sábado 24.08.2019
EL SUPREMO CONFIRMA LAS RESOLUCIONES DE LA AUDIENCIA

“El conflicto con Coca Cola continúa”, advierten los trabajadores de la planta de Fuenlabrada

Pablo Iglesias llama al boicot de la marca: “No hay que beber Coca Cola hasta que se respeten los derechos de sus trabajadores”.

Foto: IU
Foto: IU

Juan Carlos Asenjo (CCOO) advierte de que Coca Cola "tendrá un Vietnam en España y en Europa si continúa con la sinrazón de no cumplir con la justicia y no sentarse a dialogar"

“El conflicto judicial y laboral continúa”, advierte en declaraciones a este periódico Juan Carlos Asenjo, responsable de CCOO en Coca Cola. Los trabajadores de la fábrica de Fuenlabrada vivieron este miércoles una jornada de movilización a las puertas del Supremo que finalmente ha decidido avalar las condiciones de readmisión de la compañía tal y como dictó la Audiencia Nacional. Sin embargo, el revés del Alto Tribunal (que rechaza así el recurso presentado por los sindicatos) no supondrá un punto y aparte en la lucha de los conocidos como espartanos y espartanas ya que están dispuestos a elevar su caso al Constitucional y llegar a Estrasburgo si es necesario.

Los tribunales declararon nulo el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que supuso el despido de 236 personas en abril del 2014 obligando a la compañía a la readmisión de los mismos y en las mismas condiciones laborales. Tal y como vienen denunciando desde hace más de un año los trabajadores de Coca Cola European Parnters, la planta de Fuenlabrada se ha convertido en una fábrica fantasma y la compañía sigue sin cumplir las sentencias judiciales y ejerciendo “mobbing colectivo” contra la plantilla.

coca2El conflicto, lejos de solucionarse irá a más con independencia de lo dictado este miércoles por el Supremo, advierte Juan Carlos Asenjo: “El conflicto no acaba y, o hay justicia, o Coca Cola tendrá un Vietnam en España y en Europa”. A la concentración ante el Supremo se han unido representantes de Podemos con Pablo Iglesias a la cabeza que ha llamado al boicot de la marca: “Hay que decirlo muy claro, no hay que beber Coca Cola hasta que se respeten los derechos de sus trabajadores”, ha afirmado en declaraciones a los medios.

Desde la ejecución del ERE, la planta de Fuenlabrada se ha convertido en todo un símbolo de lucha de sus trabajadores contra los planes de reestructuración de la compañía, no solo en España sino también en otros países de Europa. Esta semana, representantes sindicales de la compañía en Alemania, Francia, Bélgica y Holanda, han mantenido reuniones en Madrid y han visitado la fábrica para comprobar in situ la situación de inactividad en la que se encuentra. Según relata Asenjo a Nuevatribuna, los representantes sindicales calificaron de “teatro y “mascarada” lo que está ocurriendo en dicha planta, prácticamente sin actividad desde hace mucho tiempo. Este gesto de solidaridad se trasladará en acciones concretas como jornadas colectivas en toda Europa y una primera y gran movilización a nivel europeo cuya fecha está aún por determinar.

La causa de Fuenlabrada se traslada así a otras fábricas de la compañía en Europa cuyo proyecto de reestructuración afecta a un total de más de 24.000 trabajadores, de los cuales 4.000 son españoles.

Comentarios