domingo. 19.05.2024
  • Las cotizaciones sociales superan en 3.124 millones de euros a las obtenidas un año antes y marcan un récord histórico 
  • El incremento de los ingresos por cuotas a la Seguridad Social respecto al nivel previo a la pandemia es del 22,3%  
  • El sistema registra termina el primer trimestre del año prácticamente en equilibrio presupuestario 

Los ingresos por cotizaciones a la Seguridad Social continúan aumentando debido a la mejora del empleo como consecuencia de la reforma laboral; en concreto, hasta marzo se ha registrado un incremento del 9,1% interanual.

De esta manera, se sitúan en 37.370 millones de euros (3.124 millones más que un año antes).  

Si se toman como referencia los datos del último ejercicio que no estuvo afectado por la pandemia, 2019, el incremento de las cotizaciones es del 22,3% (6.083 millones de euros más). De esta forma, los ingresos por cotizaciones sociales continúan marcando máximos históricos en términos absolutos y también registran el mayor incremento en los últimos 16 años, en el acumulado de los tres primeros meses del año. 

En su conjunto, las cuentas de la Seguridad Social presentan un saldo negativo a 31 de marzo 2023, de 196 millones de euros, equivalente al 0,01%. Esta cifra se obtiene de la diferencia entre unos derechos reconocidos por operaciones no financieras de 43.725 millones de euros, que muestran un incremento del 8,8%, y obligaciones reconocidas de 43.921 millones, que crecen en un 9,4% interanual. 

En términos de caja, la recaudación líquida del sistema alcanza los 42.828 millones de euros, con un incremento del 8,9% respecto al ejercicio anterior, mientras los pagos presentan un aumento del 9%, hasta alcanzar los 43.651 millones de euros. 

Ingresos no financieros  

En estos tres meses, las cotizaciones sociales ascienden a 37.370 millones de euros, lo que supone un incremento del 9,1% respecto a los ingresos del mismo periodo del ejercicio 2022 (3.124 millones de euros más). 

 

Este incremento viene impulsado por la evolución de los ingresos por cotizaciones de ocupados, que experimentan un incremento interanual del 9,1% hasta alcanzar los 35.028 millones de euros (2.913 millones de euros más). 

Además, las cotizaciones de desempleados se cifran en 2.342 millones de euros, lo que representa un aumento del 9,9% (211 millones de euros más) 

 


Las transferencias recibidas por la Seguridad Social ascienden a 6.002 millones de euros, con un aumento del 6,7% interanual. La partida más significativa correspondiente a las transferencias recibidas del Estado y Organismos Autónomos que suma un total de 4.954 millones (un 6,9% más). 

Gastos no financieros 

Por el lado del gasto, las prestaciones económicas a familias e instituciones alcanzaron 41.447 millones, un 9,3% más que en el mismo periodo de 2022. Esta cifra representa un 94,4% del gasto total realizado en el sistema de Seguridad Social.  

La mayor partida, 38.013 millones, corresponde a pensiones y prestaciones contributivas, con un aumento de un 9,3%. 

En un análisis detallado del área contributiva, el gasto en pensiones (incapacidad permanente, jubilación, viudedad, orfandad, en favor de familiares y complementos de pensiones contributivas para la reducción de la brecha de género.) se incrementa un 9,9% hasta los 33.747 millones de euros, debido al aumento del número de pensionistas (1%), a la elevación de la pensión media (9,7%), así como a la revalorización general del 8,5% para las pensiones contributivas en el ejercicio 2023, en cumplimiento de la ley que garantiza el poder adquisitivo de las pensiones. 

Respecto a los subsidios de incapacidad temporal, el gasto total aumenta un 10,6% respecto al mismo periodo del año anterior, hasta alcanzar los 3.101 millones de euros, mientras las prestaciones por nacimiento y cuidado de menorcorresponsabilidad en el cuidado del lactante, riesgo durante el embarazo y durante la lactancia natural y cuidado de menores afectados por cáncer u otra enfermedad asciende a 993 millones (un 5,3% más). 

Las pensiones y prestaciones no contributivas, incluidos los complementos por mínimos de las pensiones contributivas, alcanzan los 3.435 millones de euros, un 10% más que en el mismo periodo del año pasado, motivado fundamentalmente porque se mantiene el incremento extraordinario del 15% en las pensiones de jubilación e invalidez en su modalidad no contributiva que se viene aplicando desde julio de 2022. 

Los ingresos por cotizaciones a la Seguridad Social crecen un 9,1% interanual