<---Taboola---> <---Taboola---> #TEMP
lunes. 26.09.2022

Una feria más que necesaria

NUEVATRIBUNA.ES - 27.4.2009El pasado 21 al 24 de Abril se realizó en el Palacio de Cristal de la Casa de Campo, la Feria de la Formación Profesional, organizada por el Ministerio de Educación. Justo en un momento tan necesario como oportuno ante la urgencia de mejora sustancial de la formación profesional, ella merece toda la atención de los poderes públicos y más en el contexto actual, construir capital social reviste una importancia vital.
NUEVATRIBUNA.ES - 27.4.2009

El pasado 21 al 24 de Abril se realizó en el Palacio de Cristal de la Casa de Campo, la Feria de la Formación Profesional, organizada por el Ministerio de Educación. Justo en un momento tan necesario como oportuno ante la urgencia de mejora sustancial de la formación profesional, ella merece toda la atención de los poderes públicos y más en el contexto actual, construir capital social reviste una importancia vital.

Se destacan tres principales problemas de la FP: en primer lugar, la distancia entre empresa y sistema educativo. Aunque en los últimos años se ha producido una mejoría, es insuficiente, porque la tarea de búsqueda de empresas para la realización de las prácticas en Centros de Trabajo recae en exclusiva en el voluntarismo de los profesores de Formación; en segundo lugar, una falta de atención respecto a este tipo de enseñanzas. Se ha dejado para más tarde el arreglo de la formación profesional y en la Comunidad de Madrid esta situación es bastante grave, aunque el gobierno de la región mire para otro lado. Por último, una debilidad de los centros y del prestigio de estas enseñanzas, que no son percibidas como un camino preferente de continuación de los estudios.

A estos obstáculos, hay que añadir la casi absoluta desconexión de la formación profesional reglada (inicial) con los otros dos subsistemas de formación profesionalizadora: la formación continua, dirigida a mejorar las competencias profesionales de trabajadores y técnicos en activo, y la formación para desempleados, dirigida a personas en paro laboral.

Los tres centros integrados, recientemente construidos, se encuentran infrautilizados y nada integrados. La coordinación con el Servicio Regional de Empleo es poca, por no decir ninguna. Son varias las ocasiones en las que en la Asamblea de Madrid esta política de formación profesional se ha llevado a comisión sea en forma de pregunta o de comparecencia. Ante la insistencia del grupo socialista, el Partido Popular llevó, el pasado 16 de Abril, una Proposición no de Ley -PNL- al pleno para instar al gobierno de la Comunidad de Madrid a que cumpla con los quehaceres a los que está obligada en esta materia. La iniciativa tenía claramente como objetivo “compensar” la feria organizada por el Ministerio de Educación.

Curiosa actitud, sobre todo teniendo en cuenta lo dicho por la Directora General de Educación Secundaria y Enseñanzas Profesionales en la Comisión de Educación, reconociendo la inversión que han supuesto estos centros, la magnitud de los propósitos para los centros integrados y la escasez de actividad para ponerlos en funcionamiento. Efectivamente siguen subutilizados porque están pensados para albergar 1000 alumnos de mañana y de tarde y en el curso 2009 2010 llegarán como mucho a 300 alumnos. Por eso el grupo socialista les propuso una enmienda a la PNL para que los centros integrados pongan en funcionamiento los tres subsistemas al 100% de sus capacidades. Pero ya se vio que la iniciativa de los ‘populares’ era sólo retórica, porque no la aceptaron.

Que el Partido Popular llevase al pleno de la Asamblea esta Proposición es un avance, -aunque tardío- pero supone un implícito reconocimiento de la obligación de intervenir y resolver los problemas que aquejan a la FP desde hace 10 años, cuestión que se ha advertido cuando ponemos sobre la mesa la infrautilización de los centros integrados de formación profesional creados en los últimos tres años y en una comparecencia del pasado 18 de febrero, llamando la atención sobre la necesidad urgente del cumplimiento del deber que en esta materia tiene el gobierno de la región.

Algo avanzamos cuando, después de tanta insistencia por parte del PSOE, se lleva a la cámara regional una PNL que propone la normalidad de lo que debería hacer motu propio un buen gobierno. Hasta la oposición la hubiera votado si de esa manera se hubiera conseguido que hicieran los deberes.

La exposición de motivos reconoce un retraso considerable de los jóvenes que optan por continuar sus estudios en formación profesional tras obtener titulo de graduado en la ESO, en relación con la media de la OCDE y UE.

Esta situación es consecuencia de un desequilibrio de la oferta, donde nos encontramos con un exceso de universitarios y ausencia de titulados de FP. La inmigración sólo está alimentando a la oferta universitaria y a la de estudios primarios, donde hay serios problemas de abandono escolar.

En consecuencia, contamos con un número relativamente modesto de alumnos que se gradúan en España en ciclos formativos de grado medio. Un 10% menos de la media de la OCDE y un 16 % menos que la media de la UE, aunque nuestras cifras contrastan aún más con las de los países de políticas educativas más reconocidas, como Finlandia (53% de diferencia) Italia (47%) y Países Bajos (43%).

Superar este problema es importante porque a mayor nivel de estudios alcanzado, mayor es también la tasa de ocupación de hombres y mujeres, y menor es la diferencia que separa a ambas tasas (en España 37 puntos entre hombres y mujeres con sólo educación primaria y 8 puntos entre los hombres y mujeres con estudios universitarios). Por otra parte, tanto en España como en la OCDE y la UE, la tasa de desempleo disminuye según aumenta el nivel educativo; y lo hace con mayor intensidad en el caso de las mujeres: 14% en mujeres con estudios de primaria o inferiores y 7% en el caso de mujeres con estudios superiores. En cambio, el paro en los trabajadores que no han alcanzado una titulación oficial profesional (FP ó Universidad) es más del doble de la media del país. Cuestión que se observa en cada encuesta de población activa.

Apostar pues, por dar efectiva calidad a la formación profesional es apostar por reducir la brecha de género y luchar por la efectiva igualdad de oportunidades y es también luchar contra la precariedad e inestabilidad del empleo de los alumnos que entren en estos ciclos, dos objetivos loables. Pero volviendo a la exposición de motivos de la PNL, también hablan con cierta grandilocuencia del esfuerzo y del impulso que el gobierno de la Comunidad le da a la formación profesional. La tozuda realidad de los hechos muestra que una cosa es predicar y otra dar trigo, porque de los 27 títulos nuevos de formación profesional aprobados por el Ministerio de Educación durante los años 2007 y 2008, la comunidad sólo ha elaborado 15 currículos o, lo que es lo mismo, faltan 12 y por eso también se les enmendó. Piden urgencia pero ha pasado más de un año de inmovilismo y yo creo que no se puede dar con una mano lo que se quita con la otra y eso hay que decirlo para que, ya que han hecho propósito de enmienda, cumplan también la penitencia, que es lo que exige el tiempo litúrgico en que nos encontramos. El hecho es que no quisieron fijar un plazo para la elaboración de los currículos faltantes.

Hay ejemplos concretos de los incumplimientos. En cuatro de las titulaciones definidas el 14.12.07 por el Ministerio, la Comunidad no produjo el Decreto de los currículum hasta el 26.02.2009, más de un año después. Se han tomado su tiempo, perjudicando a quienes quieren cursar esos ciclos formativos. Está claro que ellos no tienen prisa.

Dicen también que Madrid es la única comunidad que ha creado en los últimos tres años, tres nuevos centros integrados. Esto es verdad, pero no es toda la verdad. Hay comunidades que ya cuentan con verdaderas redes como es el caso de Asturias, con 6 centros, o el de la Generalitat Valenciana, con 12 centros. Pero, otra parte de la verdad que no han dicho es que los centros integrados que han creado funcionan con el REAL DECRETO 1558/2005, de 23 de diciembre, del Ministerio de la Presidencia, por el que se regulan los requisitos básicos de los Centros integrados de formación profesional, mientras que comunidades como Asturias y Castilla la Mancha han desarrollado los propios. Valencia, por ejemplo, con el DECRETO 115 /2008, 1 de agostoafronta con mayor eficacia el asunto del que tratamos. Dada la agilidad, podrían copiar alguno de estos ejemplos para Madrid.

El gobierno de España estableció una hoja de ruta para superar los problemas de la formación profesional, algo tan necesario para conseguir un nuevo modelo económico y un capital humano y social adecuado a un modelo productivo basado en el conocimiento. Requerimos formación de la máxima calidad, 200.000 nuevos alumnos de FP en grado medio y, también, aprovechar el talento y la experiencia de la movilidad internacional. La coherencia en estas propuestas fue evidente en la feria de Formación Profesional, la que aprovecharon miles de jóvenes que acudieron a conocer las posibilidades que esta formación ofrece.

Que la Comunidad manifieste la voluntad de ponerse a tono con todos estos objetivos es positivo, pero hay que apurarse para que las buenas intenciones no queden en labia autocomplaciente y para que suponga un revulsivo a la política dormida del gobierno regional, arrimando el hombro en las soluciones a largo plazo que conduzcan a un modelo de crecimiento sostenible para nuestra región.

Yolanda Villavicencio M. es diputada Socialista Asamblea de Madrid. Es licenciada en Económicas y Ciencias Empresariales, especialista en Cooperación Internacional al Desarrollo, especialista en Mujer y Desarrollo, máster en Migraciones y Relaciones Intracomunitarias y en los últimos ocho años ha dirigido la entidad AESCO, especializada en migraciones, cooperación al desarrollo y codesarrollo.

Una feria más que necesaria
Comentarios