma, este lunes, de un convenio entre las comunidades de Madrid y de Castilla y León para mejorar la financiación de la pymes en ambas regiones, a través de Avalmadrid e Iberaval, la presidenta madrileña se dejó querer por los empresarios invitados en la Real Casa de Correos de Madrid. Acompañada por Juan Vicente Herrera, Aguirre compartió protagonismo con la plana mayor de la Patronal. El presidente de CEIM, Arturo Fernández, y de CECALE, Jesús María Terciado no perdieron tampoco ocasión de ensalzar la gestión de los dos dirigentes del PP en materia de política económica.

Díaz Ferrán volvió una vez más a defender las propuestas que los empresarios habían puesto encima de la mesa, “imprescindibles”, a su juicio, y de acusar al Gobierno de Zapatero de ser el responsable de la ruptura del diálogo social. Asimismo negó, en un mensaje lanzado a los sindicatos, que la Patronal esté “bloqueando” la negociación de los convenios (tal y como le reprocha CCOO y UGT). A diferencia de esto, destacó la “sensibilidad” de Aguirre hacia el mundo de la empresa y agradeció, tanto a ella como a Herrera, las actuaciones que estaban poniendo en marcha para superar la crisis, “medidas valientes”, dijo, para pasar a criticar a los que sitúan el origen de la crisis en un exceso de la desregulación de los mercados o en ciertas prácticas empresariales.

JUAN VICENTE HERRERA NO HABLA DE LA GÜRTEL

En la misma línea, Arturo Fernández denunció el “ataque”, que “de manera muy intensa”, están lanzando sindicatos y Gobierno contra la Patronal y alabó la gestión de Díaz Ferrán del que dijo que estaba haciendo “una labor muy importante”. El presidente de la CEOE también recibió el reconocimiento de Jesús María Terciado que le mostró su comprensión frente a las críticas recibidas que han colocado a Díaz Ferrán “en el centro de la diana”.

Tanto Aguirre como Herrera no escatimaron críticas al Ejecutivo del PSOE, al que el presidente castellano leonés calificó de gobierno “desdichado”, “a la deriva” y “errático”. Su presencia en Madrid causó más expectación de la habitual en estos casos ya que la Gürtel parece haber tocado también a su comunidad. Herrera no quiso pronunciarse sobre la situación del presidente de las Cortes autonómicas, salpicado por la trama Gürtel, y se remitió a la rueda de prensa que José Manuel Fernández Santiago dio por la tarde.

Por su parte, Aguirre (que en su papel de anfitriona advirtió irónica a Herrera de que “los señores” de la prensa pretendían “atacarle”) aseguró que el incremento del gasto público y el intervencionismo no crean empleo: “Hay quien cree que el déficit, la subida de impuestos y la burocracia crean empleo (…) pero la realidad dice lo contrario”. La presidenta madrileña destacó el “fracaso” del ICO que “se ha mostrado inoperante”, y emplazó al Ejecutivo central a aumentar los recursos para las Sociedades de Garantía Recíproca.

Esperanza Aguirre y la patronal vuelven a escenificar su buena sintonía
Comentarios