miércoles 2/12/20

"Como si bebe vino"

Este miércoles nos hemos enterado de que Arnaldo Otegi está en huelga de hambre. Lo ha revelado su abogada durante un nuevo juicio contra el portavoz de la ilegalizada Batasuna por enaltecimiento del terrorismo.
NUEVATRIBUNA.ES / AGENCIAS - 27.1.2010

Su abogada ha pedido un vaso de agua para su defendido alegando que "está en huelga de hambre". La jueza Ángela Murillo ha contestado: "Como si bebe vino".

Arnaldo Otegi, por lo demás, se ha negado a contestar a la pregunta directa de la presidenta del tribunal que le juzga en la Audiencia Nacional de si condena la violencia de ETA, efectuada por la magistrada tras una encendida defensa del dirigente abertzale a "una solución pacífica" del conflicto vasco. Después de su alocución, pronunciada en respuesta a las preguntas de su abogada defensora, la jueza le ha preguntado directamente:"¿condena usted la violencia de ETA?". Otegi se ha negado a responder: "no voy a contestar a esa pregunta".

Sólo unos minutos antes, el representante de la izquierda abertzale había asegurado que "lejos de*realizar apología o enaltecimiento de las soluciones violentas" lo que hizo durante el homenaje al etarra José María Sagarduy en 2005 y hace ahora es "una apelación permanente a una solución pacífica del conflicto".

Otegi, que seguirá "militando en la izquierda abertzale mientras le queden fuerzas o vida", ha defendido que la mayoría social vasca demanda un reconocimiento "de su identidad nacional" y ha reclamado la celebración de un referéndum de autodeterminación: "Lo único que demando son condiciones de igualdad. Si el pueblo vasco decide democráticamente seguir siendo parte del pueblo español la izquierda abertzale lo respetará". (...) "Por ello pedimos exactamente el mismo trato". (...)"Estamos deseando que haya condiciones de igualdad para así poner contrastar nuestro proyecto con el del resto"ó.

Otegi, acusado por la Fiscalía y dos acusaciones populares de la comisión, entre otros, de un delito de enaltecimiento del terrorismo por el que se enfrenta a una petición de penas de entre 18 meses y cinco años, ha admitido haber participado a petición de la familia de Sagarduy, en un homenaje celebrado en su honor en 2005 en Amorebieta. Ha explicado que no pidió más información a los familiares del etarra sobre el contenido del acto del que iba a tomar parte ya que no necesitaba "explicaciones" cuando una persona lleva casi 30 años encarcelada y "es querida en su pueblo y en su país". "La demanda de su familia no era otra que yo, siendo entonces parlamentario, participara en un acto para denunciar esta situación cruel e injusta, que no tiene parangón en Europa ni en ningún tipo de legislación y pedir su puesta en libertad", ha añadido.

El ex portavoz de Batasuna ha defendido la liberación de "los presos y presas políticos vascos que ya han cumplido sus condenas" y ha asegurado que la existencia de centenares de reclusos de la banda terrorista ETA en las cárceles españolas "pone en evidencia la existencia de un conflicto sin parangón". "La existencia del colectivo de presos denota una situación que no es normal ni natural", ha dicho. "Ellos son parte del problema y también de la solución".

También ha comparado en repetidas ocasiones la situación en el País Vasco con la existente en otros lugares como Irlanda del Norte, Escocia o Sudáfrica. En este sentido, ha señalado no entender los motivos por los que la demanda del reconocimiento de "la identidad nacional vasca" encuentra dificultades en España cuando "es de lógica política en el conjunto de la UE".

El Ministerio Público acusa a Otegi de participar en el citado homenaje al etarra Sagarduy, condenado a 69 años de cárcel por el homicidio en 1978 del jefe carlista José María Arrizabalaga y otros delitos terroristas, y considerado el preso etarra que más tiempo lleva recluido en prisión, casi 29 años y seis meses. El acto, que estaba presidido por una gran fotografía del homenajeado, fue convocado mediante un anuncio publicado en el diario 'Gara' en el que aparecían los anagramas de Batasuna, Askatasuna y Gestoras Pro Amnistía y se celebró bajo el lema 'Es el momento de la solución, amnistía y libertad'. En aquel homenaje Otegi tomó la palabra para elogiar "la lucha llevada a cabo por los presos vascos" y comparar a Sagarduy con Nelson Mandela, al considerar que "igual que él lucha contra la injusticia por conseguir un escenario democrático". "El colectivo de presos (los luchadores vascos), como Mandela, conoce la cárcel, la represión, el sufrimiento, el compromiso, la lealtad y la disciplina, y gracias a su entrega traerán la democracia y justicia a Euskal Herria", llegó a proclamar.

"Como si bebe vino"
Comentarios