sábado. 02.03.2024
construccion_obreros

La Sala de lo social del Tribunal supremo ha reconocido la pensión de incapacidad permanente total a un oficial de la construcción que perdió un ojo en un accidente laboral.

En la sentencia, emitida el pasado 10 de octubre, y a la que ha tenido acceso Nuevatribuna, la Sala reconoce la pensión a este trabajador que sufrió la pérdida total de un ojo manteniendo la visión del otro. Dicha pensión fue denegada por parte de la Seguridad Social, al entender que esa deficiencia no le impedía desarrollar las principales funciones de su profesión habitual.

El Supremo tiene en cuenta en su exposición de motivos que la visión monocular reduce el campo de visión periférico y afecta a la percepción de la profundidad y el cálculo de distancias. “Esas consecuencias comportan un importante riesgo para el ejercicio de una profesión que exige la realización de trabajos en altura en obras y edificios en construcción con el consiguiente peligro de caída, así como el manejo de maquinaria y equipos de trabajo cortantes, punzantes o perforantes, comprometiendo la integridad física tanto del trabajador cuanto de terceras personas”, señala en su fallo.

La Sala también precisa que la incapacidad permanente total, que es la reconocida al demandante, “implica la imposibilidad de seguir desarrollando con normalidad la profesión habitual, pero sin perjuicio de que se esté en condiciones de afrontar otros trabajos compatibles, por cuenta propia o ajena”.

Pensión de incapacidad permanente total para un trabajador que perdió un ojo por un...