#TEMP
viernes. 12.08.2022
CONGRESO DE LOS DIPUTADOS

Acuerdo para sacar adelante las leyes de memoria democrática y de nietos

victimas-franquismo-escuchadas-Audiencia-Nacional_EDIIMA20140529_0394_13
Imagen de archivo.

Mediante un comunicado de prensa la Red de Círculos Latinoamérica de Podemos Exterior informó que el Congreso aprobará la Ley de Memoria Democrática y con ella la Ley de Nietos. Además declarará ilegal el franquismo y reconocerá a sus víctimas hasta 1983.

Con votos en contra del PP, VOX y Ciudadanos, el Gobierno de coalición pretende aprobar en un pleno especial del Congreso la nueva Ley de Memoria Democrática que remitió el Consejo de Ministros hace un año y que llevaba varada en el trámite de enmiendas desde octubre.

La ponencia que debe enviar el texto retocado a la comisión se reunió el martes pasado alcanzando un acuerdo entre PSOE y Unidas Podemos, y las formaciones nacionalistas, EH Bildu y PNV; Bildu, el apoyo adelantado en la ponencia del PDeCAT, Más País, Compromís, Coalición Canaria, Teruel Existe, el Partido Regionalista de Cantabria, y la abstención de ERC, Junts y BNG.

La norma no es orgánica y solo requiere más votos afirmativos que negativos y facilitará con al menos 176 votos la validación de esta ley. De hecho, el Gobierno ha asumido las enmiendas de esos grupos nacionalistas a las veintinueve que habían ya cerrado en su momento entre el PSOE y Unidas Podemos.

El Congreso declarará así “ilegal e ilegítimo” el régimen franquista, sus tribunales y sentencias, estudiará vías para compensaciones económicas a las víctimas de incautaciones, además de fijar el compromiso de exhumar todas las fosas.

La comisión constitucional que debatirá la última redacción se reunirá el lunes de la semana próxima para votarla y aceptar el documento final y enviarlo al pleno, que podría convocarse a mediados de julio, posiblemente el jueves 14 tras el Debate sobre el Estado de la Nación.

Los 151 diputados del PP, Vox y Ciudadanos se han pronunciado en contra en la ponencia y su voto será negativo

Los 151 diputados del PP, Vox y Ciudadanos se han pronunciado en contra en la ponencia y su voto será negativo. La enmienda más destacada de las pactadas entre el PSOE y Unidas Podemos fue la redacción del párrafo 3 del artículo 2 de la nueva ley de memoria democrática que abordaba lo relacionado con la amnistía que se produjo en España con la llegada de la democracia y la Constitución en 1978:

“Todas las leyes del Estado español, incluida la Ley 46/1977, de 15 de octubre, de Amnistía, se interpretarán y aplicarán de conformidad con el Derecho internacional convencional y consuetudinario y, en particular, con el Derecho Internacional Humanitario, según el cual los crímenes de guerra, de lesa humanidad, genocidio y tortura tienen la consideración de imprescriptibles y no amnistiables”.

No habrá derogación de la ley de amnistía, como exigieron entonces algunos grupos, y los jueces determinarán en cada caso la procedencia de aplicar la legislación internacional.

Igualmente en esta LEY DE MEMORIA DEMOCRÁTICA se aprueban dos supuestos en la Ley de Nietos:

"Como medida reparadora de los que sufrieron el exilio se incluyen dos nuevos supuestos de adquisición de la nacionalidad española: 1.- Los hijos e hijas nacidos en el exterior de mujeres españolas que perdieron su nacionalidad por casarse con extranjeros, antes de la entrada en vigor de la Constitución de 1978. 2.- Los hijos e hijas mayores de edad de aquellos españoles a quienes les fue reconocida la nacionalidad de origen en virtud del derecho de opción".

Podemos en el Exterior dio a conocer su opinión manifestando que “este es un avance sustancial en el reconocimiento al derecho a la ciudadanía Española en el Exterior y por otra parte celebramos que por fin se declare ilegal al franquismo y se reconozca a sus víctimas. Sin lugar a dudas este es un paso enorme que hace justicia a los miles de exiliados por el régimen fascista y a la paz de sus descendientes”.

Así mismo Podemos en el Exterior lamentó la actitud del PP, VOX y Ciudadanos. “Se han quedado solos en la oposición a que muchos españoles recuperen su nacionalidad y otros puedan tener acceso a ella por derecho. Desde Podemos seguiremos luchando porque se amplíen los supuestos a otros casos y que sea una realidad plena el derecho a la ciudadanía española como así lo manifiesta el CGCEE y la mayoría de los CREs del exterior”.

Acuerdo para sacar adelante las leyes de memoria democrática y de nietos