jueves 20.02.2020

Eurovegas: la sumisión genovesa

Uno de los proyectos estrella del Partido Popular de la Comunidad de Madrid para mejorar la economía de la región y para crear empleo es la construcción del complejo...

Ignacio González junto a Adelson en octubre de 2012. Foto: Comunidad de Madrid.
Ignacio González junto a Adelson en octubre de 2012. Foto: Comunidad de Madrid.

Uno de los proyectos estrella del Partido Popular de la Comunidad de Madrid para mejorar la economía de la región y para crear empleo es la construcción del complejo Eurovegas en Alcorcón. Se trata de una especie de parque temático del juego que según la versión del heredero González (el del ático) y de la lideresa Aguirre creará más de 200.000 puestos de trabajo. Sin embargo, la euforia genovesa se va cayendo poco a poco debido a las imposiciones, que no peticiones, que Adelson pone como condición innegociable para que dicho complejo se construya en Madrid. Imposiciones que, con la que está cayendo en España, son una puñalada trapera a las empresas españolas y a la igualdad de condiciones que proclaman nuestras leyes.

Adelson, hombre supuestamente muchimillonario¸ es un magnate norteamericano que es propietario de multitud de casinos por todo el mundo. Su empresa, Las Vegas Sand, factura al año miles de millones de dólares. Por otro lado, Adelson es un personaje que está investigado por las autoridades estadounidenses por delitos de blanqueo de dinero procedente del narcotráfico, el tráfico de armas, el tráfico de personas, la trata de blancas, y un largo etc., ya que es muy fácil blanquear dinero dentro de un casino. Sólo hay que llevar billetes a las ventanillas de cambio o a las mesas de juego, y cambiarlo por fichas que posteriormente se vuelven a cambiar por efectivo totalmente limpio.

Sheldon Adelson presentó el proyecto afirmando que invertiría en él 17.000 millones de Euros para la construcción de casinos, hoteles, campos de golf, teatros, restaurantes, etc. Una inversión interesante para la reactivación económica de España. Sin embargo, tras el triunfalismo inicial del Ejecutivo de Esperanza Aguirre y de Ignacio González, comenzaron las dudas y las imposiciones para que el proyecto se quedara en España. Las principales condiciones de Adelson son:

  1. Exención de las cuotas de la Seguridad Social de los trabajadores de Eurovegas durante 2 años.
  2. Exención del pago de todos los impuestos (municipales, regionales, estatales) durante 2 años y del IBI durante 10.
  3. Cesión sin coste de los terrenos públicos que el Complejo precise. Si son necesarias expropiaciones, dicho coste lo tiene que asumir la Administración Pública.
  4. Exclusividad del negocio del juego durante 10 años y limitaciones al juego on-line.
  5. Modificación del Estatuto de los Trabajadores para eliminar los convenios colectivos que afectarían a los diferentes niveles de los empleados de Eurovegas.
  6. Modificación de la Ley de Extranjería. Adelson pretende aplicar legislación y condiciones laborales de otros países si contrata personal extranjero.
  7. Cambio de la legislación española contra el blanqueo de capitales. Adelson pretende convertir Eurovegas en la gran lavadora de dinero procedente del narcotráfico, el tráfico de armas, el tráfico de personas, la trata de blancas, etc. Todo ello sin el control ni de la Agencia Tributaria ni del Ministerio de Hacienda.
  8. Cambio de la ley del juego española para permitir la entrada a los casinos a ludópatas y a menores de edad.
  9. Modificación de la ley antitabaco para permitir que se pueda fumar en los casinos de Eurovegas
  10. Construcción sin coste para Las Vegas Sand de infraestructuras que lleven clientes al Complejo: estación del AVE, aeropuerto para jets privados, estaciones de Metro y Metro Ligero. Todo ello sufragado por la Administración Pública
  11. Disponibilidad plena del uso del agua.

Después del subidón orgiástico tras el anuncio de que el proyecto iba a Alcorcón, comenzamos a ver nubes que tapaban el sol. Adelson no iba a poner los 17.000 millones de Euros, sino que sólo una parte ya que el resto tendría que estar financiado por un préstamo sindicado con bancos españoles. ¡¡¡Bancos españoles financiando miles de millones de Euros a una empresa extranjera cuando a las empresas españolas se les cierra el grifo de la financiación y del crédito!!! Un escándalo en toda regla, sobre todo teniendo en cuenta que si el negocio no funciona ese crédito quedaría avalado por el Estado o por la Comunidad de Madrid y serían estas Administraciones las que tendrían que hacer frente al mismo.

Pero el mayor escándalo se encuentra en la gestión política del Partido Popular, tanto a nivel madrileño como a nivel nacional. La actitud de los gobiernos de Ignacio González y de Mariano Rajoy roza la bajada de pantalones, la mendicidad de inversiones para que les saquen del agujero en que están metiendo a España con sus políticas de recortes. Como no tienen ni idea de crear políticas de creación de empleo si no hay especulación y construcción de por medio, tiran de proyectos espectaculares, con cifras espectaculares desde un punto de vista mediático que les dé un poco de aire y un poco de propaganda de sus medios palmeros. Proyectos que tienen una viabilidad sospechosa y una ética nula.

Lo que pide Adelson es crear un limbo legal dentro de España. Una especie de oasis para sus actividades más oscuras porque a él le dan igual los empleos que se creen o la viabilidad del proyecto. A Adelson le importa que dicho proyecto le haga ganar miles de millones de dólares y que el coste de la operación lo asuman los españolitos que, como están desesperados, van a tragar con lo que sea.

Lo peor es que el Partido Popular parece dispuesto a tragar con lo que sea. Hace unos días la Ministra de Sanidad dejó caer que se iba a modificar la Ley Antitabaco, porque, y cito sus palabras estamos abiertos al diálogo y buscando fórmulas para poder hacer compatible la necesaria protección de la salud con la imprescindible creación de puestos de trabajo. Es decir, que se va a modificar una ley para cumplir con las exigencias de Adelson. ¿Quién no me puede asegurar que no se van a aceptar todas las citadas anteriormente? Nadie, porque se da por hecho que por traer Eurovegas están dispuestos a todo y, lo que es más humillante, acusarán a quienes estamos en contra de dicho entreguismo como traidores. De aceptar las condiciones de Adelson, ¿qué dirán los empresarios españoles que las están pasando canutas, sin tener acceso a ningún tipo de crédito para mantener sus negocios y los puestos de trabajo sin recurrir a la solución fácil de la Reforma Laboral y ponerlos a todos en la calle? ¿Qué diferencia hay entre un proyecto como el de Adelson y los muchos proyectos empresariales que se presentan diariamente y que no ven la luz porque no disponen de la financiación suficiente por parte de los bancos ni de la protección de las Administraciones Públicas?

Ante este entreguismo a un solo proyecto, yo me pregunto ¿por qué el Partido Popular no aplica esa motivación a generar estrategias para captar inversiones extranjeras que creen empleo basadas en la producción industrial o en los servicios? Las condiciones de fiscalidad que pide Adelson pueden ser aplicadas a otros proyectos empresariales o a otras inversiones extranjeras. Pero no, eso no da réditos electorales, que, al fin y al cabo, es la máxima preocupación genovesa. ¿Por qué no se ponen incentivos fiscales, como los que pide Adelson, a las empresas españolas para que retornen los empleos deslocalizados en otros países? No hablaríamos de la creación de 200.000 puestos de trabajo, sino de millones de puestos de trabajo y en todos los sectores, con lo que supondría esto para la reactivación económica. Sin embargo esto no es rentable para el PP. Es mejor un proyecto cortoplacista como el de Adelson que un plan de reactivación de empleo a través de las empresas españolas y de multinacionales con un perfil más limpio que Las Vegas Sand.

Las prisas y el entreguismo de González y de Rajoy viene dado porque faltan dos años para las elecciones y necesitan datos espectaculares, datos que no van a dar con Eurovegas porque, tal y como reconoció Adelson en Londres no tiene dinero para el proyecto. A ver si piensan con la cabeza por una vez desde que gobiernan y la apuesta por Eurovegas pasa a la apuesta por la reactivación y la búsqueda de inversiones serias. 

Eurovegas: la sumisión genovesa