domingo. 14.04.2024
berlanga2

Vera Frassa Bolognese | @vera_frassa

Encontrar actividades agradables que llevar a cabo bajo el ardiente sol estival de Madrid es una tarea complicada, sino imposible. En ocasiones, el único refugio que muchos encontramos es en las salas de cine. Es por eso que el ciclo de la Fundación SGAE ‘Un verano de cine’, en la Sala Berlanga, ha llegado en el momento perfecto. 

El ciclo, compuesto por diez películas estrenadas en el último año, es una alternativa a los grandes estrenos y una oportunidad para los cinéfilos que no pudieron ver estas obras en su estreno. La selección apuesta en su totalidad por el cine español y hace un recorrido por distintos géneros, desde la comedia surrealista hasta el drama familiar o el documental, mostrando la pluralidad del cine nacional. 

El ciclo incluye, como no podía ser de otra forma, “20.000 especies de abejas” la película de Estíbaliz Urresola Solaguren que compitió por el Oso de Oro en la pasada edición de la Berlinale. Y cuenta con otras obras de cierta repercusión en el circuito de festivales. “Secaderos” (Rocío Mesa), presentada en la sección New Directors de San Sebastián, apuesta por el realismo mágico en el mundo rural. “Matar Cangrejos” (Omar A. Razzak), película revelación del Festival de Málaga, ofrece cine de autor como forma de acercarnos a una realidad social a veces demasiado lejana. Virando al realismo encontramos la propuesta documental de Pavel Giroud, “El caso Padilla”, sobre el poeta cubano Herberto Padilla. Entre las seleccionadas hay también títulos con caras reconocibles, como el film de terror de Rubin Stein, “Tin & Tina”, o las comedias “De Caperucita a loba” (Chus Gutiérrez) y “Mari(dos)” (Lucía Alemany), que cuentan con Jaime Lorente, José Mota y Paco León, respectivamente. Para los amantes del thriller está “Asedio” de Miguel Ángel Vivas. Tampoco faltan opciones en el género de la comedia. “Alguien que cuide de mí” (de Daniela Féjerman y la creadora de Manolito Gafotas, Elvira Lindo, que debuta como cineasta) equilibra un drama familiar con un tono ligero y humorístico. Por su parte, “El fantástico caso del gólem”, del dúo directoral Burnin’ Percebes, es una pequeña joya cómica y surrealista.  

En esta edición de su ciclo, la Fundación SGAE nos trae una oferta de cine español —además de variada en cuanto a género cinematográfico— descentralizada y rica culturalmente. La selección, aunque pequeña, incluye películas provenientes del País Vasco, Cataluña, Andalucía y Canarias, además de Madrid. 

El ciclo tuvo una primera ronda del 4 al 29 de julio, pero la buena noticia es que la Sala Berlanga volverá a ofrecer asilo a todos aquellos que no hayan podido ver estas películas durante el último sprint del verano, del 1 al 7 de septiembre, esta vez con la incorporación de “Te estoy amando locamente”, debut cinematográfico de Alejandro Marín. Las entradas, al igual que en esta primera parte del ciclo, costarán 3,5€. 

‘Un verano de cine’, huyendo del sol y los grandes estrenos en la Sala Berlanga