domingo. 23.06.2024

¿Objetividad? No. ¿Manipulación y desinformación? Sí

Ver, oír o leer los pocos medios de comunicación que ha dejado vivos Cospedal y su cohorte en Castilla-La Mancha es algo duro, muy duro...

Ver, oír o leer los pocos medios de comunicación que ha dejado vivos Cospedal y su cohorte en Castilla-La Mancha es algo duro, muy duro. Se salvan buena parte de los digitales que han ido naciendo en los últimos tiempos.

La falta de objetividad, la manipulación, la desinformación, los titulares tendenciosos, el silencio cómplice, la imposición a los profesionales y un largo etc. es la norma. Todo al servicio de la Sra. Cospedal y del PP ya sea local, regional o nacional. Ayer, sin ir más lejos, un gran periodista de una trayectoria intachable como Carlos Iserte, en su facebook, lo ponía de manifiesto, con respecto nada más y nada menos que a la propia SER regional, que no nacional y que dirige Angel Calamardo.

Viene todo esto a cuento respecto del titular en primera página del 7 de noviembre, del diario La Tribuna en su edición impresa, que no digital: “Cañas desmonta la tesis de Bárcenas sobre el recibí de los 200.000 euros". ¿Cómo puede un diario como La Tribuna abrir en primera página con un titular tan burdo, manipulador, cínico y falso como éste? Este titular no puede haber salido de otro lugar: del propio despacho de la Presidenta Regional. Titulares como éste e informaciones como las que viene dando desde hace ya demasiado tiempo, le quita cualquier grado de objetividad y de credibilidad a este medio de comunicación. Es el diario La Razón de CLM, de ahí que vengan y se vendan juntos los dos.

El Sr. Cañas no ha desmontado nada, se ha dedicado a mentir, a decir las mentiras que le han dicho que tenía que decir y eso hoy lo sabe cualquier ciudadano normal de este país, hasta un niño de leche. Da la impresión que el Sr. Méndez Pozo y su director Regional, nos quiere tomar a los castellano-manchegos por tontos, por imbéciles o algo parecido. Pero que no se confundan ninguno de ellos, que en absoluto lo somos y piensen que esta situación más pronto que tarde va cambiar.

Ya hace tiempo que algunos entendimos y lo dijimos alto y claro, de las graves consecuencias para la libertad en general y la libertad de expresión en particular, de todos estos cierres y del monopolio informativo que se estaba imponiendo en CLM, y que hoy por desgracia se ha confirmando. Cospedal y el PP Regional han ido estrangulando toda voz que no le gustara, que no estuviera a sus órdenes, hasta lograr que uno a uno fueran cerrándose, mandando al tiempo al paro a cientos de profesionales. El objetivo era y es claro: acallar, silenciar, apagar cualquier voz profesional, seria y objetiva que existiera en CLM y así hacer algo parecido a lo que durante años ha hecho el PP en la Comunidad Valenciana, con la TV, con Canal 9: Manipular, desinformar, mentir y engañar.

¿Objetividad? No. ¿Manipulación y desinformación? Sí