domingo. 19.05.2024

La llegada Oliver Stone, Benicio del Toro y John Travolta para el estreno de “Salvajes” (“Savages”), fue uno de los acontecimientos que mayor expectación generó y que produjo el constante ir y venir de fotógrafos y fans desde las puertas del Kursaal al Hotel María Cristina.

Sin embargo la agitación había comenzado por la mañana bien temprano con el pase para prensa de “Argo”, película dirigida por Ben Affleck que compite en la Sección Oficial. De modo que, en rigor cronológico, deberé primero referirme a este thriller que fusiona realidad y ficción y que tiene como protagonistas al mismo Affleck, al grandísimo John Goodman y al ganador de un Oscar como actor de reparto por “Pequeña Miss Sunshine” (2006), Alan Arkin. Y para hacerlo comenzaré por citar al espontáneo que al final de la proyección elevó su voz por sobre el murmullo del Teatro Victoria Eugenia para gritar “¡¡Vaya americanada!!”. Y lo cierto es que nadie puede negar que se trata de otra realización de la factoría USA, con héroe y bandera incluida, concebida, quizás, con el firme y respetable propósito de conquistar el preciado Oscar. En resumidas líneas diré que si bien “Argo” es esto que acabo de definir, también se trata de un film que va un paso más allá del mero producto y logra despertar el interés, al menos a cuentas del episodio histórico que reconstruye: La rocambolesca evacuación, en el Irán de Jomeini -y con una farsa de película como tapadera- de seis ciudadanos norteamericanos que escaparon del asalto a la embajada estadounidense en 1980. Vale decir que eso que los críticos llaman “química” entre los actores, hace que las interpretaciones de Affleck, Arkin y Goodman merezcan varios párrafos aparte.

A las 16.30 estaba previsto el pase oficial de la nueva película de Oliver Stone, “Salvajes” que forma parte de la Sección Zabaltegi. De modo que mientras en la calle se producían los encuentros entre estrellas y fans, dentro, en la sala principal del Kursaal, prensa y jurados se disponían a presenciar el nuevo trabajo del director de “Asesinos Natos” (1994) que esta vez cuenta con las presencias de John Travolta, Benicio del Toro, Salma Hayek, Taylor Kitsch, Blake Libely, Aaron Johnson, entre otros. Si bien las críticas estarán en Nueva Tribuna al finalizar el certamen, de “Salvajes” adelantaré que luego de la proyección corrió entre la masa crítica un rumor…¿qué es lo que falla? Thriller basado en la novela negra superventas de Don Winslow acerca del enfrentamiento entre un par de cultivadores de marihuana y un implacable cartel de narcotraficantes de Baja California, “Salvajes” me pareció más propia de Tarantino que de Stone, con muy buen ritmo y repleta de sangre y sesos. De todo me quedo con la actuación de Benicio del Toro en la piel de un auténtico salvaje, con la increíblemente hermosa Blake Libely en el papel de la niña rica californiana y con algunos fotogramas que retrotraen al mejor Stone.

A estas horas, luego de la presentación oficial del “Salvajes”, se anunciaban las llegadas de otras estrellas al Hotel María Cristina, entre ellos del director francés Francois Ozon (de quien acabo de ver “Dans la Maison”, una auténtica joya de la Sección Oficial), Isabelle Huppert, John Hawkes y otros muchos. Travolta, del Toro y Stone se paseaban de alfombra en alfombra y se anunciaba también el arribo de Claudia Cardinale, Aida Folch, Jean Rochefort y los directores Pablo Trapero, Gaspar Noé y Elia Suleiman.

Promediaba la tarde y la cita tenía lugar en el Teatro Principal para el pase de “El Muerto y Ser Felíz”, una producción hispano-franco-argentina dirigida por Javier Rebollo y que también corresponde a la Sección Oficial. Protagonizada por José Sacristán y Roxana Blanco, esta desconcertante cinta rodada íntegramente en Argentina me hizo reformular mi gusto por el cine. Para algunos se trata de una auténtica maravilla cinematográfica, yo aún intento olvidarla.

Desde el 21 y hasta el 29 de septiembre San Sebastián será Cine. Y NUEVA TRIBUNA estará allí para contártelo

 Otras informaciones 60 Festival de San Sebastián.

"Argo", "Salvajes" y "El muerto y ser feliz"