<---Taboola---> <---Taboola---> #TEMP
lunes. 26.09.2022

¿Qué pasa en Chile?

En los años 90 del pasado siglo el Fondo Monetario Internacional dictaba a numerosos países de América Latina la política que tenían que seguir, con resultados desastrosos.

05 de Diciembre de 2014/SANTIAGO_.La presidenta de la republica, Michelle Bachelet, se reune con la Directora del Fondo Monetario Internacional, Christine Lagarde  y exponen en el seminario
La presidenta de la republica, Michelle Bachelet, se reune con la Directora del Fondo Monetario Internacional, Christine Lagarde en el Hotel Sheraton de Providencia | Foto: Pedro Cerda

¿Para qué hacer elecciones si ganase quien ganase en las mismas las decisiones políticas importantes estaba ya tomadas por los organismos económicos supranacionales?

En los años 90 del pasado siglo el Fondo Monetario Internacional dictaba a numerosos países de América Latina la política que tenían que seguir, con resultados desastrosos. Aumentó la pobreza y la desigualdad, y la democracia era casi una ficción: ¿Para qué hacer elecciones si ganase quien ganase en las mismas las decisiones políticas importantes estaba ya tomadas por los organismos económicos supranacionales? Algo muy similar se está viviendo en Europa, como el caso de Grecia ha puesto de manifiesto. En América Latina, sin embargo, con el cambio de siglo hubo una reacción que llevó al poder gobiernos que intentaron corregir la deriva neoliberal con políticas de mayor contenido social y redistributivas. Ahora esos Gobiernos también están sufriendo los ataques del capital transnacional en el que participa la oligarquía nacional. Pero en Chile las cosas me materia laboral y de Seguridad Social parecen esculpidas en roca berroqueña por la dictadura y, a pesar de que ha habido varios gobiernos sedicentes progresistas, el plan laboral de Pinochet sigue vigente con muy pequeños retoques. La victoria de Bachelet en esta nueva etapa abrió algunas esperanzas, pero el tiempo pasa y se desvanecen poco a poco. No hay que ser muy avezado analista para ver que la oligarquía chilena tiene un enorme poder capaz de imponer sus intereses por encima de lo que digan los ciudadanos en las urnas. Ya va siendo hora de parar la arrogancia de esa odiosa y cruel minoría, como los trabajadores del cobre están intentado y, por ello, merecen la solidaridad internacional. 

4to Comunicado Público CTC

Emitimos este 4to Comunicado Público Oficial, a nombre de la Confederación de Trabajadores del Cobre (CTC) y de los miles de contratistas y subcontratistas que actualmente se encuentran desplegados en el territorio nacional en el 4to día de paralización efectiva de labores, producto de la negativa de Codelco a negociar el Acuerdo Marco 2015, para informar lo siguiente:

1. La CTC, el Movimiento Sindical y el país entero se encuentran consternados por el asesinato del trabajador contratista, Nelson Quichillao López, quien la madrugada del viernes 24 de julio, pasado las 02:00 horas, fue baleado por Fuerzas Especiales (FFEE), que se encontraban desde la noche anterior reprimiendo a los trabajadores movilizados en el territorio de El Salvador.  Cabe señalar que las FFEE acudieron al lugar con elobjetivo único de reprimir, neutralizar y dispersar la legítima movilización de los trabajadores, que se encontraban absolutamente desarmados.

2. La CTC manifiesta públicamente las más sentidas condolencias a la familia de Nelson, a sus amigos y cercanos, y los compañeros de labores del sindicato en el que se organizaba. La clase trabajadora lo recordará por siempre como un luchador que sólo pudo ser abatido por el acero de las balas, percutadas por la represión policial.

3. Denunciamos la brutal fuerza ejercida por FFEE de Carabineros, quienes han procedido en todo momento como “garantes de la seguridad del Capital” y no de los intereses del pueblo chileno para el cual está mandatada la institución de orden público. Dicha violencia había sido largamente denunciada por esta organización, que desde el día n°1 de la paralización nacional acusó exceso desmedido de la fuerza y la utilización de armamento represivo, sin tener respuestas ni cambios en el proceder por parte de la autoridad.

4. Como clase trabajadora agregamos que no permitiremos ninguna víctima más a manos de la brutal represión dispuesta por Codelco y el Ministerio del Interior, a quienes por cierto responsabilizamos directamente de este lamentable y fatal hecho. Por tanto, le exigimos al Ministerio Público y a las autoridades de la Justicia chilena realizar un pronunciamiento formal y una investigación detallada y transparente, por cuanto las investigaciones desarrolladas por la institución de Carabineros al respecto, actualmente nos merecen desconfianza y carecen de todo tipo de legitimidad e imparcialidad.

5. Finalmente, le exigimos al Gobierno de Chile, encabezado por la presidenta Michelle Bachelet y las autoridades competentes en la materia, que cesen con la escalada de violencia policial e institucional dispuesta por el Ministerio del Interior en las zonas movilizadas, a quien responsabilizamos de este homicidio por -al menos- incitar a la violencia y el enfrentamiento de FFEE y trabajadores.

Como CTC no permitiremos que este homicidio quede en la impunidad ni se convierta en un segundo “Rodrigo Cisternas”, por lo que -lejos de atentar contra la convicción de la clase- hoy los trabajadores lucharemos con más fuerza y determinación. Llamamos a las autoridades de Gobierno a asumir responsabilidades penales y políticas del hecho, que demuestra como Carabineros y las instituciones de orden tratan a la población trabajadora y honesta de este país como como a delincuentes.

Compañeras y compañeros, hoy más que nunca redoblamos el llamado a los trabajadores a reunirse en sus federaciones territoriales para coordinar y analizar el escenario que se avecina.  Juntos debemos defender nuestros derechos y la dignidad de la clase trabajadora, la que hoy ha sido golpeada pero no doblegada. No dejaremos que este asesinato sea acallado. Ánimo, fuerza y mucha convicción a los trabajadores contratistas y subcontratistas de Codelco, que hoy se encuentran movilizados por su dignidad y la de sus familias.

No más represión ni muertos por luchar

¿Qué pasa en Chile?