#TEMP
viernes 27/5/22

Felipe avisa a ZP: ¡los ciudadanos se merecen algo más!

NUEVATRIBUNA.ES - 2.6.2009Aunque se tenga que morder la lengua en ciertos momentos, pues probablemente apoyaría una reforma laboral en la línea del “manifiesto de los cien”, Felipe González sigue siendo el gran orador de la izquierda… de la derecha y del centro político español.
NUEVATRIBUNA.ES - 2.6.2009

Aunque se tenga que morder la lengua en ciertos momentos, pues probablemente apoyaría una reforma laboral en la línea del “manifiesto de los cien”, Felipe González sigue siendo el gran orador de la izquierda… de la derecha y del centro político español. Su presencia en la campaña para las elecciones al Parlamento Europeo está sirviendo, sobre todo, para ofrecer algo de contenido: él y solo él ha hablado de lo que verdaderamente nos concierne, esto es, Europa y lo que nos jugamos con estos comicios a medio y largo plazo.

EN POSITIVO

El ex presidente español, con todos sus errores y contradicciones, ha sido el único que ha osado hablar en positivo en esta campaña. Por eso, las críticas al PP y a Mayor Oreja están ocupando un lugar marginal en su discurso. Felipe necesita el grueso de su tiempo –y se extiende todo lo que puede- para hablar de Europa: el reto de la lucha contra el cambio climático, el mantenimiento del “modelo social” y la lucha contra la crisis financiera solo pueden abordarse desde un ente unificado como la UE y, por supuesto, con una mayoría progresista en su Parlamento.

ANIMADOR CUALIFICADO

Por todo ello, y dada la decadencia del papel de los políticos profesionales en los tiempos presentes, la figura de Felipe González se asemeja a la de animador cualificado, o bien a la de estrella invitada para amenizar una importante cita. Parece difícil imaginarse un discurso como el suyo en boca de quienes utilizan el maldito “Falcon” para hacer campaña, o transforman torpemente propuestas propias en críticas a los errores o exabruptos emitidos por los contrincantes, rojos o azules.

TOMAR NOTA…

Bien haría más de un dirigente socialista en coger apuntes: al contrario que Aznar, que conoce la solución de los problemas pero calla, Felipe González envía a los actuales dirigentes socialistas, a sus compañeros, un mensaje solapado de crítica constructiva: a partir de ahora, no os queda una oportunidad más, a los ciudadanos hay que enseñarles y educarles en el voto; su nivel de exigencia, aunque se comporten de manera pasiva y narcótica, sigue siendo bastante alto.

…Y SUBIR EL NIVEL

Por eso, esta sin lugar a dudas desastrosa campaña para las elecciones europeas –por parte de todos los partidos- está teniendo, quizá, un aspecto positivo: la política de los valores, de los principios en afirmativo, vende y vende mucho. Buena nota podemos tomar medios y políticos para subir el nivel del discurso y del debate. Felipe no es Gandhi, ya lo sabemos, pero, al menos, con su profesionalidad, señala un camino menos vergonzoso y desesperante. Zapatero, si quiere, debería entrever la oportunidad y el consejo, legado generosamente por el maestro de oradores, y encantador de serpientes.

Andrés Villena es periodista y economista.

Felipe avisa a ZP: ¡los ciudadanos se merecen algo más!
Comentarios