martes. 23.04.2024
Foto: Vicente I. Sánchez
Foto: Vicente I. Sánchez

Vicente I. Sánchez | @Snchez1Godotx

Minutos antes de que empezara el concierto del artista dominicano Vicente García, ya se podía sentir que sería una noche muy caribeña, llena de buena música y, sobre todo, baile. Entre el público había una gran cantidad de dominicanos y colombianos, además de muchas otras nacionalidades, deseosos de que La Riviera de Madrid se transformara en un pedacito del Caribe, donde la bachata y el merengue fueran los únicos lenguajes válidos de la noche.

Puntualmente, alrededor de las 22:00 de la noche, salía al escenario Vicente García acompañado de todo su grupo y con un ritmo que dejaba claro que allí se había venido a bailar. El artista latino, que actualmente se encuentra de gira presentando su nuevo disco "Candela", conectó de inmediato con todo el público al ritmo de canciones como "Bachata en Kingston" o "Amor pretao". Temas que no se pueden escuchar sin entregarse por completo, siendo muy curioso ver cómo un templo de la música como La Riviera se convertía en una inmensa pista de baile, donde todos, en mayor o menor medida, se movían al ritmo de sus letras.

Fue una noche divertida con un Vicente García que se defendió muy bien en un escenario tan complejo como La Riviera

No se hicieron esperar sus canciones más famosas, sonando "Carmesí" en los primeros minutos y acto seguido otro de sus temas más celebrados, "Espuma y arrecife". Tampoco faltaron las sorpresas, con la presencia de Valeria Castro, quien defendió junto a él de forma muy correcta un tema tan interesante como "Entre Luca y Juan Mejía", o el Kanka, que dio vida al que quizás pueda ser su tema más bonito, "Dulcito e coco". No puedo dejar de mencionar otro de los momentos interesantes de la noche, el debut en España de la cantautora franco-dominicana Lena Dardelet, telonera del concierto, quien demostró gran elegancia y sentimiento en el escenario. Habrá que seguir de cerca su carrera.

En definitiva, fue una noche divertida con un Vicente García que se defendió muy bien en un escenario tan complejo como La Riviera, y en la que el artista dominicano demostró por qué es uno de los artistas latinos con más proyección del momento. Sus más de 15 años de trayectoria se notan en letras maduras y llenas de sentimiento que saben conectar muy bien con sus seguidores, y con unos ritmos caribeños irresistibles. No es casualidad que temas como "Carmesí" y "Dulcito e coco" se encuentren entre los más bailados del momento.

Vicente García cautiva con su música caribeña en La Riviera