lunes. 24.06.2024

Bienvenidos puñeteros

NUEVATRIBUNA.ES - 22.2.2009¡A la huelga cien, a la huelga mil �! ¡Bravo por los jueces! ¡Así se hace! Este es el momento de achuchar al Gobierno, ahora que están estos, que ya se sabe que ladran, pero no muerden. Ahora que tenemos a un rojo cazador al frente del Ministerio de Justicia.
NUEVATRIBUNA.ES - 22.2.2009

¡A la huelga cien, a la huelga mil �! ¡Bravo por los jueces! ¡Así se hace! Este es el momento de achuchar al Gobierno, ahora que están estos, que ya se sabe que ladran, pero no muerden. Ahora que tenemos a un rojo cazador al frente del Ministerio de Justicia. ¡Qué gozo de asambleas! ¡La asamblea es soberana! La unidad de todos, como dice Marcelino, los del mono azul, los del cuello blanco y � los de la toga negra. ¡Adelante con las puñetas! Todos juntos en unión defendiendo la bandera de la santa profesión. Que no importa que esto de la justicia venga de muy atrás, desde el franquismo, sin medios, sin recursos, ahora es el momento.

¿Quien se atreve a decir que un juez ha hecho algo mal? Y al que lo diga lo empuráis. Qué placer para el oído revolucionario escucharos debatir sobre plataformas reivindicativas, comité de huelga y puntos irrenunciables. Qué regocijo ver cómo se exige una subida salarial del 3,5. Así se mueve el patio y nada de acogotarse con la crisis y los nubarrones amenazantes del paro. A vosotros, plin. Ni os pueden echar, ni os pueden sancionar (al que se atreva lo metéis entre rejas) y si os encerráis, a ver qué madero os dice que desalojéis: “- A ver su número, nombre y grado”. Aquí está, avanzando, la marea negra con los mazos en alto prestos a descargar el golpe (simbólico, claro) sobre la testuz de un Gobierno que no se debió meter nunca a decir que un juez se había equivocado dejando en libertad a un violador de niñas. Un Gobierno que todo el día está alardeando de la independencia del Poder Judicial, que es un Poder del Estado ¡se va a enterar de lo que es el poder de los jueces! Porque ¿para qué es el poder, vamos? Para hacer y deshacer ¿no? Y ahora toca deshacer lo que se pueda.

La clase obrera dormida, que no le monta una huelga general a ZP, como dicen en Galicia, “con razón ou sin ela” y como reclama Cayo, va a tener una lección en la VPP (vanguardia proletaria puñetera), que marca el camino (¿camino, Camino� de que me suena?) como lo marcan las asociaciones defensoras de la Familia contra la Ciudadanía impía. Peticiones justas ¡toma ya! Como la de que los parados tengan trabajo (Constitución dixit), las mujeres derecho a su propio cuerpo, los jóvenes a una vivienda digna, los jubilatas a una pensión suficiente. Por eso ¡todos en huelga! No el mes que viene, mañana mismo, detrás de los compañeros de los mazos y las puñetas y también los polis y los picoletos (que ya está bien de que a esos les empuren por manifestarse) y los militares, pues también tendrán derecho lo mismo que los demás, digo yo� Y los diputados, ¿por qué no? Fíjese si no tienen razones para quejarse de que todo el día les estén espiando: los espías de Génova, los de la Puerta del Sol, los de Cibeles, los “compañeros” de partido (estos sí que espían de lo lindo, por si acaso algún día �). Los banqueros, hartos de que el Gobierno les cargue con el muerto de la crisis, ellos que se sacrifican tanto congelándose el sueldo. Y los obispos, claro que sí: ¡ para que se vea que el infierno está cerca si no les hacen caso! Y bueno, puestos así: el Gobierno en pleno a la huelga, que ya está bien de que todo el mundo le eche la culpa de todo.

Bienvenidos puñeteros, con vosotros hasta la victoria siempre.

Pedro Díez Olazábal

Bienvenidos puñeteros
Comentarios