#TEMP
domingo 22/5/22

Una movilización general frente a la crisis y sus consecuencias

NUEVATRIBUNA.ES - 4.12.2009La movilización general del próximo sábado 12 de diciembre, a las 12 del mediodía (el 12 del 12 a las 12), de Atocha a la puerta de Alcalá, convocada por los sindicatos UGT y CC OO, culmina una campaña informativa y movilizadora de asambleas y actos públicos ante la situación creada por una crisis económica y financiera de la que está siendo víctima principal, y casi única, la clase
NUEVATRIBUNA.ES - 4.12.2009

La movilización general del próximo sábado 12 de diciembre, a las 12 del mediodía (el 12 del 12 a las 12), de Atocha a la puerta de Alcalá, convocada por los sindicatos UGT y CC OO, culmina una campaña informativa y movilizadora de asambleas y actos públicos ante la situación creada por una crisis económica y financiera de la que está siendo víctima principal, y casi única, la clase trabajadora.

Esta convocatoria de protesta contra la constante destrucción de empleo y contra el aumento y extensión de la precariedad laboral, así como de denuncia del vergonzoso aprovechamiento de estos problemas y dificultades por parte de algunos empresarios para empeorar las condiciones laborales, es un paso más en la continuada movilización que nos exige a los sindicatos la defensa de los intereses de los trabajadores y trabajadoras, máxime en estos tiempos en que una profunda crisis económica internacional ha devenido en una crisis social que están sufriendo los que nada tienen que ver con su origen ni con las causas especulativas y de carácter delictivo que han dado lugar a la misma.

Pero queremos ir más lejos, como hace siempre el movimiento sindical y, desde luego, UGT-Madrid, y por eso planteamos una serie de medidas, dentro de un marco de negociación y de diálogo social, que entendemos que son las adecuadas para afrontar el difícil presente en que estamos involucrados y que exige de todos, de los agentes sociales y de las distintas Administraciones Públicas, una actitud responsable y de acuerdo a las necesidades, reclamaciones y exigencias de la ciudadanía.

Desde todo lo que tiene que ver con la negociación colectiva y el cumplimiento de los acuerdos con las organizaciones empresariales, hasta la mejora de la protección por desempleo y de la protección social, así como la del sistema educativo en su conjunto y la construcción de nuevos centros públicos de Enseñanza y de Sanidad, pasando por el desarrollo eficaz y efectivo de la Ley de Dependencia y el incremento de la inversión pública en infraestructuras, son cuestiones que planteamos como respuesta urgente e ineludible para dar una salida social a la crisis y volver a una senda de recuperación y creación de empleo. .

A la vez, hay que cambiar el patrón de crecimiento, sobre una sólida base industrial y dando prioridad a las inversiones en I+D+i, establecer un sistema fiscal equitativo, progresivo y suficiente y crear un marco regulador de una política energética igualmente suficiente y sostenible. Por supuesto, resulta imprescindible también revisar el funcionamiento del sistema financiero y garantizar que fluya el crédito a familias y pymes, incrementando la capacidad de actuación del Instituto de Crédito Oficial (ICO).

Y todo esto queremos hacerlo en ese marco de diálogo y entendimiento que figura en el propio lema de la manifestación del día 12. Pero nada de ello será posible si las cúpulas empresariales, española y madrileña, persisten en una actitud no de arrimar el hombro ante las dificultades colectivas, sino más bien de aprovecharse de estas circunstancias para llevar adelante sus viejas y gastadas propuestas encaminadas a abaratar y facilitar despidos, y a precarizar un mercado de trabajo bajo la repetida y falsa fórmula de esas “reformas laborales” que apenas pueden ocultar su verdadero propósito de que se conviertan en reales recortes laborales.

En consecuencia, en algún momento deberemos plantearnos los agentes sociales que lo que hay que hacer es una reforma empresarial en profundidad que les haga entender a las patronales que los trabajadores y trabajadoras, que el llamado factor trabajo no es un coste más, sino, muy al contrario, una inversión, la mejor, más útil y productiva inversión que se puede hacer en una empresa.

Los trabajadores, por tanto, exigen respeto y justicia. Porque son los trabajadores los que ven precarizadas sus condiciones de trabajo, porque son los trabajadores a los que se les rebajan los salarios, son los trabajadores los que sufren los accidentes laborales, son los trabajadores los que pierden su empleo y se van al paro, son los trabajadores los que agotan sus prestaciones y subsidios y son los trabajadores en paro los que, hoy por hoy, no encuentran nuevos trabajos.

Por todas estas causas nos movilizamos ahora. Y también porque, en lo que respecta a la Comunidad de Madrid, esta situación general se ve agravada por la inacción del Ejecutivo autonómico precisamente en un momento en que están siendo las políticas públicas de la práctica totalidad de los Gobiernos las que vienen posibilitando el que se vayan abriendo cauces para la superación de las dificultades del momento presente y se atiendan las necesidades más perentorias de quienes sufren día a día los peores efectos de la crisis.

Porque el trabajo es, tiene que ser, lo primero, salimos a la calle los trabajadores y trabajadoras de nuestro país y de nuestra región. Para superar la crisis con trabajo para todos, con trabajo decente y con un empleo seguro, estable y con derechos. Una salida social a la crisis es la única posible, porque también es la que mejor garantiza el más sostenible y eficiente futuro productivo de nuestra economía. El día 12 del 12 a las 12.

José Ricardo Martínez Castro - Secretario General de UGT-Madrid.


Una movilización general frente a la crisis y sus consecuencias
Comentarios